Vivir en condominios habitacionales, ¿una moda o una necesidad? - LJA Aguascalientes
24/06/2024

  • Señalan especialistas que a la gente le gusta vivir en condominios por seguridad y comodidad
  • El código urbano carece de ciertos elementos, pero la propuesta del Verde Ecologista es insuficiente

Hasta hace unos días en este mismo medio se publicaron diversas notas acerca de la presentación por parte de los diputados integrantes del Grupo Parlamentario del Partido Verde Ecologista en el Congreso del Estado, de una nueva ley de condominios para el estado de Aguascalientes, que pretende contemplar todo aquello que no haya sido provisto en el actual Código Urbano que data de 1994, mismo que no ha sido modificado y que según los presentadores su principal problema radica en cuestiones de modernización y organización condominal o vecinal.

Al evento acudieron los proponentes de dicha ley, Sergio Augusto Ramírez, José Luis Ramírez Escalera y Fidel Martínez Trinidad, además asistieron diversas personas de la sociedad civil en general, incluidos en condominios, juntas vecinales, reuniones de colonos, y personalidades de la iniciativa privada, interesados en dicha invitación para discutir la propuesta de los diputados.

El desarrollo de ésta se llevó a cabo en el vestíbulo del recinto legislativo, pero más que la presentación formal de la asesora Alejandra Vergara, llamó la atención la sesión de retroalimentación en la que la mayoría de los invitados se manifestó con respecto a diversas situaciones no contempladas en la propuesta, con lo cual externaron que hace falta modificar un mayor número de situaciones comunes que no soluciona el Código Urbano de 1994 ni la presente ley, y en todo caso si buscara implementarse dicha ley, se necesitaría de un mayor tiempo, ya que los cambios determinados son cuestiones que hay que medir con antelación. Es por ello que ahora pretendemos indagar específicamente en la vida de los condóminos para determinar si es necesaria dicha ley, o únicamente sería suficiente reforzar el Código Urbano actual o bien, aprobar dicha ley con las diversas modificaciones, para lo cual entrevistamos a especialistas en la materia: inmobiliarias, constructoras, arquitectos, ingenieros civiles, urbanistas, habitantes de condominios, líderes de colonos, entre otros.

Constatamos que son diversos los aspectos que se toman en cuenta para vivir en un condominio, así como para abandonar dicha forma de organización habitacional. Cabe hacer mención que en este caso nos dirigimos únicamente a los condominios habitacionales, dejando de lado los industriales o comerciales, ya que los primeros son más abundantes en el estado.

En primer lugar nos dirigimos hacia una persona que vive en un contexto condominal, a quien cuestionamos acerca de su vida dentro de este entorno, la cual explicó que el principal argumento por el que vive en un condominio, corresponde a la comodidad, a la seguridad y al disfrute de áreas verdes recreativas, especificó que tal y como él lo ve y como ha escuchado a vecinos y familiares que viven en condominios o cotos, vivir en uno de éstos es un proyecto a largo plazo, y la idea de instalarse en uno es debido a la preocupación de la futura vida familiar y el cuidado de los hijos.

Estableció que así como existe un buen número de elementos positivos también los hay negativos, ya que vivir en éstos resulta costoso por el pago de servicios, y en ocasiones es estresante la actitud de los vecinos. Los conflictos entre vecinos por la cercanía entre casas en ocasiones se convierten en una actividad común, la cual se tiene que solucionar inteligentemente. Argumentó que desconoce la nueva ley de condominios presentada y que tampoco sabía que el Código Urbano data de 1994, por lo que consideró que lo más indispensables es la convivencia entre la gente, “las reglas se pueden romper como es una costumbre, lo que importa es el comportamiento de las personas”, aunque cada condominio debe organizarse para marcar las pautas necesarias y garantizar un libre desenvolvimiento de sus habitantes.

Por otro lado, encontramos a especialistas en construcción que hablaron de la manera operacional de un condominio y resaltaron, como bien es sabido, que el principal elemento de éstos se manifiesta en la preservación de la seguridad e integridad personal, así como quedar exento de posibles delitos de robo a automóvil o casa habitación, ya que en el estado se han incrementado recientemente. Especificaron que la construcción de los condominios en su mayoría se comenzó a realizar como los conocemos ahora, “tipo cotos” a partir de los años 90.

Los especialistas expresaron que la forma de los condominios se realiza de manera estratégica para garantizar el libre tránsito entre los pobladores, por el respeto a su propiedad privada, y por la convivencia en zonas comunes, como parques y albercas, dependiendo del tipo de conjunto habitacional.

Con respecto la iniciativa de ley se manifestaron a favor, pero especificaron, al igual que el condómino entrevistado con anterioridad, que el problema no es por cuestiones de construcción, sino más bien la regulación de la convivencia entre éstos y la toma de decisiones como vecinos, “cuestiones que no pueden estar reguladas por una ley”, ya que el comportamiento de los humanos es cambiante y puede encontrar diversas etapas de conflicto.


Finalmente, al cuestionar a los representantes de colonos o líderes vecinales, especificaron que los condominios son una manera de vivir muy benéfica, ya que contribuye a la participación vecinal entre todos, al desarrollo de diversas actividades y el pago de los servicios responde a una manera democrática de distribuir el gasto. Desgraciadamente hay personas a las que sólo les importa vivir y dormir dentro de sus casas, sin convivir con los vecinos, así como otros que se aíslan y no pagan los servicios o el mantenimiento de las áreas verdes, por ello existe un problema entre vecinos, ya que luego de enterarse de que no pagan dichos servicios, comienza a crearse una ola de “no querer pagar hasta que ellos paguen”, por ser inequitativo el pago de dichas acciones.

Por otro lado, existen quienes no son dueños de las casas y rentan, por lo cual se creen libres de cualquier pago extra, cayendo en la equivocación.

Definitivamente los condominios son una manera muy cómoda de vivir, tal y como lo hemos constatado al preguntar a habitantes de éstos, pero ¿quién accede a un condominio?, únicamente las personas con ingresos mayores, por lo cual la mayoría de la población queda excluida de este tipo de beneficios y de problemas internos.

La organización de los condominios se convertirá en una forma más común de vivir, ya que las inmobiliarias han establecido que dichos conjuntos habitacionales han generado una mayor demanda de vivienda, y el Instituto de Vivienda del estado ha corroborado ello mediante el incremento del número de construcciones de este tipo, en su mayoría al norte, sur y poniente de la ciudad, en menor medida al oriente y en los municipios que no son parte de la zona metropolitana.

Foto: Cristian de Lira


Show Full Content
Previous Chávez Rangel firmó Pacto de Cumplimiento Electoral
Next Sí existe educación sexual en México, pero es de mala calidad
Close

NEXT STORY

Close

Confía el PRI en vencer a Martín Orozco en una elección extraordinaria

20/07/2016
Close