Opinión

Voodoo Child (Slight return) / El banquete de los pordioseros

El disco de Sgt. Peppers de The Beatles inicia con la frase “It was twenty years ago today”, en fin, ya en alguna ocasión lo comenté en este mismo espacio y ahora me sirve como pretexto para iniciar el día de hoy, esto sucedió hace 50 años, en realidad, muchas cosas sucedieron hace 50 años y en la medida de lo posible lo hemos estado atendiendo aquí, en el Banquete de los Pordioseros, incluso ese mismo disco de los Rolling Stones cumplirá el próximo 6 de diciembre medio siglo de su lanzamiento, y el año de 1969 y el de 1970 nos encontraremos con varios 50 aniversario de discos o acontecimientos muy importantes en el mundo del rock. Y sí, ya sé lo que estás pensando, que cada año, invariablemente se cumplirán 50 años de algo, de cualquier cosa, y por supuesto que tienes razón, el punto es que algunos de los mejores y más influyentes discos en la historia del rock se publicaron o se grabaron a ambas cosas entre 1967 y 1972 aproximadamente y bueno, salvo tu mejor opinión, considero un buen ejercicio recordar estas grandes producciones musicales que han revolucionado el mundo del rock.

La que hoy nos ocupa es un tema musical realizado el 3 de mayo de 1968, de hecho ya se pasaron algunas semanas, poco más de un mes, pero nunca es tarde para rendir tributo a esta espectacular canción, me refiero a Voodoo Child de The Jimi Hendrix Experience compuesta por el que para un servidor, es el mejor guitarrista de rock, sí, claro, me refiero a James Marshall Hendrix, músico de Seattle Washington en Estados Unidos, pero que fue primero reconocido en el exigente y competido ambiente de Londres, Inglaterra. Voodoo Child (Slight Return) pertenece al tercer disco en estudio, Electric Ladyland de este power trío integrado por Mitch Mitchell en la batería, Noel Redding en el bajo y Jimi Hendrix en la guitarra, de hecho, es la canción que cierra el disco antes mencionado, un disco que está considerado por los que saben como uno de los mejores en la siempre inconclusa historia del rock.

Se considera que la canción contiene uno de los mejores, de hecho algunos un poco más atrevidos y temerarios la señalan como el mejor riff del rock, y mira que hay muchos. Si no me equivoco en alguna ocasión dedicamos un Banquete a señalar algunos de esos riffs inmortales que a más de uno nos han hecho vibrar intensamente de emoción, por ejemplo, el inconfundible riff de Smoke on the water de Deep Purple, Paranoid de Black Sabbath, Whole lotta love de Led Zeppelin y la lista podría ser interminable, pero no es el objetivo del presente texto, sin embargo, el riff de esta canción está ahí como un fuerte pilar en la sólida estructura del rock, insisto, para algunos conocedores del tema se trata del mejor.

Independientemente de eso, la canción ofrece mucho más que un energético riff que te hace saltar de donde sea que estés sentado. La versión que cierra el disco, -no confundir con Voodoo Chile cuya duración es de aproximadamente 15 minutos-, tiene grandes momentos de esa intensidad característica de los años 60 en donde abundaban las improvisaciones y cosas que de momento se le ocurrían a alguno de los intérpretes y que son elementos que originalmente no había sido considerados desde su origen.

Como ya lo comenté hay dos canciones en el disco de Electric Ladyland cuyos títulos podrían confundirnos un poco. Por otro lado el disco contiene algunas de las mejores canciones compuestas por la Experiencia y que solían interpretarse en los conciertos de la agrupación, por ejemplo, Burning of the midnight lamp, Gypsy eyes, Still raining, still dreaming, una muy bien lograda versión del original de Bob Dylan, All along the watchtower, y por supuesto, estas dos canciones: Voodoo Chile con un poco más de 15 minutos de duración, pletórica de ricas y elocuentes improvisaciones, y Voodoo Child (Slight return) que cierra el álbum y que sin la misma duración que su hermana, nos muestra una solvencia y consistencia impresionantes, además de la extraordinaria coherencia de los tres integrantes de la Experiencia de Jimi Hendrix.

El disco Electric Ladyland con su polémica portada cumplirá 50 años el próximo mes de octubre y por supuesto que nos ocuparemos de él, por ahora el asunto es la canción Voodoo Child.

El asunto es que la canción Voodoo Chile se grabó el 2 de mayo de 1968 con la colaboración de Stevie Winwood en el órgano y Jack Cassidy en el bajo, aquel que fue integrante de Jefferson Airplane y Hot Tuna. Al día siguiente, el 3 de mayo, Hendrix regresó al estudio con su agrupación, el bajista Noel Redding y el baterista Mitch Mitchell con el fin de filmar un pequeño documental fílmico y retomaron esa misma canción que para identificarla como una versión diferente, le pusieron Voodoo Child (Slight return).

Aunque la canción dura en el disco poco más de 5 minutos cuando la tocaban en concierto solía extenderse hasta más de 18 minutos, esto como consecuencia de las improvisaciones que en gran medida definieron muy bien el perfil musical de la Experiencia de Jimi Hendrix. Por su intensidad y solvencia, destacan las versiones que fueron interpretadas, entre otras, por supuesto, en el Royal Albert Hall de Londres, en el Winterland Ballroom de San Francisco, y en el legendario y mítico Fillmore East de Bill Graham en la ciudad de Nueva York, sin descartar la que se grabó en el disco Jimi Hendrix in the West o en el Festival de Woodstock. Pues sí, esto sucedió hace 50 años.

 


Vídeo Recomendado


The Author

Rodolfo Popoca Perches

Rodolfo Popoca Perches

No Comment

¡Participa!