PolíticaPortada

Se reúne Jaime Rodríguez Calderón con estudiantes en Aguascalientes

 

  • El aspirante cuestionó cómo pueden creer los ciudadanos en un organismo electoral tramposo y en los partidos políticos
  • El Consejo Mexicano de Negocios no cree en las promesas y compromisos de López Obrador

 

El candidato presidencial Jaime Rodríguez Calderón, el Bronco, se reunió con estudiantes en las instalaciones de la Universidad Cuauhtémoc para exponer sus propuestas a alrededor de 400 jóvenes de nivel bachillerato y licenciatura.

___


___

A pesar de que los medios de comunicación estaban prestos a entrevistar al polémico candidato a la Presidencia de la República desde minutos antes de las 11:00 horas y aunque el escenario en donde se llevaría a cabo el encuentro no estaba aún listo, el Bronco se negó a llegar a las instalaciones universitarias para atender a la prensa, inclusive luego de su arribo al lugar, lo que provocó que varios reporteros, molestos, decidieran irse.

El lugar de la actividad de desarrollo en una cancha deportiva con varios problemas, a un inicio con el sonido, al ser evidente que toda la logística estuvo a cargo de los estudiantes, posiblemente universitarios, lo cual puede considerarse un acierto el responsabilizar a los jóvenes de ciertos eventos, aunque no cuando se trata de un candidato presidencial.

Al menos 400 jóvenes hicieron acto de presencia a la cancha deportiva con interés de escuchar al candidato, lo cual puede considerarse un acierto para los organizadores; lo no tan positivo es que la mayoría de ellos eran estudiantes de bachillerato, inclusive de los primeros semestres, lo que resta al objetivo de que los próximos nuevos votantes se formen un criterio para decidir su voto este 1 de julio.

Pese a los bemoles, dio inicio el evento, cuando el candidato agradeció la invitación y presentó al candidato independiente al Senado de la República, Manuel Díaz, para quien pidió su voto a los estudiantes y a la regidora capitalina Karla Cassio.

El comienzo de la interacción con los jóvenes se dio con una dinámica en la que el candidato debía responder lo primero que le viniera a la mente al mencionarle varias palabras una a una: wiski-tequila, mochar-mano (la respuesta que esperaba el público y que provocó risas y aplausos); trabajo-esforzarse, experiencia-toda, transparencia-total, homosexualidad-respondió: buena onda; economía-para todo México, pobreza-no debe existir, Tecate-la mejor cerveza, si es caguama, mejor; huevos-están en su declaración patrimonial, tolerancia-siempre hay que tenerla; por último: propuestas-ahorita se las digo.

Rodríguez Calderón consideró que los partidos políticos son el verdadero cáncer del país, por ello decidió lanzarse por la vía independiente, además de que los medios de comunicación son paleros del sistema, ya que muchos de los que trabajan en los mismos viven del sistema, al mencionar a personajes de Televisa, quienes consideró creen que son los sabios de la comunicación.

Al ser cuestionado sobre el tema de desarrollo económico y la factibilidad de bajar los impuestos, tal como el candidato ha propuesto, respondió que aseveró que en el país hay mucha gente perezosa, misma que tiene que trabajar, tanto jóvenes hasta personas de la tercera edad, a fin de desterrar las políticas asistenciales, así como el despilfarro en pagos a los medios de comunicación.

Expuso que, al disminuir los impuestos, los empresarios podrían pagar mejores salarios, lo cual no provoca desequilibrios a la economía, ya que además traería como consecuencia positiva que bajarían los niveles de delincuencia y por consecuencia de inseguridad, ya que las familias verían solventadas sus necesidades básicas.

Consideró que se le da demasiada importancia al Tratado de Libre Comercio (TLC), al apuntar la necesidad de explorar nuevos mercados al exterior, aspecto que aseguró haber ya probado con éxito; a fin de no depender más del TLC, ya que ha traído como consecuencia que el campo mexicano se despoblara.

Pugnó porque el próximo presidente de México no se dirija más a sus homólogos en el idioma que éstos hablan, sino siempre en español, esto con el objetivo de dignificar el idioma oficial del país; además de hacerlo de forma firme y con respeto, al referirse al presidente de los Estados Unidos.

Jaime Rodríguez habló también de la necesidad de dignificar la riqueza cultural del país, la cual habrá que potencializarla, mas no intervenirla; repitió lo de eliminar el asistencialismo, lo que consideró que destruye más que abonar al arte y la cultura, así como la obligación de respetar los usos y costumbres de las comunidades indígenas, pero coadyuvar en la generación de riqueza.

Se dijo a favor de la pena de muerte y castigos severos como el de “mochar las manos a los ladrones”, al señalar “tengo miedo a la violencia, pero hay que poner orden”, y para ello, en caso de ser presidente, habrá de pedir “un tiempito a los organismos internacionales de derechos humanos para que den chance y luego regresamos a cumplir con ellos”.

A pregunta de las controversias pendientes del Instituto Nacional Electoral (INE) en su contra, el candidato se cuestionó cómo pueden creer los ciudadanos en un organismo electoral tramposo y de los partidos políticos, y explicó que, respecto a lo que se señaló como triangulación de recursos para su campaña de procedencia sin declarar, él tiene un negocio y tomó dinero del mismo para aportar a su campaña, y de igual manera hicieron varios empresarios, quienes el dinero de su negocio lo depositaron a sus cuentas personales y de ahí se lo transfirieron, lo cual sucedió porque la ley no permite que los empresarios aporten a los candidatos para su trabajo proselitista.

“En nada confió en el INE, me ha estado persiguiendo y acosando y ya los demandé, como ciudadano tengo ese derecho”, señaló.

Advirtió que habrá varias demandas para aquellos medios que no los han tratado con equidad, lo cual es un derecho y para ello realizan una investigación, ya que por ley todos los medios deben darles espacios iguales a los candidatos, al considerar una injusticia que no le hayan dado espacios para su campaña.

Jaime Rodríguez consideró que los integrantes del Consejo Mexicano de Negocios no tienen la menor credibilidad a las promesas y compromisos de Andrés Manuel López Obrador, pese a que luego de la reunión que sostuvieron, al parecer se desarrolló y culminó en los mejores términos, según señalaron ambas partes.

Advirtió que, tanto ante los empresarios como el resto del país, López Obrador ofrece una cara distinta a la de su realidad, “yo estoy haciendo todo para que no gane, estoy intentando ganarle yo a él. Yo no le creo, un hecho es que tú me digas que ya no vas a hacer las cosas y otro que yo te crea, y no creo que los empresarios le hayan creído”, manifestó el candidato en breve entrevista con los medios de comunicación locales.

The Author

Claudia Rodríguez Loera

Claudia Rodríguez Loera

Reportera en La Jornada Aguascalientes.

No Comment

¡Participa!