La concesión a CAASA no es revisada desde 1996 - LJA Aguascalientes
25/01/2022

  • El Ayuntamiento tiene la capacidad para participar en la provisión de agua
  • “No hay de otra”, hay que subsidiar si se quiere agua más barata: Alfredo Reyes

El diputado Alfredo Reyes Velázquez, quien a finales de los 90, como alcalde de Aguascalientes, ampliara de 20 a 30 años el contrato con la concesionaria CAASA, aseguró que la administración en funciones puede intervenir en la prestación del servicio de agua potable.

“Hoy sí se puede porque las cosas son completamente diferentes, no hay una inflación de tres dígitos”, por lo cual en un convenio prolongado, en principio, para disminuir el precio al público, está en posibilidades de ser recortado.

El contrato vigente, dijo, no impide una participación gubernamental que podría derivar en nuevos esquemas de financiamiento que, claro está, impactarían en los costos del producto final.

“Se puede hacer un híbrido, salió una Ley Federal de Inversión Público-Privada. El Municipio podría entrar y participar con el 50 por ciento con la actual concesionaria o con otra”.

En este sentido cuestionó “¿qué pasaría si vuelve a haber otro error de diciembre? Inmediatamente se tiene que hacer revisiones y adecuaciones al título actual, que está sustentado en supuestos de hace 20 años”, y apuntó que los términos de dicho documento deben inspeccionarse al menos cada quinquenio.

Reyes señaló que la estructuración de la Comisión Ciudadana de Agua Potable y Alcantarillado del Municipio de Aguascalientes (CCAPAMA) sí ha sido modificada, en tanto la concesión a CAASA está intacta desde 1996.

Criticó que ninguno de los alcaldes salientes haya hecho por replantear las cosas con la citada empresa, toda vez que la aparición de bóvedas resultantes del desecamiento de los pozos subterráneos sobreexplotados también es un problema de carácter público.

-¿A través de alguna maniobra en el título de concesión se puede abaratar el agua?

-La única manera de abaratar un agua que tú saques con costo real es subsidiando, no hay de otra.

Manifestó que el Programa Integral de Mejora de la Operación Hidráulica, para el cual la alcaldía ya solicitó un endeudamiento de 330 millones de pesos, es sólo parte de lo necesario para elevar la calidad del líquido, pues éste también requiere de plantas tratadoras que limpien las impurezas metálicas propias de una extracción que hoy se realiza a 500 o 600 metros de profundidad, y no a 100 como ocurría hace 20 años.

“Hoy el agua que estamos recibiendo no es para consumo humano, está muy dura, tiene muchas sales”.

Alfredo Reyes dijo, además, que Gobierno del Estado no debe limitar su participación en la distribución de pipas a los puntos marginados, sino aportar recursos tanto para la mejora de la red como para la prevención de escasez del agua.


Consideró, además, que si en lugar de hacerse cargo de la obra civil CCAPAMA sólo se encarga de auditar a CAASA, las cosas marcharían de mejor manera en lo tocante a la calidad del servicio. Las construcciones, dijo, podrían quedar en manos de la Secretaría de Obras Públicas.

Foto: Roberto Guerra


Show Full Content
Previous Candidatos a regidores por representación proporcional: PAN y PVEM
Next UAA responde a la necesidad de incrementar matrícula de educación superior con calidad
Close

NEXT STORY

Close

DIF Estatal entregó donativo de cubrebocas KN95 a Hospital Hidalgo en Aguascalientes

11/09/2020
Close