Política

Sólo son cinco los candidatos transparentes en Aguascalientes

  • Persiste la opacidad en los candidatos a diputados federales por Aguascalientes
  • Cinco de los 30 se sumaron a Candidato Transparente, la información que presentaron resulta cuestionable y carente de detalles

Por Alejandra Huerta y José Fermín Ruiz E. Muñoz

 

Si bien la mayoría de los candidatos a diputados federales por Aguascalientes ha ignorado la iniciativa de Candidato Transparente, propuesta por el Instituto Mexicano para la Competitividad (IMCO) y Transparencia Mexicana, existen cinco de los 30 que sí lo han hecho; sin embargo, no transparentan adecuadamente sus perfiles, persiste la opacidad en muchos de los rubros que solicitan los formatos correspondientes, siendo María de los Ángeles Aguilera Ramírez, candidata por el Partido Revolucionario Institucional (PRI) en el Distrito II, la última en sumarse.

De los cinco perfiles que se sumaron existen diversos elementos que permiten cuestionar la información vertida, así como inconsistencias o incongruencias a la hora de responder cada rubro de las tres declaraciones, siendo la patrimonial la que presenta menos deficiencias a la hora de ser contestada, mientras que la de no conflicto de interés refleja un mayor número de incongruencias de los candidatos.

Están inscritos ya Arlette Muñoz, por el Distrito II, y Jorge López, por el Distrito III, ambos de Acción Nacional (PAN); por el PRI, María de los Ángeles Aguilera Ramírez, candidata por el Distrito II, y José de Jesús Ríos, por el Distrito III; y Bryan Alafita, también en el Distrito III por el Partido Verde Ecologista de México (PVEM).

En el caso específico de las declaraciones de la candidata priista por el Distrito II, María de los Ángeles Aguilera Ramírez, destaca su dependencia de salarios emanados de cargos públicos, como diputada local y subsecretaría de gobierno, que le permitieron ingresos anuales por hasta 871 mil pesos anuales; también se observa su desvinculación con espacios empresariales, de participación como accionista o en consejos de administración; actividades filantrópicas, así como de sus familiares. Manifiesta tener únicamente un préstamo y una propiedad, además de dos créditos bancarios por la adquisición de vehículos durante el presente año. Su declaración de impuestos corresponde al cargo por el que cuenta con licencia, como diputada local.

Arlette Muñoz Cervantes, candidata del Distrito II por el PAN, refleja que su familia cuenta con cinco bienes inmuebles, de donde se destaca el poder adquisitivo del padre, teniendo una cuenta de inversión derivada de su vinculación en el sector de la construcción, habiendo realizado trabajos para el Senado, así como la madre, de profesión odontóloga, que trabaja en el Instituto de Servicios de Salud del Estado de Aguascalientes (Issea). La candidata a diputada federal manifiesta también su pertenencia a asociaciones civiles, pero sin participación en actividades filantrópicas. Y aunque declara tener ingresos por 350 mil pesos anuales por la prestación de servicios profesionales, en su declaración de impuestos no presenta información alguna.

Mauricio Alafita Sáenz, candidato a diputado federal por el Distrito III del PVEM, no refleja ingreso alguno, salvo en 2012 cuando trabajó de junio a octubre en el Poder Judicial de la Federación como oficial federal, por lo que recibió una compensación de 24 mil pesos. Su declaración refleja que cuenta con bienes muebles por un valor de 27 mil pesos y una inversión bancaria inferior a los 100 mil pesos. A pesar de que cuenta con un cargo como líder juvenil del PVEM en el estado, la información refleja la dependencia de sus padres; su madre trabaja en el CRIT Aguascalientes y su padre en la iniciativa privada, ambos con cargos administrativos. Mientras que la declaración fiscal, considera Alafita Sáenz, no tiene obligaciones en materia tributaria.

El panista Jorge López Martín y el priista José de Jesús Ríos Alba son los que dan cuenta de mayor opacidad en sus informes. El primero de ellos declara tener ingresos anuales por 949 mil 426 pesos, de los cuales 549 mil 426 son por cargos públicos; 300 mil por actividades industriales y comerciales, 50 mil por servicios profesionales y 50 mil por otras actividades. La información arroja que su concubina tiene ingresos anuales por 900 mil pesos, sin embargo no se arrojan más detalles. Cuenta con una casa con valor de un millón  270 mil pesos, por donación, en Aguascalientes; y otra más en el Estado de México a nombre de su cónyuge, sin que se detalle el costo. No cuenta con inversiones bancarias ni bienes muebles, y destaca su vinculación con el sector empresarial, especialmente el de transporte, donde ha ocupado cargos honorarios pagados y sin sueldo alguno. A pesar de ello, no tiene participación de familiares en direcciones y consejos de administración en empresas; pero tiene participación mayoritaria en cuatro empresas, tres nacionales y una internacional.

El aspirante a diputado federal por el PAN dice contar con dos tarjetas de crédito y un crédito personal, aunque llama la atención que su cónyuge o dependientes directos carezcan de dichos beneficios. En lo que respecta a sus actividades profesionales hace referencia a su labor como presidente del Comité Directivo Estatal del PAN, así como jefe de la oficina de la presidencia, en Aguascalientes, sin embargo, no aclara los montos recibidos por dichas funciones.

Presume cargos honorarios como columnista de este medio, así como consejero nacional del PAN, y agrega la participación en actividades filantrópicas, dentro del movimiento Transportistas en Acción, aunque establece que no tiene familiares que participen de dichas actividades, y también niega haber recibido patrocinio o donativo alguno, además, su declaración se presenta de manera personal, por los servicios de los que ha sido partícipe, sin detallarse lo relacionado con su función empresarial.

José de Jesús Ríos Alba, candidato a diputado federal del PRI por el Distrito III, manifiesta tener una remuneración de 189 mil 443 pesos anuales, de los cuales 155 mil 281 son concernientes a servicios profesionales y 34 mil 162 por actividades financieras. Declaró tener cinco casas y un terreno, con un valor en conjunto de las propiedades que asciende a los cuatro millones 87 mil 919 pesos, a lo que se suman tres vehículos de lujo que en conjunto suman un valor de un millón 375 mil 662 pesos, mientras que ningún dependiente económico o la concubina cuenta con vehículo alguno.

Ríos Alba dice tener una sociedad de inversión mayor a 500 mil pesos, sin conocerse la entidad ante la que se encuentra sustentada dicha inversión, a lo que se suma un crédito hipotecario por 750 mil pesos. Las principales deficiencias en la información del priista corresponden a sus ingresos, ya que si bien dice contar con más de 189 mil pesos anuales, en su desarrollo profesional manifiesta ser médico pediatra con ingresos por 300 mil pesos, a lo que se agrega su función como profesor de la Universidad Cuauhtémoc, donde no establece el sueldo recibido.

Ha ocupado cargos honorarios en consejos de pediatría local y nacional, sin tener participación en asociaciones filantrópicas o haber recibido viajes financiados por terceros y ser partícipe de patrocinios o donativos, tanto recibidos como realizados. Su declaración fiscal refiere el pago del Impuesto al Valor Agregado (IVA) y el Impuesto Sobre la Renta (ISR), lo que refleja sus ingresos tanto profesionales como empresariales.

También destaca lo relativo a la ocupación de familiares en la esfera pública, ya que a través de la declaración de no conflictos de interés se puede percibir que su hija, hijo, yerno y hermano trabajan en cargos de la función pública ya sea en instituciones de salud, como en posiciones administrativas y técnicas en el gobierno estatal.

A tres días de que concluyan las campañas, ningún representante de los partidos de izquierda como el Partido de la Revolución Democrática (PRD), el Partido del Trabajo (PT) o de Movimiento Ciudadano (MC) han presentado sus documentos, a pesar de que varios de ellos afirmaron que no tendrían problemas para sumarse, como es el caso del legislador local con licencia, Jesús Rangel de Lira del PT, aspirante por el Distrito II; o Victoria Romo de Movimiento Ciudadano, por el Distrito II, y si bien presentó su declaración patrimonial ante los medios, hasta el momento no aparecen sus datos en la plataforma web www.candidatotransparente.mx. En el ámbito nacional se han registrado 331 candidatos que pelearán por diputaciones, gubernaturas y  alcaldías.


Vídeo Recomendado


The Author

La Jornada Aguascalientes

La Jornada Aguascalientes

3 Comments

  1. 01/06/2015 at 08:20 — Responder

    Hasta la China Agulera miente en estos de sus 871 mil pesos ingresos anuales, ya que como subsecretaria recibió $90 mil mensual y como diputada es de $72 mil mas dietas, la señora no y el Doctor, porque no quiere que se sepa su patrimonio, no saben mentir, a estas personas la quieren para diputados a estos dos??, Yo no!!!

  2. miguel
    01/06/2015 at 19:29 — Responder

    creo que no hay una plataforma poliitica que se acerque alo que realmente necesita el estado de aguascalientes para como esta la situacion ya que los contendientes no hacen una propuesta que seria de beneficio no nadamas para el estado si no para el pais ya que es un insulto a todos nosotros siendo que el salario de una persona que realmente trabaja. es una burla y tenemos que pagar salarios altisimos a nuestros diputados.segun, a nuestra democracia Porque no se ponen un salario de acuerdo a lo que realmente hacen. .O sea . Si realmete lo hicieran por el pueblo otra cosa seria pero el pueblo les vale madre.Buscan un beneficio personal .

  3. Juan People
    02/06/2015 at 08:44 — Responder

    Puro vividor mantenido. Pero no se les olvide estar listos para votar mis proles ya que nadie tenemos ni tendremos semejantes ingresos piensen si vale la pena seguirle el juego a éstos animales

¡Participa!