LocalSociedad y Justicia

Público y locatarios molestos por lo que consideran un engaño de los organizadores

  • De fiesta en el aire a fiesta del fraude

 

 

Lo que prometía ser un espectáculo fantástico jamás visto en Aguascalientes, resultó ser un engaño, según un sondeo realizado por este diario entre el escaso público que acudió a presenciar el espectáculo prometido, y un grupo de locatarios que pagaron por la renta de un espacio dentro de las instalaciones de la Isla San Marcos, para la venta de sus productos.

El precio por la entrada al espectáculo denominado Fiesta en el aire 2013, fue de 75 pesos por persona por cada día que acudieran a presenciar los espectáculos anunciados en la propaganda del evento; de modo que para quienes asistieron en familia el costo fue muy oneroso, y más aún cuando ni la cantidad ni la calidad de lo ofrecido cumplió en forma y fondo, según lo expresado por la mayoría de las personas entrevistadas, quienes además se sentían molestas por haber estado desde las primeras horas de la mañana de este día, y tener que regresar por la tarde para disfrutar del resto de las atracciones prometidas, que de igual forma, tampoco cumplieron con lo que se esperaba.

La situación de los locatarios no fue distinta, se sienten timados por los organizadores del evento, quienes a tres días de haber iniciado la Fiesta en el aire, no han logrado reunir a las 40 mil personas que estimaban como audiencia al espectáculo, y que fue parte de lo ofrecido por los organizadores para motivarlos a comprar un espacio, cuyo costo osciló entre los 3 mil y 35 mil pesos según las dimensiones y el área de venta. “Nos dieron gato por liebre” dicen quienes compraron su sitio para vender alimentos y bebidas –principalmente-, “nos dijeron que  vendrían entre 30 mil y 40 mil personas, y no han venido ni 500, a estas alturas nuestras pérdidas ya son considerables, habemos quienes hemos perdido en estos dos días entre 10 mil y 15 mil pesos”.

De acuerdo con la versión de los locatarios, en reunión con los organizadores del evento la tarde de este sábado, Juan de Dios González Magaña, Blanca González Magaña y Verónica González Magaña, acordaron devolverles el 50% de la renta de sus espacios, aunque momentos después se desistieron de dicho acuerdo.

Foto: Gerardo González



The Author

Gerardo González

Gerardo González