Opinión

Medalla Jesús Terán, desierta / Tlacuilo 

 

En cumplimiento de la disposición que anualmente establece la Ley de Premios que otorga el Congreso del Estado de Aguascalientes, la Comisión de Postulaciones de la LXII Legislatura del Estado lanzó su convocatoria el día 27 de Enero, para la presentación de propuestas de candidatos a obtener cada una de las doce medallas que se otorgan por los méritos a que se hubiesen hecho acreedores.

De acuerdo con la citada convocatoria, que puede usted consultar íntegra en el vínculo http://goo.gl/No9YAL una de esas medallas es la que lleva el nombre de Jesús Terán (Peredo), estímulo dedicado a personas físicas o morales que se distingan por su excelencia empresarial; algo así como el espíritu emprendedor en los negocios que se enseña en la UAA.

Siete meses después, el Congreso del Estado dio a conocer la lista de once agraciados que recibirán sus premios en solemne sesión a celebrarse el 22 de Octubre, faltando solo el correspondiente a la llamada medalla Jesús Terán (Peredo), que se declaró desierto[1] tal vez porque no se encontró a persona alguna que mereciera el calificativo de empresario distinguido.

Por su parte, la agrupación cívico-cultural Amigos de Jesús Terán encuentra lógica la falta de respuesta a la convocatoria en lo que toca a la llamada medalla Jesús Terán (Peredo), pues en la convocatoria se pinta un personaje con características de mercader o negociante que de ninguna manera coinciden con las de nuestro insigne patricio, pues la convocatoria citada da una imagen que no corresponde a la de Jesús Terán (sin su segundo apellido, que jamás volvió a usar desde el momento en que ingresó al Partido Liberal, decisión que debemos respetar).

En cambio no señala las cualidades que sí poseía, como la de haber demostrado su gran capacidad como legislador al presidir el Congreso Constituyente que perfeccionó la Constitución del Estado de Zacatecas en 1852, al que pertenecía nuestro territorio antes de convertirse en Estado Libre y Soberano, aspiración de liberales y conservadores que también él consiguió coronar en 1857, convirtiéndose a la vez en su primer Gobernador Constitucional, al tiempo que adquiría, como casa de gobierno, el señorial palacio que ocupa hasta la fecha; un gran intelectual y educador que organizó el primer sistema educativo estatal, laico y gratuito (para que se enteren los directivos del IEA); que también hizo realidad otro gran sueño liberal, consistente en crear el Instituto Literario de Ciencias y Artes, cimiento de la actual Universidad Autónoma de Aguascalientes (en la que sus directivos no han realizado un solo acto en su memoria durante los ocho meses que han corrido en este año dedicado por el Congreso del Estado a conmemorar el sesquicentenario de su muerte y el del natalicio de Jesús Contreras); que fue quien estableció una escuela para trabajadores de la que surgieron los obreros calificados que posteriormente atendieron los talleres de mantenimiento de los Ferrocarriles Nacionales de México; que activó el surgimiento del nacionalismo mexicano en el arte, de cuyo semillero surgieron nuestros genios plásticos, literarios y musicales entre los que se cuenta el también recordado Jesús Contreras (para que se enteren los directivos el ICA).

Pero además, por sus méritos nacionalmente reconocidos, Jesús Terán fue invitado por el presidente Comonfort para ocupar el Ministro de Gobernación y, posteriormente, por el presidente Benito Juárez para ocupar el de Justicia, Instrucción y Fomento, responsabilidad a que se agregó, posteriormente, el de Relaciones Exteriores.

Pero lo más importante de toda su vida y toda su obra fue cuando cumplió a carta cabal la misión confidencial que le encomendó el presidente Juárez, al convencer a los pueblos y gobiernos europeos de la injusticia sobre la que se había armado la invasión francesa a México. Sin esa labor sobrehumana de dos años en la que Jesús Terán ofrendó su vida, no hubiera sido posible la triunfal batalla de Puebla del 2 de Abril de 1867, después de la cual los invasores abandonaron nuestro territorio sin lograr conquistarlo.

Gracias pues a la heroica resistencia con la que el pueblo mexicano mantuvo vigente al gobierno itinerante de Benito Juárez, librando lucha desigual contra el más poderoso ejército profesional del mundo mediante la guerra de guerrillas; más la efectiva labor diplomática de Jesús Terán, la soberanía de México logró consolidarse por un siglo más.

Este es Jesús Terán. Recomendamos a los ciudadanos diputados la lectura de la síntesis biográfica aparecida en el suplemento Péndulo 21, que pueden encontrar en la edición de La Jornada Aguascalientes del domingo 17 de julio. Le será de utilidad para rehacer el documento y ofrecer a la ciudadanía una imagen más cercana a la realidad del estadista, educador y diplomático más destacado que haya nacido en Aguascalientes.

“Con unidad en la diversidad, forjemos ciudadanía”

Aguascalientes, México, América Latina

2016, año de Jesús Terán y Jesús Contreras

[email protected]

 

[1] Diputados entregarán once preseas honoríficas. La Jornada Aguascalientes, 29-07-2016.


Vídeo Recomendado


The Author

Netzahualcóyotl Aguilera R. E.

Netzahualcóyotl Aguilera R. E.

No Comment

¡Participa!