Sociedad y Justicia

Asociaciones civiles conservadoras de Aguascalientes se quejan de libros de texto de secundaria

 

  • Aseguran que los padres están más capacitados que los docentes para hablar de sexualidad a los jóvenes
  • Acusan que los textos adoptan “premisas ideologizadas de la teoría de género”

 

Integrantes de la Unión Nacional de Padres de Familia y del Frente Nacional por la Familia consideran que basta con tener experiencia de vida para orientar a los hijos sobre temas de sexualidad, por ese motivo se presentaron para quejarse sobre el contenido de los libros de texto ante la delegación de la Secretaría de Educación Pública (SEP).

El presidente de la Unión Nacional de Padres, Miguel Raygoza Mejía, recalcó, frente a las puertas cerradas del edificio que alberga la dependencia federal, que ellos son los únicos capacitados para dar educación sexual a sus hijos y cuestionó si los docentes están lo suficientemente aptos para abordar estos temas con los niños y jóvenes.

Los representantes de los grupos conservadores aseveraron que además de la queja, presentarán más de trece mil firmas que demandan que sean los padres de familia quienes elijan la educación sexual para sus hijos, al señalar de manera específica que los libros de primero de secundaria de Biología, así como los de Formación Cívica y Ética, fueron desarrollados sin tomarles en cuenta, al considerar que “si bien los temas de sexualidad y biología deben ser abordados en casa, también es cierto que la enseñanza de la escuela deben de ir acorde con los principios que se enseñan en familia”.

Expusieron que las indicaciones en los contenidos no consideran a los padres de familia, pues solo hablan de actividades entre el profesor y los alumnos o entre ellos mismos, sin abordar contenidos que favorezcan mecanismos de comunicación entre padres e hijos; además de señalar que para brindar este tipo de formación se requiere de profesores capacitados pedagógicamente y con formación, la cual también debe estar aprobada por los padres de familia.

Si bien subrayaron que los docentes deben contar con una formación aprobada por los padres si pretenden educar en sexualidad, para Raygoza Mejía resulta suficiente el hecho de que los mentores se acerquen a sus hijos y les hablen sobre el tema, con base únicamente a su experiencia de vida: “Pues hay experiencia de vida, cualquier padre de familia tiene experiencia de vida por el simple hecho de ser padre, entonces yo creo que tiene la capacidad para hablar, nada más yo preguntaría ¿tendrá más capacidad un maestro para hablar de un tema de sexualidad?”, reiteró.

En el grupo se encontraba también el coordinador del Frente por la Familia, Carlos García Villanueva, quien dijo que estar en desacuerdo con la entrega en las escuelas de estos libros, ya que opinan que enseñan una ideología y no una ciencia, al acusar que, “en concreto se observa que algunos textos adoptan premisas ideologizadas de la teoría de género (…) en el libro te dice, ojo, que hay personas, que a un niño le pueden gustar personas del mismo sexo, personas de otro sexo o personas que les pueden gustar los dos sexos, aquí lo que está promoviendo es la homosexualidad. Que es en lo que estamos radicalmente en contra, una cosa es procedimientos ideológicos y lo que son procedimientos científicos”.

The Author

Claudia Rodríguez Loera

Claudia Rodríguez Loera

Reportera en La Jornada Aguascalientes.

No Comment

¡Participa!