Opinión

La verdadera longevidad de nuestra Sinfónica / El banquete de los pordioseros

 

En febrero de 1992 se ofreció el primer concierto de la Orquesta Sinfónica de Aguascalientes, al menos, de la actual versión de nuestra orquesta, en ese tiempo se llamaba Orquesta del Teatro Aguascalientes por ser justamente es su sede, la dirigió el maestro Alfredo Ibarra y el programa inició con la obertura El cazador furtivo de Carl Maria von Weber, continuó con el Concierto para piano No.2 de Sergei Rachmaninov contando con la participación de la maestra Guadalupe Parrondo en el instrumento solista y terminó con la Sinfonía No.5 de Ludwig van Beethoven, un gran concierto, una muy digna ejecución de cada una de las obras y el inicio de esta verdadera historia de amor entre nuestra Sinfónica y el público de Aguascalientes, romance que gracias a Dios se ha ido consolidando cada vez más al punto de que la OSA es ya parte indiscutible del perfil de nuestro estado. Imposible, me parece, entender Aguascalientes en este momento sin nuestra orquesta sinfónica.

El nombre de Orquesta del Teatro Aguascalientes fue propuesto por el maestro Ibarra en su gestión como director titular, algunos años después de haber dejado el puesto el maestro me comentó que el nombre se lo puso inspirado por algunas orquestas europeas que llevan el nombre de su sede, me citó concretamente el caso de la Orquesta de la Royal Concertgebouw de Ámsterdam, es decir, la Orquesta de la Real Sala de Conciertos, pero también podemos ver otros casos como el de la Orquesta de la Gewandhaus de Leipzig, o la Orquesta de la Caja de Pañuelos de la ciudad de Leipzig en Alemania, se llama así por la similitud que, se dice, tiene la sala de conciertos con este objeto. En fin, nuestra orquesta tomó el nombre de Orquesta Sinfónica de Aguascalientes en 1994, ya bajo la dirección del maestro Gordon Campbell quien la dirigió durante seis años, como sabemos, continuó después la gestión del maestro Enrique Barrios que durante 4 años trabajo como titular, con él tuvimos una muy importante actividad operística y la grabación de un disco con música de Silvestre Revueltas que incluía la música para ballet La Coronela, una versión orquestal muy buena de Sensemayá y la célebre Noche de los Mayas, esta grabación se hizo para el sello Naxos cuya distribución fue internacional y sin duda, la Sinfónica alcanzó alturas muy importantes en el contexto de la música sinfónica en el ámbito nacional.

La gestión del maestro Barrios fue de septiembre del 2000 al verano del 2004, la última temporada de este año fue dirigida por directores invitados y en el último de ellos, ya en el mes de noviembre, se presentó el maestro Eduardo Sánchez – Zúber dirigiendo los cuatro conciertos más conocidos del Op. 8 Il cimento dell’armonia e dell’inventione de Antonio Vivaldi, es decir, las célebres Cuatro Estaciones, el solista al violín era el maestro Román Revueltas, en ese momento él no tenía la menor idea, y lo afirmo categóricamente porque así me lo comentó en alguna ocasión el maestro, de que a partir de febrero de 2005, él sería el nuevo director de la Orquesta Sinfónica de Aguascalientes, puesto que ocupó durante dos sexenios, a partir de la segunda temporada del 2017 la orquesta trabajó por segunda ocasión con directores invitados hasta que el maestro Iván López Reynoso fue nombrado director titular interino para la tercera temporada de ese 2017, y para cerrar el año se dio ya el nombramiento oficial al actual director, el maestro José Areán.

Pero no es mi propósito hacer un recuento histórico de estos últimos 26 años de nuestra máxima entidad musical en el estado, no deja de ser interesante, pero no es el objetivo de las presentes líneas, me parece, sin embargo, indispensable fijar el antecedente, pero el punto es que siendo respetuosos de la historia, no podemos ni debemos ignorar el hecho de que en esta ciudad existe, por lo menos desde 1922, una entidad musical llamada Orquesta Sinfónica de Aguascalientes, esto está documentado y no podemos ponerlo en tela de juicio, al menos si hacemos caso un una fotografía que cuelga orgullosa en el pasillo de la planta baja del Teatro Morelos en donde se aprecia una orquesta en el escenario de esta histórica catedral cultural de nuestra ciudad y se puede leer una etiqueta que al pie dice: “Orquesta Sinfónica de Aguascalientes dirigida por el maestro Arnulfo Miramontes. 1922”.

Por otro lado, si leemos las biografías del maestro Miramontes, veremos que él fue nombrado director titular de la Orquesta Sinfónica de Aguascalientes de 1927 a 1929, período en el cual compuso su ballet sinfónico Iris, concretamente en 1926, dedicado a los famosos y hermosos crepúsculos de esta ciudad.

Por supuesto que existen muchos más datos que certifican la verdadera longevidad de la Orquesta Sinfónica de Aguascalientes, todo esto lo menciono, porque considero que es muy importante documentarlo, ya que si la historia no miente, sería entonces la Sinfónica de Aguascalientes la primera en ser formada en México, antes incluso que al de Xalapa, la que es considerada la más antigua de México y que fue creada en 1929, es decir, por lo menos siete años después de que en esta tierra de la gente buena, ya había una organización musical que daba conciertos mensuales en el Teatro Morelos y que trabajaba con el nombre de Orquesta Sinfónica de Aguascalientes.

El tema nos da para mucho y si me lo permites, lo continuaremos la próxima semana, me parece algo sumamente importante en el impacto cultural de Aguascalientes.

 

[email protected]

The Author

Rodolfo Popoca Perches

Rodolfo Popoca Perches

No Comment

¡Participa!