Sociedad y Justicia

Trabajadores de Nissan Aguascalientes presentan demanda ante la Junta Federal de Conciliación y Arbitraje

 

  • Comienzan recorte en Nissan, asegura la CROM que van directo a integrantes del movimiento
  • Al momento son 40 los despedidos, varios presentaron una demanda para exigir su reinstalación

 

Luego del anuncio de que la Nissan en México despediría a mil trabajadores de las plantas de Cuernavaca y Aguascalientes, comenzaron los recortes de manera directa hacia aquellos que integran el movimiento para cambiar de representación sindical, acusó el líder de la Confederación Regional Obrera Mexicana (CROM), Jesús Ramírez Pérez, ante las puertas de las oficinas de la Junta Federal de Conciliación y Arbitraje para presentar una demanda colectiva.

Aseveró que al momento son 40 los trabajadores despedidos, varios de los cuales presentaron una demanda para exigir su reinstalación, al considerar que el recorte de la plantilla únicamente perjudicó de manera directa a quienes tienen interés en que la CROM los represente.

“Estamos aquí acompañándolos, para exigir que sus derechos sean respetados, pues consideramos que hasta sus derechos humanos fueron violentados, así como sus derechos de asociación y de libertad de expresión”, manifestó Ramírez Pérez, para luego anunciar que acudirían a las Comisión de Derechos Humanos del Estado de Aguascalientes para presentar una queja al respecto.

El líder estatal de la CROM explicó que, al leer el contrato colectivo de trabajo, se dieron cuenta que la empresa debía de informar respecto a estos despidos al sindicato cinco días antes, en este caso a la Federación de Trabajadores de Aguascalientes (FTA), aunque a través de los medios de comunicación el dirigente Alfredo González González aseguró no tener conocimiento de uno solo; lo cual comprueba que los operarios no cuentan con una representatividad.

“Independientemente de que ellos no estuvieran conformes con su representación sindical, son sus representantes sindicales, entonces esto me parece como un corte de cabezas”, expuso Jesús Ramírez, al asegurar que varios de las personas despedidas tienen una antigüedad de más de diez años en la empresa.

Si bien el anuncio de que al menos mil trabajadores serían despedidos por motivos de crisis de la empresa es un asunto comprensible, el desacuerdo es que se haya aprovechado esta situación para “aventar golpes selectivos”, señaló el dirigente de la CROM, luego de prometer que serán reubicados en otras empresas todas aquellas personas que sufrieron este recorte, para que no se queden sin trabajo, aunque no cejarán en exigir su reinstalación y llegar “hasta donde tope”.

En un primer momento, la demanda ante la Junta Federal de Conciliación y Arbitraje fue por parte de seis trabajadores de los 40 despedidos, cantidad que consideran crecerá, dado que los recortes en la plantilla laboral se extenderán hasta marzo; lo cual traerá como consecuencia, a decir del líder de la CROM, que el descontento se acreciente en Nissan y se integren cada vez más personas al movimiento que encabeza.

The Author

Claudia Rodríguez Loera

Claudia Rodríguez Loera

Reportera en La Jornada Aguascalientes.

No Comment

¡Participa!