Sociedad y Justicia

Las promesas del Plan Municipal de Desarrollo 2017-2019

  • María Teresa sonríe a Jiménez Esquivel cuando dice en video que llevan 100 días trabajando con el corazón
  • No importa lo que pase en todo el mundo, pero sí importa mucho, mucho, lo que pase aquí en Aguascalientes

 

¿Y el gobernador?, ¿no va a venir Martín Orozco? No, ya anunciaron que van a poner a Javier Luévano en su lugar. ¿Y ese quién es? Pues el que está junto a la Tere. Sí, ¿pero quién es?, pues el que está al lado de la diputada Norma, lueguito de la diputada Arlette. Ah, ya, ¿y quién es? Aish, pues el que viene en lugar del gobernador. Pero ¿por qué no viene Martín? Pues ya desde temprano habían dicho que no -saca el celular y mira un chat- que iba a “fungir como testigo de honor durante la firma de convenios que Canal 26 sostuvo con Canal Once, Mexicanal, Canal del Congreso y Deutsche Welle para intercambiar programación y realizar coproducciones”. Ah, ¿y eso es más importante que esto? Pues, no sé, supongo que no, son los 100 días de la Tere. ¿Entonces por qué no vino? Ay, pues no sé, porque él no hizo nada igual. ¿No hizo nada el gobernador en 100 días? Yo no dije eso, dije que no festejó sus 100 días, ay, ya cállate, ya va a empezar.

Por los altavoces una voz grave pide que recibamos con un aplauso a nuestra “amiga Tere”, la alcaldesa María Teresa Jiménez Esquivel aparece en el segundo patio del Palacio Municipal y llega hasta su lugar en uno de los lados del ring sin cuerdas que colocaron en el centro, una tarima rodeada de sillas blancas y con pantallas gigantes en los vértices, para que los participantes puedan verse a sí mismos, aunque la intención es proporcionar una sensación de cercanía, innecesario pues el espacio ha quedado reducido por la cantidad de sillas.

Hoy cumple 100 días la administración de Jiménez Esquivel, el viernes 31 de marzo fue la fecha límite para que los municipios entregaran al Congreso los Planes de Desarrollo Municipal 2017-2019 respectivos. La administración municipal esperó 10 días para presentarlo en sociedad para que la feliz coincidencia de la centena de días, permitiera el espectáculo.

Afuera en la Plaza de Armas pocos son los que saben que se está presentando el Plan de Desarrollo Municipal 2017-2019, quizá conviniera más que las múltiples pantallas que achican el escenario estuvieran afuera, después de todo, los funcionarios mencionarán una y otra vez a la sociedad civil, los ciudadanos, como los verdaderos autores del programa; pero eso no está considerado, la puerta del Palacio Municipal se encuentra entrecerrada y dos guardias trajeados impiden el paso a quien no esté invitado o se identifique como miembro de la prensa. ¿Reportero?, ¿ya le asignaron lugar, no? Entonces quédese de este lado, acá van a estar los canapés y el chupe.

Con media hora de retraso, la alcaldesa cruza el escenario, el primer pensamiento es que se tardó porque fue a peinarse al salón de belleza, de inmediato se retracta quien esto escribe, no vaya a ser considerado una provocación machista y, además, todos los eventos del municipio capital comienzan con retraso.

Comienza las participaciones Ricardo Magdaleno, exalcalde y coordinador de los Foros de Consulta que se armaron para integrar el Plan de Desarrollo; tiene tablas, sabe hablar en público, pero lo que tiene que decir acerca del plan no tiene mucha sustancia, recuerda que las obligaciones del municipio están en el artículo 115 Constitucional, pero que es la sociedad quien dice lo que se debe hacer primero, así presenta el Plan, como una lista de prioridades.

Afortunadamente, Ricardo Magdaleno es breve, desafortunadamente, sigue un video.

El documento impreso del Plan Municipal de Desarrollo 2017-2019 es tan bonito como insulso, un mamotreto que duplica su número de páginas por la cantidad absurda de imágenes que contiene; no es culpa de la administración municipal, es una moda que ya ha arraigado en la mentalidad de la clase política: papel couché, gran formato y hartas fotos de gente y cosas bonitas, así conceptualizan a la ciudadanía. Lo mismo los videos, repetirán hasta la saciedad que para hacer el Plan participaron más de 1,500 personas, bien muchas. De tanto repetir la cantidad, pierde sentido, pero sobre todo proporción, la capital del estado tenía 877,190 habitantes en 2015, es decir, menos del 1% del total participó en los Foros. Lo mismo ocurre cuando señalan que fueron más de 200 las propuestas recibidas, ¿sólo esas?, en el video se indica que se rompió un récord de participación ciudadana, ¿en serio?, ¿comparado con qué?, ¿con base en qué números?

Toca turno a Jaime Gallo Camacho, titular del Instituto Municipal de Planeación y coordinador del Plan. Básicamente se dedica a leer el índice del documento: el marco jurídico, el contexto en que se realiza, el proceso de elaboración en que se realizaron los foros, resume: el Plan tiene cuatro ejes y 12 políticas; pero Gallo Camacho se extiende, se alarga, a pesar de que cuenta con una presentación como apoyo visual de su discurso, los invitados comienzan a inquietarse, varios extienden sus celulares a sus empleados para que les tomen una foto: Tómame así de perfil, como que estoy bien mucho interesada; los miembros del gabinete municipal no pueden evitar checar sus teléfonos cada cinco minutos, lo colocan entre las piernas bajan rápidamente la mirada y se deleitan con el scroll. Atrás de la alcaldesa y sus invitados de honor, los regidores comienzan a chacotear.

En algún momento de la presentación de Jaime Gallo se hace mención del C5, es uno de los proyectos estratégicos del Plan y una promesa de campaña de María Teresa Jiménez: “Evolucionar el C4 a C5”, cuando aparece en pantalla, la presidente municipal crispa las manos, de ladito algo le menciona a Javier Luévano. Jaime Gallo sigue con su presentación, mientras que el secretario general de Gobierno de Martín Orozco también ladea la cabeza para responder a la alcaldesa. Ambos saben que están siendo vistos, que no se pueden permitir un diálogo de frente porque están atendiendo al presentador; es posible conjeturar que María Teresa Jiménez le pregunta a Javier Luévano acerca de cómo va su petición de que el gobierno estatal instale el C5 en el actual C4, la alcaldesa se ha comprometido a poner el dinero del Ayuntamiento capitalino para que junto con el que ponga Martín Orozco, se avance en ese tema, pero hasta ahora el gobernador no le ha respondido, el intercambio es tenso, no sólo porque están frente a cámaras e invitados, cuesta mucho hacerse entender por el otro cuando le hablas entre dientes.

Jaime Gallo expone que el Plan trabajará con “transversalidad institucional”, es decir, que los retos diagnosticados no pueden solucionarse con políticas públicas de los que se encargue una sola dependencia, así que, tomando en cuenta la necesidad de que la acción gubernamental sea coordinada, se ha decidido que la acción entre dependencias sea ordenada y conjunta; en las pantallas aparece un tema transversal, el de la seguridad pública, Gallo Camacho lee lo que podemos ver en pantalla, y destaca que la transversalidad tendrá indicadores de impacto que permitirán evaluar las políticas públicas… Hace calor, siguen tomándose selfies en sus lugares los invitados, al fin, el titular de Implan finaliza su presentación.

Ahora, otro video, funcionan como especie de pausas para que suba el siguiente participante. Las imágenes son bonitas, tomadas con dron, volando por encima de la Exedra, casi rozando las alas del águila pétrea, los colores de las jacarandas, los parques, los puentes peatonales… Los asistentes aplauden al finalizar el video, ¿a qué?, al dron, porque de contenido no hay nada, a la exhibición de esta tierra bonita de gente buena.

Javier Luévano Núñez sube al cuadrilátero con un juvenil saltito, es breve, manda saludos de parte del gobernador Martín Orozco e indica que el gobierno estatal respaldará el ejercicio contenido en el Plan de Desarrollo Municipal, pero que la administración de Jiménez Esquivel debe tener siempre en mente que su obligación es con los ciudadanos; y ya, eso es todo.

Otro video, ahora aparece la alcaldesa, María Teresa sonríe a Jiménez Esquivel diciendo que llevan 100 días trabajando con el corazón. Es el momento esperado, Ricardo Magdaleno, Jaime Gallo y Javier Luévano se refirieron al Plan Municipal de Desarrollo 2017-2019, a ella le corresponde hablar de los logros de su administración durante estos 100 días, es su oportunidad, una que desperdició Orozco Sandoval, una a la que los medios no ponen atención cuando lo realizan otros municipios, porque el mismo día que entró el gobierno capitalino hubo cambios en todos los ayuntamientos de la entidad, pero nadie se acuerda de Calvillo, sino es porque su alcalde compró un certificado de preparatoria falso, lo que pase en Pabellón, Cosío o El Llano no es noticia.

La alcaldesa dispara, sí, así, uno tras otro, describe los logros: taxi vigilante; bonos a la policía; reuniones del capitán Benítez con la ciudadanía; vidas salvadas por el helicóptero; gestiones realizadas por el DIF municipal; becas a estudiantes, a quienes se destinarán más de 10 millones; la entrega de cuartos adicionales; el nuevo centro de atención ciudadana, que ha atendido más de 13 mil gestiones; la creación, apenas en la mañana del lunes 10, del Instituto Municipal de la Juventud; el otorgamiento de créditos a la palabra de mujeres y créditos a los emprendedores; el jueves de bolsa de trabajo; la creación del centro PyME; los 500 millones que Nafin pondrá para créditos al emprendedor; da por hecho que ya se adquirieron nuevos camiones recolectores, pero confirma que se adquirirán más; promete que en unos días se implementará el internet gratuito; destaca que los empresarios han adoptado 100 camellones; el programa de bacheo nocturno; que se están realizando “obras en la salida a México y en el Tercer Anillo”; recuerda que se puso en marcha el programa Banqueta segura, en el que se invirtieron 2 millones de pesos “pero estamos pidiendo más”; recalca que se creó una coordinación de Gobierno Digital; y triunfal subraya que su administración cuenta con una contraloría ciudadana… Eso es todo, así.

María Teresa Jiménez apenas fue interrumpida un par de veces por los aplausos tímidos de sus colaboradores. La enumeración sólo estuvo acompañada de cifras en los casos señalados, prevaleció la intención de conmover, como cuando incluyó una anécdota sobre las vidas salvadas (¿cuántas?) por el helicóptero municipal: “A veces me llaman y me preguntan si pueden usar el helicóptero; por supuesto, yo digo que sí, que no se detengan”; o como contesta a los enemigos invisibles que se quejan porque hay obras, como en el caso del programa de Bacheo nocturno: “yo les digo, lo que importa es que se vea que las máquinas están trabajando”; reitera que se están haciendo muchas gestiones, muchas, allá en México; cuando ejemplifica lo hace intentando compartir la sorpresa: “hemos tenido días en que no ha habido un solo robo de vehículos, en todo el día”; remacha la actividad de las dependencias caracterizando como heroico el que los funcionarios cumplan con su actividad, asegurando, por ejemplo, que el DIF municipal ahora (sí, para indicar que nunca antes se había hecho) va a la gente antes de que la gente acuda a la institución.

La alcaldesa está en campaña, apenas se cumplen 100 de su administración y ya hay quien la ve como gobernadora, por supuesto, antes se reelegirá en el cargo. El discurso por la centena de su administración es lo que ha querido, no convencer, animar, que se tenga la misma óptica que los funcionarios que la rodean, quienes niegan el incremento de los robos, la falla constante en las obras que se realizan, el pésimo servicio de limpia que está en crisis, pero ella asegura que Aguascalientes seguirá ganando primeros lugares internacionales.

“No importa lo que pase en todo el mundo, pero sí importa mucho, mucho, lo que pase aquí en Aguascalientes” enfatiza María Teresa Jiménez, quién sabe por qué, ¿Siria?, ¿el Muro?, no importa, Aguascalientes es el lugar de la gente buena. El gran final, la promesa que hace pública, pero es más para ella misma: “Y lo mejor, está por venir”.

Se dispersa lentamente la reunión, el aplauso se apresuró porque hay que tomarse una selfie que atestigüe que se estuvo ahí, que se formó parte del elenco. Antes de las puertas cerradas del Palacio Municipal, una solitaria mesa con tres edecanes, ofrece un ejemplar impreso del Plan Municipal de Desarrollo 2017-2019, previo registro del solicitante.

Afuera, afuera ya es de noche y todo sigue igual.

The Author

Edilberto Aldán

Edilberto Aldán

Director editorial de La Jornada Aguascalientes
@aldan

1 Comment

  1. Roberto Arias
    12/04/2017 at 09:22 — Responder

    Excelente nota, te envuelve en lo sucedido. Felicidades!!

¡Participa!