Opinión

El primer recorte / Enredos financieros

Estimado lector, el viernes pasado el secretario de Hacienda, Luis Videgaray, hizo el anuncio del primer recorte al presupuesto del 2015, aduciendo al respecto la baja del precio del petróleo que es lo que ha llevado a tomar esa determinación.

El ajuste al presupuesto es por siete mil millones de pesos, los cuales se harán en recortes principalmente a los sueldos de altos ejecutivos del Gobierno Federal, así como en Pemex y CFE.

La incertidumbre del anuncio no se ha hecho esperar. Las convocatorias que se habían ya hecho públicas en los diversos programas del gobierno o cerraron antes o han sido puestas en stand by, las dependencias están paralizadas porque no saben que va a pasar.

Las calificadoras han tomado esta noticia con motivo de preocupación, y muchas de ellas de forma inmediata han bajado el crecimiento proyectado del país de 3.3% a 2.5% debido a este recorte.

¿Es correcto asumir que debido a este recorte el gobierno tendrá menos dinero y por tanto tendrá problemas para ejercer su obligación para este año? ¿Cuáles son las lecturas que podemos dar al recorte?

Sobre lo correcto o incorrecto del recorte lo podremos saber sólo con el tiempo, ya que no tenemos una bolita de cristal como para saber que deparará el mundo económico en este año. Pero sí podemos y debemos dar las siguientes lecturas sin problema:

  1. ¿Hasta donde es estrategia del gobierno el recorte? Como hemos platicado en esta columna, las coberturas que se contrataron este año, aunque tardías, pudieron bien evitar una catástrofe presupuestal, amarrando el precio de petróleo muy por arriba del que está actualmente, siendo un detrimento mínimo en el presupuesto de egresos, por lo que el mismo recorte puede ser en función de tener “legalmente” un tope de ingresos menor, y si se excede ese tope, tener ese dinero para poder gastarlo de manera discrecional este año. Ya hemos visto que aquellos presidentes que tuvieron excedentes petroleros y no eran sujetos de fiscalización fueron utilizados de manera totalmente discrecional por parte de ellos.
  2. La otra lectura que podemos dar a este recorte es que el gobierno se ha endeudado de manera importante y no quiere continuar con ese endeudamiento. Ha duplicado el monto de endeudamiento de los sexenios anteriores y aunque todavía es muy manejable, el retroceso en la aplicación de las reformas financiera y energética, y por ende la obtención de recursos por ese medio, ha hecho que el doctor Videgaray reconsidere el endeudamiento como opción.
  3. O bien, es real el problema para el país, y entonces se está buscando una mejor manera de salir adelante este año, así como el hecho de que bien se puede estar haciendo un ahorrado para el año siguiente que si la perspectiva del precio del petróleo sigue como hasta ahora (y parece que así será), la perspectiva económica no es muy halagüeña para el país.

Esas son las lecturas que podemos tener sobre el estado del país y del recorte que se anunció. Esperemos y sea el último recorte del año.

Por otra parte, regresando a Europa, tenemos las siguientes condiciones en ese continente que hay que tener presentes y mucho cuidado en ellas.

La primera de ellas es que parece que Grecia se quiere salir de la zona Euro sin afectar de forma importante a los demás países, pero desafortunadamente está en el punto en el que va a afectar a los demás países sobre todo a Alemania, porque quiere renegociar su deuda (el 70% de la misma) con un descuento en su pago.

En el caso de que le acepten esta circunstancia, es probable que se venga en cascada una situación insostenible para ese continente, porque los demás países que tienen problemas con sus deudas como lo son España, Italia, Islandia, entre otros, pueden llegar a hacer las mismas demandas.

Además, el triunfo de la izquierda en Grecia ha dado pie al fortalecimiento de partidos de extrema, tanto izquierda, como derecha, como independentistas que pueden sin lugar a dudas llevar a un caos a Europa.

Lo que no hay que olvidar en ese sentido es que en Europa se han comenzado las últimas grandes conflagraciones mundiales, y aunque desde la Segunda Guerra Mundial no se ha obtenido paz en todo el mundo en un momento específico, sabemos que allí se podría gestar algo de proporciones descomunales.

Al tiempo.

Comentarios a finanzasmodernas@gmail.com

The Author

José de Jesús González Serna

José de Jesús González Serna

No Comment

¡Participa!