Opinión

2016: Año de Jesús Terán / Tlacuilo

El sábado de la semana próxima, 25 de Abril, se cumplirán 149 años de que el cuerpo enfermo y extenuado de Jesús Terán dejó de existir en París, no sin antes notificar al presidente Benito Juárez que la misión confidencial que le encomendó durante sus tres últimos años de vida para defender la integridad de nuestra nación desde el terreno diplomático en contra de la artera invasión militar proveniente de Francia, había sido cabalmente cumplida, pues el emperador Napoleón III había tomado la decisión de retirar su ejército de nuestro país.

Ese día a las 10:00 de la mañana, al igual que otros años, los ciudadanos que deseamos recordar su memoria, su valor cívico y su formidable capacidad para defender nuestra soberanía, rendiremos sencillo homenaje ante su tumba del Panteón de La Salud.

Sesquicentenario. Previendo que el próximo año se cumplirán 150 de tal acontecimiento, quienes constituimos el grupo de Amigos de Jesús Terán nos apersonamos ante el H. Congreso del Estado para solicitar que el 2016 fuese declarado Año de Jesús Terán.

Fuimos recibidos y cordialmente atendidos por la Comisión de Educación y Cultura integrada por los ciudadanos diputados Salvador Dávila Montoya -presidente-, Juan Manuel Méndez Noriega -secretario-, y Juan Francisco Ovalle García, Eduardo Rocha Álvarez y Cuauhtémoc Escobedo Tejeda -vocales-, quienes no sólo escucharon con interés la exposición con la que apoyamos nuestras peticiones, sino que manifestaron su propósito de presentar el proyecto correspondiente ante el pleno de la H. LXII Legislatura en el transcurso de mayo próximo, para su debido análisis y resolución.

Otras peticiones. Como no se trata sólo de promover actos formales de huella pasajera, lo que pretendemos -inspirados en el esclarecido ejemplo de Jesús Terán- consiste en realizar una labor cívicocultural permanente dirigida en especial a los niños, los adolescentes y los jóvenes, con el propósito de infundir en ellos el ánimo de normar su conducta en valores de servicio a la comunidad y defensa de la soberanía; así pues, solicitamos a los ciudadanos legisladores considerar la conveniencia de analizar las siguientes peticiones adicionales:

  1. Que se tramite ante el Congreso de la Unión la misma petición de dedicar el año a Jesús Terán, pero a nivel nacional.
  2. Que se inscriba su nombre en el Muro de Honor del propio Congreso de la Unión.
  3. Que se emita un sello postal y una moneda conmemorativa que perpetúen el testimonio.
  4. Que se restituya su retrato en la galería de titulares de la Secretaría de Relaciones Exteriores.
  5. Que durante el año 2016 se difunda su vida y obra entre los estudiantes del estado por conducto del Instituto de Educación de Aguascalientes;
  6. Que se haga lo propio a la población en general, por medio del Instituto Cultural de Aguascalientes y sus dependencias en el estado.
  7. Que se programen actividades de difusión tanto a nivel nacional como internacional, especialmente aquellas enfocadas a la región a la que pertenecemos, que es América Latina.
  8. Para conmemorar dignamente en el ámbito de la capital del estado el Año de Jesús Terán, se sugiere la conveniencia de crear el Centro cívico y cultural de la Reforma Jesús Terán; crear una biblioteca pública “José María Mora Ruiz”, con base en la colección de documentos de la época de la Reforma que reunió este acucioso investigador aguascalentense que, a la vez, fue uno de los más entusiastas difusores de la vida y la obra de Jesús Terán; crear un taller de artes plásticas “Francisco Semería” con especial dedicación a la clase trabajadora del estado de Aguascalientes, tan diestra en estas disciplinas; procurar el mantenimiento adecuado de la estatua de Jesús Terán y de la zona en que se encuentra; y restaurar el mercado Jesús Terán.
  9. Entre las actividades oficiales de la conmemoración del fallecimiento del prócer el 25 de Abril del 2016 se restablecerán los bustos de Jesús Terán y José María Chávez en su lugar de origen, que fue el Jardín del Estudiante, considerando que la creación más preciada para el primero fue el Instituto Literario de Ciencias y Artes, que fundó el 25 de Enero de 1849; el segundo acondicionó el exconvento de San Diego como establecimiento definitivo del Instituto, ahora Universidad Autónoma de Aguascalientes.
  10. Finalmente, incluimos también la de cambiar la denominación de nuestro estado por la de Aguascalientes de Terán.

Entendemos que algunas de las propuestas requieren de tiempo y trámites que exceden el término de la presente legislatura y que otras son de la competencia exclusiva del poder ejecutivo; sin embargo, consideramos conveniente exponer el paquete completo porque ayuda a visualizar la dimensión y significado del proyecto, que de considerarse justo podría traducirse en recomendaciones a futuro para quienes correspondiera.

“Por la unidad en la diversidad”

Aguascalientes, México, América Latina.

[email protected]


Vídeo Recomendado


The Author

Netzahualcóyotl Aguilera R. E.

Netzahualcóyotl Aguilera R. E.

No Comment

¡Participa!