Sociedad y Justicia

Al menos 90 por ciento de las trabajadoras sociales sufre de burnout

 

  • En el sector público, las profesionales del trabajo social atienden un gran número de personas diariamente, especialmente en el sector salud y educación
  • Si se contrataran las profesionales necesarias en esta área, las universidades no podrían cubrir la demanda

 

Al menos el 90 por ciento de las trabajadoras sociales del estado sufren el síndrome de desgaste profesional​ (en inglés occupational burnout), debido al gran exceso de trabajo al que se enfrentan, especialmente en las profesionales que laboran en el sector público.

___


___

La maestra Mónica Pedroza Padilla, presidente del colegio de Trabajo Social de Aguascalientes A.C. explicó que existe sobrecarga laboral dado que las necesidades de la sociedad son muchísimas, lo que va menguando la salud de estas profesionistas al exponerlas a grandes cargas de estrés, y a pesar de ello sacan adelante el trabajo.

Expuso que no es posible que, por ejemplo, en una escuela pública sea una sola trabajadora social la encargada de atender a una población de 700 a mil estudiantes, en los casos de las secundarias, pues es imposible brindar una atención individualizada y dar seguimiento de caso a cada niño.

En el sector salud, dijo, esta situación se multiplica por la cantidad de derechohabientes en cada hospital, donde tienen un exceso de responsabilidades que muchas veces no permite que se proporcione una atención eficaz; ya que hay nosocomios en los que, por ejemplo,  hay una sola trabajadora social en el área de urgencias.

“Pese a ello, las compañeras van sacando el trabajo a destajo; en verdad el problema del burnout es muy grave”, subrayó la también activista en los temas de la salud sexual y reproductiva, Mónica Pedroza.

Consideró que si las diversas instituciones donde se requiere de estas profesionistas se contrataran las necesarias para ofrecer un servicio de calidad, no bastarían las egresadas de las universidades para cubrir la demanda, al ser las personas capacitadas para la atención, diseño de proyectos, intervención y evaluación de los programas sociales.

“La cuestión es, que si hubieran más trabajadoras sociales en las dependencias públicas, se daría una mejor atención y eficacia a los programas sociales, lo que traería como consecuencia las disminución de las problemáticas sociales”, recalcó.

Destacó que son muchas las problemáticas sociales que han ido creciendo y no basta con tratar de implementar programas sociales para remediarlos, si los profesionales encargados de aplicarlos y atenderlos no son las personas capacitadas para ello, pues no se logra el impacto deseado.

Pedroza Padilla, en el marco de la celebración del Día del trabajo Social, hizo un llamado a las autoridades de la salud y de educación, entre otras, a que se fortalezcan las áreas de trabajo social con el número de profesionales necesarias en cada área, ya que su intención es hacer equipo y trabajar en sinergias por el bien común de la población.

The Author

Claudia Rodríguez Loera

Claudia Rodríguez Loera

Reportera en La Jornada Aguascalientes.

No Comment

¡Participa!