Especiales

Eclipse solar, una experiencia imperdible

 

  • Las mujeres embarazadas pueden ir a ver el eclipse sin ningún peligro, nos vamos a sentir más ligeros ese día, son puros mitos, pues no existen tales efectos sobre el planeta
  • Es una experiencia para enseñarles los alumnos la mecánica celeste de cómo se mueve la Tierra, no pueden confinarlos en los salones para supuestamente protegerlos

 

En Aguascalientes el eclipse de sol se verá de forma parcial, el fenómeno sólo podrá ser visible en un 30 por ciento, es decir que la Luna no va a ocultar completamente el Sol, se podrá percibir de forma total en una decena de estados en los Estados Unidos, de la costa de Oregón a Carolina del Sur, por lo que si alguna persona no estuviera enterada de que hay un eclipse, en la entidad no se daría cuenta porque la luz no va a cambiar de forma muy notoria, va a ser bastante paulatino, realmente podría pasar completamente desapercibido, indicó el encargado de Visualización Científica del Instituto para el Desarrollo de la Sociedad del Conocimiento del Estado de Aguascalientes (Idscea), Julien Potier.

El eclipse iniciará este lunes aproximadamente a las 11:50 de la mañana aquí en Aguascalientes, va alcanzar su máximo punto a las 13:07 horas, que es cuando la Luna llegará a tapar hasta un 30 por ciento del disco solar y termina completamente a las 14:30 horas; el Museo Descubre es el único lugar donde se ha hecho público la invitación a seguir este evento de cerca.

Se dispondrá de 20 telescopios afuera observando este eclipse, además de los tres telescopios del observatorio; se ofrecerá una conferencia previa al eclipse a partir de las 11:00 de la mañana, distintos talleres, otra charla en la casa de la Tierra, proyecciones sobre temas relacionados con el Sol en el planetario, entre otras actividades completamente gratuitas para todo el público que quiere observar el eclipse.

Es importante que quienes acudan tengan paciencia, pues se dará atención durante cerca de dos horas y media que durará el eclipse para poder observarlo, pero se espera una importante afluencia.

El integrante del Astro Club de Aguascalientes señaló que este fenómeno ocurre como un juego de sombras, “La luna viene a tapar una porción del Sol, no tiene mucho más efecto que ese, pero hay muchos mitos que están asociados a los eclipses”. Las mujeres embarazadas pueden ir a ver el eclipse sin ningún peligro, no pasa absolutamente nada, tampoco nos vamos a sentir más ligeros ese día, ya que hay videos que dicen que propicia el que peses medio kilo menos, son puros mitos pues no existen tales efectos sobre el planeta.

En México no ha ocurrido un eclipse total de Sol desde 1991, a los más jóvenes ya no les tocó; el eclipse parcial ocurren con más frecuencia, porque la zona de parcialidad suele ser más amplia, el último ha sido en el 2014, “en octubre tuvimos un eclipse que sólo el diez por ciento del Sol fue ocultado por la Luna, entonces es menor que en esta ocasión, y no va a volver a pasar hasta el 2023”.

En ningún momento, haya eclipse o no, hay que voltear a ver el Sol directamente; si lo hacemos el cerebro manda mensaje de dolor, el interés suele ser mayor durante los eclipses, por eso llegan a suceder algunos accidentes esos días; el experto recomendó tomar las precauciones necesarias, si vamos a observar el Sol a través de telescopio, binoculares o cámara fotográfica, necesitamos un filtro certificado para observar el eclipse; existen muchos otros métodos, como una cartulina con un pequeño agujero o colados que va a proyectar todas esas imágenes en el piso y ver que ese círculo está mordido por la Luna.

Otro método al que se puede recurrir, es utilizar un cristal de soldador de 14 sombras para arriba, son seguros y su costo no debe rebasar los 30 pesos; en ese caso las normas que rigen esas sombras son más estrictas que las que se requieren para observar el Sol de forma general. También se puede usar un telescopio para proyectar a través del ocular una sombra detrás; vamos a ver una imagen muy grande, e incluso se pueden ver unas manchas solares cuando no hay eclipse y la mordida se va a ver claramente.

Explicó que en esta ocasión el eclipse vendrá acompañado de manchas solares; se ven como pecas sobre la superficie del Sol, es un fenómeno que sucede con cierta regularidad, aunque no existen aún modelos predictivos que nos permitan saber cuándo van a brotar o desaparecer. “Durante varias semanas el Sol había estado muy tranquilo en cuestión de actividad, en particular de manchas, hace dos o tres días aparece esta cadena que ahorita se encuentra casi en el centro del Sol, pero se va a ver un poco más desfasado durante el eclipse”.

Estas manchas se deben a la actividad electromagnética del Sol, al ser un plasma, un gas eléctricamente cargado, a medida que va girando a diferentes velocidades, cerca de los polos más lento y más rápido cerca del Ecuador, se obtienen líneas de campo magnético torcidas, que de repente brotan a la superficie y forman esas manchas solares. “Son zonas que se ven más oscuras en la imagen a través del filtro solar porque bloquean y retienen la luz visible, aunque en ultravioleta son mucho más activas y luminosas”.

Julien Potier recalcó que el eclipse de Sol ocurre gracias a una coincidencia cósmica que pude percibir desde la Tierra, aproximadamente la Luna tiene prácticamente el mismo tamaño que el Sol, está 400 veces más cerca, pero también 400 veces más chica. No siempre es correcto porque también la distancia de la luna a la Tierra, a veces es demasiada y no alcanza a tapar el Sol por completo, “dependiendo a qué distancia se encuentra durante el eclipse, nos da un eclipse total o anular”.

Precisó que si la Tierra, el Sol y la Luna estuvieran en el mismo plano, tendríamos eclipse de Sol y eclipse de Luna cada mes; cada Luna llena tendríamos eclipse de Luna, y en cada Luna nueva tendríamos eclipse de Sol. Sin embargo la órbita de la Luna está ligeramente inclinada, por lo que a lo largo del año solamente en dos ocasiones coincide que la Luna está cruzando el plano de la órbita terrestre, da esos eclipses, y seis meses después del otro lado, “Por eso podemos llegar a tener hasta cuatro eclipses o cinco, el problema es que sólo le toca a una cierta parte del mundo”.

En Estados Unidos no ha ocurrido un eclipse total de Sol desde 1979, llevan 38 años esperando ese fenómeno, por lo cual se le dará una cobertura muy fuerte, con una participación inaudita de la NASA; en el Domo IMAX del Museo Descubre se estará retransmitiendo.

Es una oportunidad que no se presenta con frecuencia, por lo cual Julien recomendó aprovecharla al máximo; en algunos estados han prohibido a los maestros sacar a los alumnos durante los eclipses, al contrario, dijo, hay que aprovechar que es el primer día de clases, para que con los métodos de proyección seguros, puedan verlo de una forma muy sencilla, “Es una experiencia para enseñarles lo que sucede allá arriba, no confinarlos en los salones para supuestamente protegerlos, es importante educarlos en el sentido de que no volteen a ver directamente el Sol, pero se debe aprovechar la oportunidad de ver la mecánica celeste de cómo se mueve la Tierra”.

En cuanto a los riesgos que se corren por ver directamente al astro durante el eclipse, tiene que ver con los ultravioletas que nos manda el Sol, que son peligrosos para la retina; provoca daños en la mácula, que es la zona más sensible de la retina, o también puede dañar la córnea, que provoca cataratas después de una larga exposición, “De manera general, si estamos mucho afuera, es recomendable usar lentes de sol, con mayor razón, protegerse de los eclipses”.

The Author

Adriana García Campos

Adriana García Campos

Reportera en La Jornada Aguascalientes.

No Comment

¡Participa!