PortadaSociedad y Justicia

Sistema multimodal de transporte público debe adaptarse a particularidades de cada ciudad

 

  • Esta clase de sistemas es positivo siempre y cuando obedezca a las necesidades de Aguascalientes
  • Transporte multimodal posibilita a los habitantes de cada ciudad acceder a una mayor justicia territorial

 

La estudiante de doctorado de estudios urbanos y ambientales en el Colegio de México (Colmex), Angélica Valera, aclaró que siempre es positivo que se establezca un sistema de transporte público multimodal en las ciudades, siempre y cuando este no sea importado, pues debe obedecer a las características particulares de cada ciudad.

Ayer se realizó en la Universidad Autónoma de Aguascalientes el Seminario Ciudades, innovación e inteligencia artificial y entre sus participantes estuvo Angélica Valera, estudiante de doctorado del Colmex, quien entre otros temas habló del concepto de justicia territorial.

La justicia territorial, explicó Valera, es un concepto con el que se define la posibilidad que tienen los habitantes de una ciudad para acceder a todos los puntos de la ciudad, la cual se ve limitada por la movilidad de la misma.

Actualmente, agregó la estudiante de doctorado, realiza un estudio en el que busca conocer el nivel de justicia territorial para las ciudades de Querétaro, Querétaro y León, Guanajuato, las cuales eligió porque se encuentran en una zona muy dinámica del país y tienen diferentes características en cuanto a su infraestructura de movilidad.

La ciudad de Querétaro ha registrado un mayor crecimiento en términos poblacionales y territoriales de México mientras que la ciudad de León tuvo un proceso de expansión y es históricamente conocida por su vocación industrial, según Valera.

Si bien el estudio no está completo, pues aún falta enfatizar en la parte cualitativa en la que se tiene que trabajar más con los habitantes de ambas urbes, es decir, experimentar y conocer cómo viven sus habitantes, está a punto de concluir la parte cuantitativa.

Por ejemplo, se sabe que en Querétaro las personas que utilizan automóvil pueden alcanzar 19 oportunidades o posibilidades de comprar algo, asistir a una clínica, ir a las escuelas o llegar a un parque en un día, mientras que las que se mueven en transporte público solo pueden hacer en cinco oportunidades y quienes caminan pueden alcanzar dos.

Lo anterior, detalló la investigadora, habla de que existe una falta de planeación que beneficie a los menos favorecidos, lo cual genera brechas entre los que más y los que menos tienen que repercuten en su capacidad de vivir su ciudad, “Entre más ingresos, tienen más posibilidad para adquirir un auto y si tienen un auto, tienen más posibilidades de desarrollarse en la ciudad”.

En León por otro lado, comparó Angélica Varela hace varios años ocurrió un cambio de paradigma en el transporte y pasaron a un sistema multimodal con una red integrada de transporte público y una red ciclista que se conecta a esta, además de que actualmente se trabaja en un sistema de renta de bicicletas públicas, por lo cual la brecha que existe en Querétaro es menor.

Si bien, es positivo que cada ciudad incluya un sistema de transporte público multimodal, en el caso de Aguascalientes, como el particular de cada asentamiento, estos deben ser diferentes, apuntó la investigadora, “La idea del transporte público es que efectivamente se vaya hacía la multimodalidad y eso está más que probado, pero como en cualquier ciudad, los casos se deben analizar por cada una de las necesidades que tenga la población y la ciudadanía en particular”.

Angélica Valera informó que no es recomendable importar modelos, inclusive de ciudades con similar cantidades poblacionales, pues las condiciones de cada ciudad son diferentes y las necesidades de transporte de sus ciudadanos también lo son, “Prevalente no es necesario un BRT (Bus Rapid Transit) en Aguascalientes, posiblemente se necesiten transportes más chicos que tengan otro tipo de cobertura y que se muevan en diferentes horarios, pero eso yo no lo sé”.

La estudiante de doctorado, insistió que la multimodalidad es importante y siempre positiva, siempre y cuando no se base en una idea importada sin un análisis real de las condiciones de la ciudad en la que se pretende establecer, es decir, el sistema multimodal es positivo siempre y cuando sea adaptable, “Tiene que adaptarse a las necesidades y a los requerimientos de cada ciudad”.


Vídeo Recomendado


The Author

Carlos Olvera Zurita

Carlos Olvera Zurita

Nada, sólo 28 años de vida. Reportero en La Jornada Aguascalientes.

No Comment

¡Participa!