Política

Necesita PRI aliarse con ciudadanos y partidos para ganar elecciones

By  | 

 

  • Isidoro Armendáriz vio necesario acomodar candidatos ciudadanos en los distritos en los que el priismo ha demostrado históricamente que no gana
  • Busca delegado de la Sedatu contender nuevamente por el Senado

 

Para ganar elecciones, el Partido Revolucionario Institucional (PRI) necesita tres tipos de alianza para ganar elecciones: con ciudadanos, con otros partidos y con sus propias corrientes internas, opinó Isidoro Armendáriz García.

En conferencia de prensa, el priista apuntó que se requieren “más ciudadanos para el partido y más partido para los ciudadanos” por lo que la dirigencia debe postular tanto militantes como ciudadanos que refresquen la oferta política en distritos en los que “el priismo ha demostrado históricamente que no gana elecciones”, como son el poniente y norte de la ciudad. Por el contrario, los priistas deben reservarse para colonias populares, ejidos y comunidades en las que sus liderazgos tienen una mayor presencia.

Pese a que ayer el tricolor anunció que irá en solitario en la contienda por la que se renovará el Congreso del Estado, por no concretar coalición con los partidos Nueva Alianza y Verde Ecologista de México, Armendáriz consideró que “una cosa es que sectores amplios no quieran alianzas con otros partidos porque les quitan espacios de representación a sus cuadros y otra que los candidatos las necesiten”.

Para el consejero político priista, los adversarios a vencer son, en primer lugar, el Partido Acción Nacional que por encontrarse al poder en Aguascalientes amenaza con orquestar una elección de estado, y en segundo, Andrés Manuel López Obrador que junto con el Movimiento de Regeneración Nacional y los partidos coaligados, es puntero en encuestas nacionales -aun a nivel local- puesto que “a pesar de las descalificaciones no hemos podido bajar”.

Admitió que “el PRI se ha degradado en los últimos años , ha entrado en una etapa de descomposición ideológica y no todos los gobernantes que han ejercido el poder en el ámbito nacional y las localidades le han servido cabal y lealmente a México (…); hay buenos y hay malos, hay gente que nos ha decepcionado en toda la extensión de la palabra”.

Pese a lo anterior, Armendáriz García externó su deseo de convertirse en candidato a senador por el PRI del que se asumió como militante activo “con sus vicios o aciertos”.

“Hace seis años fui candidato a senador, lamentablemente por el voto cruzado me anularon 20 mil votos, lo que no me permitió llegar (…). Nosotros no íbamos en alianza con el PVEM, solamente el presidente, y ahí fue donde se dio la confusión. Por eso estoy poniendo sobre la mesa del Revolucionario Institucional mis fechas para ser tomado en cuenta como aspirante”.

Miguel Romo Medina, su entonces compañero de fórmula si consiguió el escaño, por la vía plurinominal.

El también delegado de Sedatu dijo estar a la espera de la convocatoria para revisar si los requisitos solicitan separarse del cargo antes de ser nominado. Además, aclaró que no rivalizará con Lorena Martínez Rodríguez, pues ella aspira llegar al puesto por representación proporcional.

Reconoció que hay dos caminos para ser postulado: los afectos “la amistad, compadrazgos, amistades con la élite política del país” o bien, por su trayectoria; motivo por el cual se dijo preocupado ante la pasividad de otros correligionarios con quienes comparte aspiración, los que en lugar de acercarse a las bases parecen estar “esperando con un método a la antigüita ser designados por la élite del partido”.

¡Participa!