Opinión

El torbellino invisible / Análisis de lo cotidiano

 

¿Qué es un torbellino? Un movimiento espiral concéntrico de gran energía que mueve un fluido ya sea agua, aire, humo, gases, lava y otros materiales. En su giro puede absorber los objetos que encuentra a su paso ya sean personas, casas, animales, vehículos y todo tipo de objetos. Para que se origine se requiere que se encuentren dos fuerzas de gran magnitud y su choque es lo que produce el movimiento circular que crece constantemente y resulta devastador. El torbellino es visible a larga distancia y en algunas ocasiones, ello sirve para huir y ponerse a salvo. Si el torbellino no se viera, sería muy difícil escapar de él. En Aguascalientes desde hace varios años estamos padeciendo los efectos de un torbellino invisible. Es igual de destructor que los ya mencionados, con el enorme agravante de que es invisible. También es el resultado del encuentro de fuerzas poderosas, también avanza con ritmo creciente y por si fuera poco también tiene la capacidad de succionar a su interior a personas y hogares completos. Este tornado se llama Adicciones. Lo estamos sufriendo desde hace muchos años y parece increíble, pero muchas personas no lo han visto. La opinión general es que no resulta ser un problema grave como en otros lados. Es el resultado de dos poderosos motores, el narcotráfico y las carencias sociales. Una vez que se encontraron comenzaron a crecer con potencia desmesurada y desde entonces han sustraído a su interior a niños, adolescentes, jóvenes, adultos de todas las clases sociales y económicas. Han destruido familias completas, han involucrado a obreros y empresarios, estudiantes y campesinos, hombres y mujeres. Resulta muy seductor porque atrae con dos deslumbrantes promesas, la felicidad instantánea y la riqueza inmediata. El adicto primero cree que iniciándose en cualquiera de las sustancias será dichoso y olvidará sus problemas. Inevitablemente cree que logrará controlarlo, siempre desestima su fuerza y cree ingenuamente que lo dominará. Después cuando es invitado a convertirse en traficante, vislumbra riqueza, poder y más felicidad por la gran capacidad de gastar dinero. Las Adicciones son un vórtice y siempre son destructivas. En nuestro mundo absurdo tenemos adicciones “Legales” como el alcoholismo y el tabaquismo. La ley no permite fumar en lugares públicos, pero no impide el hecho de fumar. La ley castiga severamente a quien comete un delito bajo el efecto del alcohol, pero no prohíbe su consumo. Todas las demás drogas, que son creadas con el único fin de intoxicación, son permitidas en ciertas cantidades siempre y cuando sean para “uso personal”. Es así, toda persona tiene derecho a destruirse si así lo desea. Afortunadamente las adicciones son un vendaval que puede ser detenido. A nivel personal, las adicciones tienen remedio. Una sola persona que abandone una adicción es un triunfo para la sociedad y específicamente para los profesionales de la salud que estamos inmersos en este trabajo. Nosotros no hablamos de lucha, combate o pelea contra las drogas. Hablamos del rescate de una persona equivocada que por error se introdujo en el torbellino. Si viésemos nuestro trabajo como un combate, ya estamos derrotados. Por ello lo sentimos como el acompañamiento saludable a una persona que ya era bueno y se desvió y ahora quiere volver al buen camino. Eso hacemos en la Dirección de Salud Mental y Adicciones.

 

[email protected]

 

The Author

Héctor Grijalva

Héctor Grijalva

No Comment

¡Participa!