Opinión

10 años de La Jornada Aguascalientes / La columna J

“El que persevera alcanza y el que alcanza siempre sigue perseverando”

El momento es oportuno para agradecer, felicitar y resaltar el trabajo plasmado por este medio a lo largo de diez años. Diez años se dicen fáciles, pero en verdad requieren de esfuerzo, tenacidad, convicción, decisión, inclusión, vocación y lo más importante, voluntad.

No se puede entender la vida de un país como lo es México sin la participación de los medios de comunicación. No se puede entender el dinamismo de Aguascalientes sin la esencia de los medios de comunicación. Sin duda alguna los medios son el puente entre el presente y el futuro de la realidad.

Debo destacar con toda la fuerza de las palabras que La Jornada Aguascalientes ha mantenido una línea de comportamiento verdaderamente profesional, es un medio que comunica, que expresa, que conecta, que incluye, que no es sesgado.

La acción comunicativa no está exenta de las distintas pretensiones ajenas que oscilan en la manipulación y en la conveniencia, es por eso que recalco que La Jornada Aguascalientes es impoluta en su actuar, pero eso también conlleva un gran peso y una gran responsabilidad, ya que implica estar expuesto a la verdad y la verdad siempre nos alcanza a todos.

Cuando las personas se refieren a La Jornada, lo hacen con respeto, y el respeto tiene la principal característica de no estar en las propiedades de los mercenarios, el respeto es una extraña aleación entre la congruencia y el actuar. Hoy en día pocas personas ostentan respeto ante los demás, y en el caso específico de los medios de comunicación el estándar de medición contiene mayor altura. LA JORNADA ES UN MEDIO RESPETADO.

Debo admitir que siempre fue una ilusión poder escribir en un diario como LA JORNADA, las ideas que se plasman en el medio son retadoras y originales, los autores aún más, todos admirables, todos con el firme propósito de que el escribir va más allá del bien y del mal. Entienden perfectamente que escribir es el primer deber del presente y el único legado para el futuro.

“Las palabras convencen, pero el ejemplo arrastra”

Los medios enfrentan nuevos contextos tecnológicos y disruptivos, no es tarea fácil mantenerse en la tempestad de la innovación, pero si las cosas fueran fáciles cualquier persona las haría, La Jornada Aguascalientes está vigente y está consolidada. Puedo referir que el personal que ha sido partícipe de cada segundo, de cada edición, de cada nota, de cada noticia, es gente comprometida que denota profesionalismo, hacen las cosas porque quieren, no porque deban y eso, eso es el éxito.

La sociedad necesita equilibrios y necesita que la realidad llegue a ser expresada como verdad y no como sofisma.

Diez años sirven para reflexionar, para recordar la primera noticia y el primer artículo, pero también sirven para tomar aliento, para motivar, para volver a poner la mirada en lo más alto y llenarse de júbilo y alegría, para agradecer de manera fraternal a todas y cada una de las personas, a cada lector, a los directores, a los repartidores,  a los editorialistas, a todos simplemente y sencillamente a todos.

La adulación es propia de los cobardes, pero el reconocimiento es menester de aquellos que se han forjado en las buenas, en las malas y en las peores.

A todo el equipo de La Jornada Aguascalientes les felicito con honor y respeto, y les pido que nunca olviden este día, porque diez años es el primer gran paso del futuro prometedor. Los comienzos son los más difíciles pero también son los más sublimes.

FELICIDADES POR EL AYER, FELICIDADES POR EL MAÑANA, PERO SOBRETODO, FELICIDADES POR EL PRESENTE.

DIEZ AÑOS SON ESTE SEGUNDO, SON ESTA ALEGRÍA, SON ESTE MOMENTO.

 

[email protected] | @ahumadaroberto


Vídeo Recomendado


The Author

Roberto Valdés Ahumada

Roberto Valdés Ahumada

No Comment

¡Participa!