Sociedad y Justicia

Colapsa red hidráulica en comunidad de San Jacinto, en Rincón de Romos

La comunidad de San Jacinto, ubicada en el municipio de Rincón de Romos, presenció las fallas de un sistema hidráulico caducado, que por más de 50 años no tuvo un cambio en sus tuberías, por este paso del tiempo, fue inminente que el día de ayer colapsara y las familias del lugar se quedaran sin agua.

A esta contingencia acudió el alcalde, Ubaldo Treviño Soledad, quien reveló que ya se tenía cierta noción del problema desde hace 15 días, sin embargo, “no pensamos que pudiera tener la magnitud del día de hoy, donde se colapsó la tubería en su totalidad”.

El material de esta tubería llegaba a ser de asbesto, lo que a decir de Treviño Soledad llega a ser hasta ilegal porque llega a poner en riesgo la salud de los consumidores.



Al tratarse de una emergencia, no hay un presupuesto destinado, porque para la comunidad de San Jacinto están destinados 800 mil pesos para realizar otro tipo de obras, recurso que se pretendía transferir pero no se completó porque “de pura tubería estaremos gastando cerca de un millón 500 mil pesos”, esperando que no sea necesario perforar otro pozo ya que el costo se elevaría hasta el doble.

Reclamó que en este momento todo lo invertido es de las finanzas públicas municipales y el gobierno del estado no ha suministrado algún apoyo. Argumentó que los recursos destinados para estas obras hidráulicas que serían otorgados tanto por la federación como por el estado, “todavía no llegan”.

Dijo que esta emergencia utilizará la implementación de 3 metros lineales de PVC para agua potable “y ya que estamos en esto vamos a aprovechar para llevar el agua principalmente a las escuelas y parques” donde las áreas verdes sean regadas con agua tratada.

Este escenario hizo que el alcalde de Rincón de Romos declarara acerca de la ciudad capital, donde en su pensar deben de existir tuberías que también estén dañadas por el paso de los años, poniendo también riesgo la salud de quienes ocupan el vital líquido.

Subrayó que aunque estas obras no se ven, estará realizándolas para atacar el problema de fondo, además de que asistirán a la comunidad con un tinaco de 450 litros para que cuando este tipo de problemas se presenten la comunidad tenga donde abastecerse.

Mencionó que este no es el primer colapso que presenta el municipio, pues días antes en la colonia más grande de casi 6 mil habitantes existieron los mismos problemas.

Invitó al gobierno estatal u federal para que se involucren en esta problemática y se tengan programas de prevención para el apoyo a los municipios, mostrando su interés para que los ciudadanos cuenten con los servicios básicos.

Espera que esta ocasión sirva como ejemplo al menos en el estado para que los demás municipio prevengan la situación porque de lo contrario acarrearía problemas tanto sociales como financieros.

En el lugar, donde ya se encontraban trabajadores de obras públicas laborando, la señora María Guadalupe Torres de León miraba con atención al mismo tiempo que recordaba como desde hace un año al abrir la lleve del agua, notaba un olor nauseabundo y un color anormal que llegaba a parecer amarillo.

Según cuenta, en ocasiones el agua estaba acompañada de tierra y en los envases donde la depositaba siempre dejaba una marca. Estas observaciones las hizo llegar a la autoridad competente pero solo recibió argumentaciones de que el pozo estaba contaminado, ante ello decidió tomar precauciones y prohibió a sus 3 hijos beber el líquido.

The Author

ReporterosLJA

ReporterosLJA

No Comment

¡Participa!