Opinión

El transporte público de Aguascalientes / Punto crítico

Llegó el mes de diciembre y la ciudad se vuelve un caos en materia de vialidad. Si va a trasladarse en su automóvil, a cualquier hora y por cualquier ruta que decida tomar, seguramente habrá largas filas que derivan en contaminación y, por supuesto, en la pérdida de su valioso tiempo.

Y es que Aguascalientes está muy lejos de contar con proyectos de movilidad que permitan el flujo de vehículos más o menos continuo. Peor aún, nuestro sistema de transporte público sigue siendo tan deficiente a pesar de ser uno de los medios más utilizados por la población.

El secretario de Gestión Urbanística  y Ordenamiento del Territorio, Juan Carlos Rodríguez García, ha dado cuenta de las cifras: cerca del 40 por ciento de la población en el estado utiliza este medio para trasladarse de un punto a otro. En Aguascalientes se cuenta con un promedio de 700 camiones urbanos, de los cuales, cerca de 200 están fuera de la norma.  

Quejas de parte de los usuarios de camiones hay todos los días, las esperas de hasta una hora por ruta, mal estado de las unidades, trato despótico de choferes que cubren además jornadas extenuantes, rutas que no se cumplen, costo bastante alto para la “calidad” del servicio que se ofrece… y así podría yo continuar la lista de deficiencias.  

Finalmente el gobierno estatal ha anunciado hace unos días que en el último año de la actual administración por fin pondrá en marcha un proyecto de modernización de las unidades de transporte para Aguascalientes. Estrategias que asegura la autoridad, deberán “mejorar” este servicio, algo que muchos vemos como una realidad todavía muy lejana.

Tenemos la otra cara de la moneda. Las cifras de los vehículos que circulan en la capital. “El padrón de autos en el estado aumentó de 180 mil unidades en el año 2000 a más de 400 mil para el 2014; el promedio de carros por vivienda es de 2.3; además, cada año son insertados alrededor de once mil autos más al parque vehicular de Aguascalientes”.

Estos números sin duda son alarmantes y estamos, reitero, muy lejos de contar con una alternativa de movilidad que sea adecuada para el número creciente de habitantes en nuestro estado.

Países como Irlanda, por ejemplo, se han propuesto en unos cuantos años más, y con la finalidad de reducir las emisiones de gases contaminantes a la atmósfera, disminuir el número de automóviles que transitan por las calles en un proyecto de cero vehículos circulando, ¿de qué forma? mejorando por supuesto su sistema de transporte urbano e incluso promoviendo otros, como el uso de bicicletas.

Esta sin duda sería una alternativa ideal para todos los países, ¿qué hace falta? Además de voluntad de parte de los gobiernos, recursos y por su puesto sanciones para aquellos que presten el servicio y no cumplan con las normas legales pero, lo más importante, otorgarlo correctamente.

Por lo pronto en lo que nosotros como ciudadanos debemos participar sobre todo por la cuestión ambiental es siendo más conscientes en el uso de nuestro automóvil, buscar alternativas para trasladarnos en él cuando sea indispensable, organizando a nuestras familias y si es posible hasta a nuestros vecinos.

Y la exigencia a nuestras autoridades para que ponderen este tema como prioritario. En la medida en que Aguascalientes cuente con un medio de transporte que cubra plenamente las necesidades de la población podremos ver calles más despejadas, pero sobre todo ciudades menos contaminadas.


Vídeo Recomendado


The Author

Leticia Medina

Leticia Medina

1 Comment

  1. 21/12/2015 at 09:01 — Responder

    pues deben de hacer algo ya, le gente ya s edio cuenta que sale lo mismo pagar un carro y estar tomando camiones en los cuales s epagan demasiado, ademas d eser insalubres, grotescos, con choferes que en su vida han tenido capacitacion y que carecen de los mas minimos estandares de higene personal, yo veo muyyyyyy lejos que en Aguascaeinets se logre siquiera un minimo de calidad enel transporte publico.

¡Participa!