PortadaSociedad y Justicia

Urgen cambios a la política hídrica del país

 

  • No se puede seguir destinando agua de primer uso para riego en el campo
  • Tarifas y titulares de instancias del agua son aprobados con un criterio político

 

Se requiere atender la política hídrica en el país, cambiando algunos de los paradigmas que hasta ahora han guiado el desarrollo del sector del agua en general, apuntó Enrique Dau Flores, quien en el marco del 50 aniversario del Colegio de Ingenieros Civiles de Aguascalientes dictó la ponencia magistral, Apuntes sobre la problemática del Agua en México.

___


___

Enfatizó que en lo que se refiere al uso agrícola, no se puede seguir utilizando agua de pozo o superficial para riego, cuando se requiere para la subsistencia humana, en su uso público urbano, en el cual se enfrenta un grave problema en el subsector de agua potable, alcantarillado y saneamiento, ya que las instituciones y los organismos operadores de los sistemas de agua, generalmente no tienen los recursos suficientes, las tarifas son aprobados por los congresos de los estados con un criterio político y no por su uso técnico, por lo que no se les da suficiencia para vigorizar el sector, consideró.

El experto en sustentabilidad del agua recalcó que estas instancias se han tomado para pago de favores políticos, por lo que es común que se asignen para la titularidad de los mismos a personas que no tienen pleno conocimiento en la materia, “todo eso ha debilitado el subsector agua potable y alcantarillado, también necesitamos en este sentido una nueva política pública nacional que permita organizar y redireccionar hacia un mejor destino este subsector”.

Dau Flores precisó que el tratamiento de agua se lleva a cabo por razones ambientales, ya que no se puede permitir que se sigan contaminando los cuerpos de agua, lagos, lagunas, ríos o arroyos, con la descarga de agua residuales no tratadas, no obstante, se puede aprovechar la utilización de dicho líquido, en lugar de agua de primer uso, principalmente para el riego, ya que es la agricultura el principal usuario del agua en el país; en México el 70 por ciento del agua disponible se va a la agricultura, “lamentablemente con una eficiencia bajísima, del orden del 33 por ciento, de cada metro cúbico dos terceras partes no se utilizan, se pierden, se infiltran o se evaporan”.

Urgió a que se corrija la ineficiencia del uso del agua en el sector agrícola, además de fortalecer el intercambio de aguas, como en el caso del Distrito de Riego 01 que se suministra con agua de primer uso, mismo que podría abastecerse con agua residual tratada; “son decisiones difíciles porque hay una inercia y tradición de muy poco respeto, pero esto es lo que obliga a un golpe de timón en las políticas públicas del agua”.

Enfatizó que en el campo se debe apostar por la tecnificación, para que se reduzca el desperdicio del 60 al 5 por ciento logrando una alta eficiencia del líquido, si bien se requiere inversión, urge de que intercambie el agua para que ya no se utilice la de primer uso para el riego sino en el uso público urbano.

The Author

Adriana García Campos

Adriana García Campos

Reportera en La Jornada Aguascalientes.

1 Comment

  1. Pedro
    26/02/2018 at 03:27 — Responder

    Totalmente de acuerdo

¡Participa!