Sociedad y Justicia

Comenzará Congreso a analizar un paquete de reformas para la ejecución del Pimus

 

  • Para que el programa tenga éxito se necesita la voluntad de ciudadanía, autoridades y concesionarios
  • Concretará Comisión de Transporte Público reuniones de trabajo con la Seguot y la empresa que realizó el estudio

 

Para que realmente el Plan Integral de Movilidad Urbana Sustentable (Pimus) del Gobierno del Estado tenga efecto, debe existir un cambio de actitud en la ciudadanía, autoridades y concesionarios del transporte público así como una voluntad política sin que los intereses partidistas intervengan en la toma de decisiones; según lo indicó la presidente de la Comisión legislativa de Transporte Público, Lourdes Dávila Castañeda, quien en la sesión ordinaria de ayer por la mañana entregó a los diputados una serie de apuntes de la presentación del plan, con la finalidad de comenzar un análisis minucioso que se refleje en un paquete de reformas consensuadas.

A partir de esta semana, los integrantes de esta comisión comenzarán a trabajar en el tema, tras haberle manifestado al titular de la Secretaría de Gestión Urbanística y Territorial (Seguot) su solicitud de reuniones de trabajo en conjunto con el personal que realizó el Pimus, para empezar a conocer cuáles son las adecuaciones legales que se requieren por tratarse de un programa muy ambicioso: “Haya que ser conscientes que esto no se podrá tener activo en uno o dos años, esto es un trabajo minucioso y que requiere de muchos años”, la parte que les corresponde como diputados será la revisión a detalle de las reformas que se necesitan para dejar los cimientos legales que le permitan a las autoridades del estado, ejecutar el Pimus de manera correcta y sin complicaciones.

La legisladora priista indicó que la comisión cuenta con tres iniciativas pendientes de revisión que se relacionan con el tema de movilidad y transporte público, por lo tanto deberán empezar el estudio completo para sacar lo mejor de cada propuesta y adecuarlas con la Ley de Vialidad y el Código Urbano: “nos declaramos listos para empezar a trabajar y dejarles las bases para que este programa de once puntos se pueda ver reflejado en Aguascalientes”.

Desde su perspectiva, además del paquete de reformas legislativas, se necesita un cambio de mentalidad de todos, tanto de la ciudadanía como de las autoridades y una gran disposición de los concesionarios del transporte público, ya que son los que también tendrán que poner una parte del recurso: “a lo mejor se puede acordar un sistema de financiamiento porque dudo que tengan disponibles 500 millones de pesos”. Esto tendría que ir de la mano de un proceso paulatino donde los municipios se integren para hacer las adecuaciones a la infraestructura vial, porque ahora habrá carriles exclusivos, mejores banquetas, una señalética definida, transporte adaptado para todos; lo importante es que las administraciones siguientes le den continuidad sin perder tiempo.

Una de las líneas prioritarias es la regulación del transporte de carga, al ser el área que más ha afectado al pavimento de las vialidades así como a la obstaculización de la fluidez del tránsito. Así como el transporte público digno para todos los sectores: “Por cuestión de derechos humanos todas las unidades estarán obligadas a tener rampas para personas con discapacidad”, este punto es el que serán reformado como prioridad en los siguientes meses al complementarse con la iniciativa de Movimiento Ciudadano; se acompañaría de un sistemas de señalética y mapeo visual, en braille y auditivo: “son pasos importante que nos colocaría como un estado con transporte de primer nivel”.

Se reconoció que hay probabilidad de que exista una renuencia en un principio, pues estos cambios deberán incluir un pequeño aumento en las tarifas, el cual, a consideración de los diputados, a la larga valdrá la pena, pues permitirá contar con un servicio digno de transporte y una movilidad general.

Al concluir la sesión, la Comisión de Transporte Público enfatizó su interés por el reconocimiento que le dan al peatón y al ciclista, recordándose que según dicho estudio más del 30% de los viajes y traslados se hacen en bicicleta o a pie mientras que sólo el 1% lo hace en taxi: “esto ayudará al respeto del peatón y al ciclista que se reflejará en una disminución considerable del uso del vehículo particular”, ya que junto al transporte digno se ahorrará tiempo dinero y esfuerzo, y ya no tendrán que sacar su automóvil para trasladarse.

The Author

Itzel Acero

Itzel Acero

No Comment

¡Participa!