PortadaSociedad y Justicia

Se abusa en Aguascalientes de sentencias a prisión

 

  • Con un 87.6%, Aguascalientes es el estado con mayor porcentaje de condenas de menos de tres años de cárcel
  • La privación de la libertad debería reservarse a los delitos de mayor impacto: Impunidad Cero

 

Ocho de cada diez presos en los centros de reinserción social (Ceresos) enfrentan condenas de menos de tres años de prisión,

Con un porcentaje de 87.6, Aguascalientes ocupa el tercer lugar de los estados con mayor porcentaje de sentencias cortas, solamente por debajo de Campeche (90.2 por ciento) y Puebla (88.9 por ciento), según un estudio de la organización Impunidad Cero.

Sin embargo, a decir de especialistas el uso desproporcionado del sistema penal no es recomendable.

De acuerdo con el análisis realizado en colaboración con Jurimetría A.C. lo óptimo es que la proporción de penas carcelarias menores a tres años sea baja, para que se cumplan el principio de mínima intervención penal.

La privación de la libertad, explica el documento, debería reservarse a los delitos de mayor impacto. Para delitos no violentos pueden aplicarse medidas menos gravosas.

Cuando estas sentencias sobrepasan el 70 por ciento, como en el caso de Aguascalientes y otras seis entidades federativas, “quiere decir que todavía se sanciona una cantidad significativa de delitos menores como daño a propiedad ajena, amenazas y calumnias”.

La regla que generalmente opera es que una sanción de menos de dos años de prisión se puede cambiar por el pago de una multa y así evitar el internamiento en un centro penitenciario: “pues por un delito menor, no intencional o no violento, las personas quedan estigmatizadas social y legalmente con un antecedente penal que les hará más difícil su reinserción o participación en la vida económica y laboral”, se lee en el Índice Estatal de Desempeño de las Procuradurías y Fiscalías 2018, “Hay consenso en que las condenas menores tienen efectos criminógenos, tanto porque al perder un expediente sin antecedentes penales aun por periodos cortos, con mayor razón si ya se sufrió prisión, las oportunidades de reinserción son escasas y la propensión a delinquir puede aumentar”.

Sin embargo, el Congreso del Estado aprobó reformas a la fracción XII del artículo 75 A y a la fracción I del artículo 142 del Código Penal de Aguascalientes para incorporar el robo con violencia al catálogo de delitos que ameritan prisión preventiva oficiosa.

El diputado presidente de la Comisión de Justicia, Francisco Martínez Delgado, justificó esta medida -contraria al nuevo Sistema Penal Acusatorio- a frenar el fenómeno de la puerta giratoria, donde los delincuentes vuelven a delinquir por la falta de severidad en los castigos.

En Aguascalientes, más de mil 81 personas se encuentran privadas de su libertad en los Ceresos, purgando condenas principalmente por robo, homicidio, delitos contra la salud y violencia sexual; y más de una tercera parte de la población penitenciaria del estado se encuentra a la espera de una sentencia, según un informe entregado por la Secretaría de Seguridad Pública del Estado a La Jornada Aguascalientes vía transparencia.

The Author

Hilda Hermosillo

Hilda Hermosillo

Periodista en ciernes. Contestataria y suspicaz por naturaleza, un tanto caprichosa, algo distraída, siempre aprendo de todo, vivo a pleno cada centésima de segundo y no podría vivir sin música. Equidad de género. Medio Ambiente. Derechos humanos. Justicia. Política y elecciones.

No Comment

¡Participa!