12/07/2020


Dpa
Periódico La Jornada

Con su traje azul, capa roja y unos músculos sobrehumanos, Supermán estrelló un coche verde contra un acantilado en la primera edición de Action Comics, que el jueves se cumplirá 75 años. Había nacido el primer superhéroe de la historia del cómic.

Costaba 10 centavos en 1938 el cuadernillo de 64 páginas, un precio que entonces equivalía al de una barra de pan o cuatro litros de gasolina. En 2011, luego de más de siete décadas de historia, un ejemplar de esta primera edición se subastó por más de 2 millones de dólares.

En realidad, Supermán no estaba destinado a ser un superhéroe, sino más bien un supervillano. Sus creadores, Jerry Siegel y Joe Shuster, se conocieron en la escuela en Ohio e idearon juntos el musculoso personaje enfundado en un ajustado traje azul.

Al parecer, la muerte del padre de Siegel durante un robo marcó el punto de inflexión, y Supermán pasó a ser un superhéroe bueno con superpoderes: velocidad y fuerza extremas, invulnerabilidad, oído privilegiado, vista telescópica y microscópica y, por supuesto, la capacidad de volar.

Siegel y Shuster diseñaron una biografía completa para su hombre de acero. Nació con el nombre de Kal-El en Krypton, llegó a la Tierra lanzado por su padre –un científico– en un cohete espacial para protegerlo de la inminente destrucción del planeta. Supermán aterrizó por casualidad en Kansas, donde fue adoptado por un matrimonio sin hijos que lo crió como Clark Kent.

Después, Clark empezaría a trabajar como reportero en el diario local y compaginaría su tarea con la de superhéroe donde hubiera crímenes o injusticias.

Luego de muchos rechazos, una editorial accedió a publicar la primera historia de Supermán en la colección Action Comics 1 con una edición de 200 mil ejemplares. Y muy pronto, el primer cuadernillo llegó a ser un éxito de ventas, tras el que vendrían comics dedicados sólo a Supermán, películas de Hollywood y series de televisión.

Supermán se volvió un icono estadunidense mientras el mercado del cómic clásico se iba desmoronando.

Shuster y Siegel murieron en los años 90, tras décadas de campañas en los tribunales por los derechos del superhéroe. El año pasado, sus sucesores convirtieron en bloguero al reportero Clark, en un intento de adaptarlo al espíritu de los tiempos y atraer lectores.

Aún hoy sigue sin conocerse a quién tenían en mente Siegel y Shuster cuando idearon a Supermán. Según contó a The New York Times, Larry Tye, autor de un libro sobre el padre de todos los superhéroes, héroes clásicos como Hércules y Sansón habrían tenido su influencia.

Además, también se conservan algunos bocetos realizados por Shuster, encargado sobre todo del dibujo de un hombre que encontró por la calle y cuyo rostro utilizó de modelo para el personaje. Al parecer, incluso él mismo se puso frente al espejo para crear a Clark Kent y Supermán.

Vídeo Recomendado


Show Full Content

About Author View Posts

La Jornada

Noticias de La Jornada en su edición nacional.

Previous “¡Si me quieren derrocar vengan por mí!”, desafía Nicolás Maduro
Next De 58 mil mujeres agredidas, sólo 7% tuvo ayuda legal: observatorio feminista

Comments

¡Participa!

Close

NEXT STORY

Close

En Aguascalientes, se pospone construcción del libramiento carretero poniente por Covid-19

07/05/2020
Close