Sociedad y Justicia

Suma 23,873 desocupados la administración de Martín Orozco

 

  • Los datos oficiales del Inegi y el IMSS desmienten la versión del titular de la Secretaría de Desarrollo Económico
  • Confirma Inegi desocupación al alza, no es un “fenómeno estacional” como justificó Aldape Barrios
  • Aguascalientes entre las entidades federativas con mayor tasa de desocupación: 4.2%, por arriba de la media nacional que fue de 3.5

 

Durante el segundo trimestre de la administración de Martín Orozco Sandoval el número de desocupados alcanzó la cifra de 23 mil 873, así lo confirman los datos de la Encuesta Nacional de Ocupación y Empleo (ENOE) para el trimestre abril-junio de 2017 que elabora el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi). La tasa de desocupación en Aguascalientes (4.2) está por arriba de la media nacional que fue de 3.5 y la entidad se ubica entre aquellas que en el ámbito nacional observaron las tasas de desocupación más altas, junto con Tabasco, Coahuila, Ciudad de México y Querétaro.

___


___

Estos datos desmienten la versión del titular de la Secretaría de Desarrollo Económico, Alberto Aldape Barrios, quien justificó el alza de la desocupación en junio al señalar que el aumento se debió a la cantidad de aguascalentenses que se incorporaron al mercado de trabajo tras terminar sus estudios superiores. El funcionario indicó que los datos de desocupación del Inegi no eran correctos porque no reflejaban el “fenómeno estacional”, lo que es mentira, pues los datos del Instituto indican claramente que son desestacionalizados y que la pérdida de empleos se compensó con la generación de más de trece mil empleos formales registrados en el Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS).

La estadística oficial desmiente a Alberto Aldape Barrios y al discurso oficialista en que el gobernador Martín Orozco Sandoval combina que Aguascalientes registró el crecimiento económico más alto en el ámbito nacional con un 8.8 por ciento de variación anual con la generación de más de nueve mil 700 nuevos empleos formales en el primer semestre del año, sin embargo, el registro de empleos formales ante el Instituto Mexicanos de Servicios de Salud (IMSS) indica que en el primer semestre se generaron once mil 214 empleos, tres mil 114 empleos menos que en el mismo periodo del 2016, cuando se registraron 14 mil 238 empleos formales.

En cuanto a la tasa de desocupación, mientras que, en junio de 2017, el índice de desempleo en el país alcanzó el nivel más bajo en once años, en Aguascalientes aumentó la desocupación, los datos trimestrales de la ENOE confirman la tendencia al alza del desempleo en la entidad.

Acerca de la justificación de Aldape Barrios, la nota metodológica del Inegi indica que “la desestacionalización o ajuste estacional de series económicas consiste en remover estas influencias intra-anuales periódicas, debido a que su presencia dificulta diagnosticar o describir el comportamiento de una serie económica al no poder comparar adecuadamente un determinado trimestre con el inmediato anterior (…). Las cifras desestacionalizadas también incluyen el ajuste por los efectos calendario (frecuencia de los días de la semana y, en su caso, la Semana Santa o el año bisiesto). Las series desestacionalizadas de los totales se calculan de manera independiente a la de sus componentes”.

 

De acuerdo al Inegi, las entidades federativas que tienen las mayores tasas de participación en la actividad económica (cociente entre la PEA y la población de 15 o más años de edad) son: Colima con 66.5%, Quintana Roo 66.2%, Baja California Sur 65.6%, Yucatán 64%, Nayarit 63.9%, Sonora 63.4%, Baja California 63.1%, Coahuila de Zaragoza 62.3%, y Puebla y Sinaloa con 62.1% de manera individual. Congruentes con el tamaño de su población, el estado de México y Ciudad de México constituyen los mercados de trabajo más grandes del país, con 7.3 y 4.1 millones de personas ocupadas, en ese orden, y representan en conjunto el 21.8% del total nacional; les siguen Jalisco con 3.6 millones, Veracruz 3.1 millones, Puebla 2.8 millones, Guanajuato 2.4 millones y Nuevo León con 2.3 millones de personas. En el otro extremo y obedeciendo a su estructura poblacional se encuentran las entidades con los menores tamaños del mercado laboral: Colima con 355 mil personas, Baja California Sur 380 mil, Campeche 400 mil, Aguascalientes 550 mil, Tlaxcala 559 mil y Nayarit con 568 mil ocupados.

Mientas que las entidades que durante el segundo trimestre de 2017 observaron las tasas de desocupación más altas fueron Tabasco con 7.3%, Coahuila de Zaragoza 5%, Ciudad de México y Querétaro 4.9% cada una, Aguascalientes 4.2%, Guanajuato 4.1%, y Baja California Sur, Campeche, Durango y Nuevo León con 4% respecto a la PEA. En contraste, las tasas más bajas en este indicador se reportaron en Guerrero con 1.4%, Morelos 1.6%, Yucatán 1.9%, Oaxaca 2.2%, Chiapas 2.3%, y Jalisco y San Luis Potosí con 2.6% individualmente.

En el ámbito nacional en el segundo trimestre de 2017 la población desocupada en el país se situó en 1.9 millones de personas, con una tasa de desocupación de 3.5 por ciento de la Población Económicamente Activa (PEA), porcentaje inferior al 3.9 por ciento de igual trimestre de 2016.

La Población Económicamente Activa en el trimestre alcanzó los 52.2 millones de personas (32.3 millones de hombres y 19.9 millones de mujeres). De abril a junio, la población subocupada del país fue de 3.8 millones de personas y representó 7.2% de la PEA, tasa inferior a la de igual periodo del 2016 que fue de 7.9 por ciento.

De acuerdo a la encuesta levantada por el Inegi, en el segundo trimestre del 2017, todas las modalidades de empleo informal sumaron 29.5 millones de personas, un aumento de 0.3% respecto a igual periodo del 2016 y representó 56.5% de la población ocupada. Unos 14.1 millones conformaron la ocupación en el sector informal, (27% de la población ocupada); 7.2 millones corresponden al ámbito de las empresas, gobierno e instituciones; 5.9 millones al agropecuario y otros 2.3 millones al servicio doméstico remunerado.

La población ocupada en función de la posición que guarda dentro de su trabajo, indica que poco más de dos terceras partes del total (68.3%), 35.7 millones son trabajadores subordinados y remunerados; 11.6 millones (22.3%) trabajan por su cuenta, sin emplear personal pagado; 2.5 millones (4.8%) son trabajadores que no reciben remuneración, y 2.4 millones (4.6%) son propietarios de los bienes de producción, con trabajadores a su cargo De las anteriores categorías se desprende que los trabajadores subordinados y remunerados se acrecentaron en 471 mil personas entre el segundo trimestre de 2016 e igual periodo de 2017, los trabajadores por cuenta propia aumentaron en 183 mil personas y los empleadores en 147 mil personas, en tanto que los ocupados que no perciben una remuneración por su trabajo se redujeron en ( )36 mil personas, en el periodo en cuestión.

De la población ocupada, el 6.2% de las personas trabaja menos de 15 horas semanales, en el otro extremo se ubica un 27% que labora más de 48 horas semanales.  En promedio, la población ocupada trabajó en el segundo trimestre de este año jornadas de 42 horas por semana. Otro enfoque desde el cual puede caracterizarse a la población ocupada es el que se refiere al tamaño de unidad económica en la que labora.  En función de ello, si sólo se toma en cuenta al ámbito no agropecuario (que abarca a 43.5 millones de personas) en el segundo trimestre del año en curso, 20.7 millones (47.6%) estaban ocupadas en micronegocios; 8 millones (18.3%) lo hacían en establecimientos pequeños; 5.2 millones (12%) en medianos; 4.8 millones (11%) en establecimientos grandes, y 4.8 millones (11.1%) se ocuparon en otro tipo de unidades económicas.

Entre el lapso abril-junio de 2016 y el mismo periodo de 2017 la población ocupada en el ámbito no agropecuario se elevó en 517 mil personas, siendo en los grandes establecimientos donde se registró el avance más significativo, con 212 mil personas, seguidos por los establecimientos pequeños con 203 mil personas y los micronegocios con 92 mil personas.

Del total de los trabajadores subordinados y remunerados, el 8.3% se desempeñó en el sector primario de la economía, 28.7% en el secundario y 62.2% en el terciario, quedando sin especificar el 0.8% restante, en el trimestre que se reporta.

Un total de 19.5 millones de estos trabajadores, que constituyen el 54.7% del total, tienen acceso a instituciones de salud como prestación por su trabajo; este monto fue superior en 515 mil personas al observado en el segundo trimestre de 2016. A su vez, disponen de un contrato por escrito 19.4 millones (cifra que sobresalió en 502 mil personas respecto a la de igual trimestre de 2016) y 15.9 millones no cuentan con el mismo.

The Author

Edilberto Aldán

Edilberto Aldán

Director editorial de La Jornada Aguascalientes
@aldan

No Comment

¡Participa!