Opinión

2009 y los propósitos………para otros

A dos días de terminar el año, resulta inevitable pensar en lo que nos deparará el siguiente.  Es tiempo de hacer balances. Son tiempos de esperanza. Deseamos borrar con la última uva todo aquello que nos causo algún apremio y al mismo tiempo levantar el telón que nos presente un nuevo escenario. Propósitos no cumplidos se renuevan y se añaden algunos más. Desde el mas socorrido que es el no fumar mas hasta el de bajar unos kilitos que sobran o realizar el viaje tantas veces pospuesto.

El balance, en términos generales del año que termina, no resulta muy favorable para el ánimo. Un año de gran desasosiego por los hechos de violencia, por la creciente inseguridad, por la pérdida de empleos, por el incremento del costo de la vida, por la devaluación, por el fracaso en las olimpiadas, por la baja de remesas de los migrantes, por la caída del precio del petróleo, por el aumento en las tasas de interés de las tarjetas de crédito, por las extorsiones, los levantones y los secuestros y un largo etcétera.

Súmele a todas esas desgracias el acoso verborréico de que somos victimas por parte de los políticos que no las perciben así y que en un exceso de optimismo irresponsable, visualizan lo anterior como “áreas de oportunidad”.

En virtud de lo expuesto, es que, este año, declino realizar el tradicional ritual de fijarme propósitos personales, pero me doy a la tarea de elaborar propósitos para otros. Es una recopilación de opiniones recabadas “detrás del mostrador” de personas comunes.

Por número de menciones, van por delante los legisladores, tanto locales como federales. Sabido es que son ellos quienes conforman la institución  mas desprestigiada del país. Y no es gratuito, se lo han ganado a pulso. El propósito menor que se deben hacer es el de simplemente trabajar más y hablar menos y cuando esto último se dé, conectarse el cerebro con la lengua; que trabajen más y mientan menos; que trabajen más y cobren menos; que trabajen más por  el país y menos por  sus partidos.

Los propósitos expresados, son un claro mensaje de los opinantes hacia los próximos candidatos a diputados federales que suplirán a los actuales. 500 salen, 500 entran. Otra comalada que se espera diferente de la que se va. De ellos nos ocuparemos en su momento.

Un buen propósito de la presidencia municipal de la capital, seria el de informar con claridad en qué consiste convertirnos en la ciudad mejor equipada de Latinoamérica, en cuanto a seguridad se refiere. Propóngase señor presidente ilustrarnos cómo se encuentran equipados en Buenos Aires, en Montevideo, en Santiago, en Asunción, en San José y qué resultados tienen en la prevención del delito.  Cuando éste disminuya ostensiblemente, entonces se le creerá.

No se empeñe en convertir a Aguascalientes en la Dubái hidrocálida. Ni le alcanza el dinero y mucho menos el tiempo, aunque le sobre imaginación. Propóngase resolver los problemas propios del municipio mas apremiantes.

Varias menciones de propósitos acumula el gobierno del estado. No son tan complicados. Se puede resumir en propósitos de transparencia efectiva, propósitos de austeridad, de menor gasto en imagen que ya no cumple el objetivo de informar. Se reclama seguridad, condiciones para crear empleos, mejor  y más educación, atracción para inversionistas, salud. El reclamo en sí, prefigura carencia. Ahí están los propósitos renovados para el último tercio de la faena.

Del Sr. Calderón, nos hemos ocupado con anterioridad en éste espacio,  lo que no impedirá que nos ocupemos de él en otra oportunidad, aunque no sea su propósito.

El hecho de fijar propósitos, implica un deseo, una esperanza que, de cumplirse éstos, se recobrará la confianza perdida, se recobrará credibilidad.  

Es estimulante que se mantenga una esperanza. Lo preocupante es que ésa esperanza se deposite en una persona como quien resolverá todos y cada uno de los problemas. Tal parece que, nuevamente,  esta personificación de redención recae en la figura del presidente, pero el que iniciará su gestión el próximo 20 de enero.

Como no todo es política y políticos, hago un espacio para expresar mis buenos deseos para el año en puerta a todo el equipo de la naciente Jornada Aguascalientes así como a sus lectores y sociedad toda.

[email protected]


Vídeo Recomendado


The Author

Fernando Rivera Ibarra

Fernando Rivera Ibarra

No Comment

¡Participa!