Política

Romo y Moreno también firmaron compromisos ante notario público

  • Los compromisos de Peña Nieto son de todo el partido, dijo Guadalupe Ortega en 2012
  • Los legisladores federales prometieron becas de transporte y combate al alza en la canasta básica

 

El 13 de junio de 2012, los entonces candidatos a legislador federal por el tricolor, Patricia Muñoz, Alfredo González, Pilar Moreno, Isidoro Armendáriz y Miguel Romo, firmaron ante notario público la carta que los comprometía a respaldar una plataforma de diez puntos generada por Enrique Peña Nieto, hoy presidente de la República.

Aquel evento tuvo lugar en el Comité Directivo Estatal del partido. Ante la presencia de su titular, Guadalupe Ortega, así como de Gregorio Zamarripa, coordinador de la campaña presidencial en la entidad, los aspirantes al Congreso de la Unión se comprometieron a, por ejemplo, elevar el ingreso, detener el encarecimiento de la canasta básica, bajar el precio de la energía eléctrica, garantizar el abasto de medicamentos en hospitales públicos y dotar con becas de transporte a estudiantes de preparatoria y universidad.

Nada se precisaba sobre la conclusión del Hospital Miguel Hidalgo, el Centro de Convenciones y Exposiciones y la aparición del tramo corto del ferrocarril Aguascalientes-Guadalajara, proyectos del candidato a la presidencia, sellados en Plaza de Armas, ante notario, durante su gira proselitista.

Sin embargo, Alfredo González, quien perdiera la representación del Distrito II frente a la panista Teresa Jiménez, ya adelantaba que el ingreso se vería favorecido con la participación de capitales privados en las empresas del Estado mexicano.

Hoy a las 17:00 horas inicia un nuevo periodo legislativo federal; asimismo, Enrique Peña Nieto rendirá su segundo informe de gobierno sin antes haber desahogado una sola de sus propuestas de campaña en la entidad.

La elección del 1 de julio de 2012 no arrojó buenos resultados para el priismo aguascalentense. Sólo dos de sus perfiles salieron triunfadores: el diputado Pilar Moreno y el senador Miguel Romo Medina.

Al cabo de dos años de gestiones, los legisladores tampoco han encontrado la manera de pagar sus compromisos notariados.

La canasta básica está compuesta por 80 productos. De acuerdo con la Procuraduría Federal del Consumidor se le define como “un conjunto de bienes y servicios indispensables para que una familia pueda satisfacer sus necesidades básicas de consumo a partir de su ingreso”.

La canasta básica ha superado la inflación. Durante el tercer mes del año ésta creció a razón del 3.76 por ciento, mientras aquélla lo hizo a 5.49.

Los refrescos se encarecieron 17.15 por ciento, y la gasolina 11.5. El gas de uso doméstico registraba un alza anual de diez por ciento, la cerveza con 8.6, y la carne de res con 6.8.

Aún sin becas estudiantiles, el transporte público se ha mantenido en seis pesos, con constantes pugnas por subir su precio, encabezadas por los concesionarios del servicio.

A mediados de enero de 2013, autoridades estales informaron que el abasto de medicamentos en los hospitales del Instituto de Seguridad y Servicios Sociales de los Trabajadores del Estado era del 90 por ciento.

Hospitales como el Centenario Miguel Hidalgo, en proceso de expansión, señaló recién la Comisión Estatal de Arbitraje Médico, trabajan al 125 por ciento de su capacidad.

Tratamos de “hacer nuestros los compromisos de Enrique Peña Nieto”, diría el dirigente estatal Guadalupe Ortega en el transcurso de la firma de sus candidatos al Congreso.

Pie de foto: En época proselitista, los candidatos priistas a las cámaras de Diputados y Senadores contrataron a un notario para dar fe de su palabra

 

The Author

Carlos Alonso López

Carlos Alonso López

No Comment

¡Participa!