Opinión

Entre esos tipos y yo

La noche de lunes a martes de la semana pasada, fue noche de cuchillos largos, noche de traición; los capos de todas las mafias, tanto los del PAN, el PRI y el PRD, como los otros capos chiquitos, acordaron votar a favor de la Ley de Ingresos de la Federación para el Ejercicio Fiscal de 2010. Este contubernio de cinismo pandilleril trajo a la memoria aquella famosa frase de Jacques Chirac, pronunciada en plena campaña parlamentaria de 1988: “Las adhesiones son la fórmula política de la traición”. ¡Ups!

Con todo respeto, Felipe Calderón Hinojosa, Agustín Carstens, Fernando Gómez Mont, Georgina Kessel Martínez, Javier Lozano Alarcón, Gerardo Ruiz Mateos, Alejandro Werner, José Antonio Meade, Dionisio Pérez Jácome, Luis Pazos, César Nava, Josefina Vázquez Mota, Gustavo Madero, Felipe González González, Rubén Camarillo, Francisco Ramírez Acuña, Luis Enrique Mercado, José Antonio Arámbula López, Raúl Gerardo Cuadra García, María de Lourdes Reynoso Femat, Nancy González Ulloa, Valdemar Gutiérrez, Jesús Ortega, Guadalupe Acosta Naranjo, Alejandro Encinas, José Narro, Jesús Zambrano, Beatriz Paredes Rangel, Francisco Rojas Gutiérrez, César Augusto Santiago, David Penchyna, Víctor Flores, David Hernández Vallín, Margarita Gallegos Soto, entre tantos otros traidores que se presumen gente de bien…    


Probablemente en su pueblo se les recordará 
como cachorros de buenas personas, 
que hurtaban flores para regalar a su mamá 
y daban de comer a las palomas. 
Probablemente que todo eso debe ser verdad, 
aunque es más turbio cómo y de qué manera 
llegaron esos individuos a ser lo que son 
ni a quién sirven cuando alzan las banderas. 
 
Hombres de paja que usan la colonia y el honor 
para ocultar oscuras intenciones: 
tienen doble vida, son sicarios del mal. 
Entre esos tipos y yo hay algo personal. 

Rodeados de protocolo, comitiva y seguridad, 
viajan de incógnito en autos blindados 
a sembrar calumnias, a mentir con naturalidad, 
a colgar en las escuelas su retrato. 
Se gastan más de lo que tienen en coleccionar 
espías, listas negras y arsenales; 
resulta bochornoso verles fanfarronear 
a ver quién es el que la tiene más grande. 
 
Se arman hasta los dientes en el nombre de la paz, 
juegan con cosas que no tienen repuesto 
y la culpa es del otro si algo les sale mal. 
Entre esos tipos y yo hay algo personal. 

Y como quien en la cosa, nada tiene que perder. 
Pulsan la alarma y rompen las promesas 
y en nombre de quien no tienen el gusto de conocer 
nos ponen la pistola en la cabeza. 
 
Se agarran de los pelos, pero para no ensuciar 
van a cagar a casa de otra gente 
y experimentan nuevos métodos de masacrar, 
sofisticados y a la vez convincentes. 
 
No conocen ni a su padre cuando pierden el control, 
ni recuerdan que en el mundo hay niños. 
Nos niegan a todos el pan y la sal. 
Entre esos tipos y yo hay algo personal. 

Joan Manuel Serrat, Algo personal.  

Un punto de vista y 28 firmas. 
El pasado miércoles 21 de octubre, en la página 13 del diario La Jornada, apareció un pronunciamiento de 28 intelectuales y académicos mexicanos en torno al conflicto del gobierno calderonista con el Sindicato Mexicano de Electricistas. El escrito se titula “Cuatro preguntas al gobierno federal y un punto de vista”. Por falta de espacio y por considerarlo de relevancia, transcribo aquí únicamente el punto de vista de los intelectuales. 
5. Estamos claros: Luz y Fuerza del Centro ha tenido graves problemas de operación y finanzas, las tarifas eléctricas se han disparado sin control (cortesía de la secretaría de Hacienda), el servicio deja mucho que desear, se han generalizado los abusos en los cobros (curioso modo de buscar apoyo a la liquidación) y la atención a los usuarios ha sido pésima, cuando no deliberadamente insultante. Atribuirle al sindicato decisiones que han sido del gobierno federal es un pobre escamoteo de la realidad. Sin pretender eludir la parte significativa que le corresponde a los sindicalizados, la crisis de la empresa tiene que ver sobre todo con la política de desmantelamiento sostenida durante quince años por las administraciones sucesivas. En este tiempo y sin justificación alguna no se ha invertido nada en la modernización del equipo y su mantenimiento; se ha empeorado el servicio y encarecido para todos los usuarios (no favorecidos). Y se ha concesionado, sin explicaciones, la fibra óptica de LyFC a una empresa encabezada por dos ex secretarios de Energía panistas, se trata de un extraordinario negocio que en el país puede alcanzar ganancias por seis mil millones de dólares anuales. 

Atentamente. Marco Antonio Campos, Rolando Cordera, Arnaldo Córdova, Laura Esquivel, Bolívar Echeverría, Víctor Flores Olea, Luis Javier Garrido, Héctor Díaz Polanco, Antonio Gershenson, Enrique González Pedrero, Hugo Gutiérrez Vega, David Ibarra, Luis Linares Zapata, Guadalupe Loaeza, Lorenzo Meyer, Roberto Morales, Carlos Monsiváis, Jorge Eduardo Navarrete, Carlos Payán, Carlos Pellicer López, José María Pérez Gay, Sergio Pitol, Elena Poniatowska, Ida Rodríguez Prampolini, Adolfo Sánchez Rebolledo, Carlos Tello Macías, Víctor Manuel Toledo y Héctor Vasconcelos. 

Pilones. 1. “Si en mi defensa escribo es culpa de quien me provoca, no mía, que yo estoy obligado a responder” (San Jerónimo). Soy un desobligado, en esta ocasión prefiero callar. 2. En alguna ocasión Platón vio a Diógenes lavando unas lechugas y acercándose le dijo: “Si lisonjearas a Dionisio (el tirano), no lavarías lechugas”. Diógenes le respondió: “Y si tú lavaras lechugas, no tendrías que lisonjear a Dionisio”. 3. Se constata una vez más que hay deficiencias en la habilidad lectora de los mexicanos. 4. Para entender lo que está pasando, una lectura recomendable: Rafael Cordera Campos, “De privilegios y malas intenciones”, La Jornada, 25-10-2009, p. 19 y Rafael Cordera Campos, El Movimiento Obrero y la estrategia de desarrollo económico, 1971-1976. El caso de los electricistas democráticos. Tesis profesional. Facultad de Economía, UNAM, 1976.


Vídeo Recomendado


The Author

Enriquerodriguez

Enriquerodriguez

No Comment

¡Participa!