Persisten quejas de lecheros locales - LJA Aguascalientes
20/01/2022

  • Cinco empresas han dejado de comprar producto a Aguascalientes  
  • Quince por ciento de los productores han tenido que abandonar el mercado

 

Desde hace por lo menos tres años, la industria lechera en Aguascalientes sufre pérdidas millonarias por problemas para comercializar el líquido. Este año cuatro empresas (Liconsa, Santa Clara, Nestlé y Leche Aguascalientes) han dejado de comprar por lo menos 50 mil litros de leche, cada una, a los productores locales.

Diariamente, los alrededor de dos mil productores lecheros que existen en el estado, según el padrón de la Secretaría de Desarrollo Rural y Agroempresarial (Sedrae), producen dos millones de litros de leche, de los cuales alrededor de 150 y 200 mil litros son desperdiciados por problemas para su comercialización.

El día de ayer, poco más de cien productores se manifestaron a las afueras de Palacio de Gobierno para demandar a las autoridades una solución. El diálogo ha permanecido abierto.

“La demanda es que muchas empresas compradoras de leche en el estado han dejado de comprar nuestro producto porque están comprando leches importadas, leches muy baratas, leches en polvo y eso hace que ya no les interese nuestro producto, entonces venimos pacíficamente a manifestarnos para que el gobierno entienda que los productores de Aguascalientes están desesperados. Hay algunos que han tenido que tirar su leche porque no hay donde comercializarla”, indicó Jaime González Ulloa, presidente de la Asociación de Productores de Leche del estado de Aguascalientes.

Al interior de las oficinas de gobierno, José Luis González, presidente de la Unión Ganadera Regional de Aguascalientes, Ernesto de Lucas Palacios, delegado de la Secretaría de Agricultura, Ganadería, Desarrollo Rural, Pesca y Alimentación (Sagarpa), y Luis Felipe Guerra López, encargado de despacho de la Sedrae, acompañados de Carlos Lozano de la Torre, discutían mecanismos que evitaran que los productores de leche registren pérdidas millonarias. Hasta el momento aproximadamente 15 por ciento del padrón de lecheros ha tenido que abandonar el sector por falta de recursos.

La solicitud es que la empresa paraestatal Liconsa aumente el nivel de compra a los productores, asunto que está en manos de la Cámara de Diputados. Para 2015, Liconsa tuvo un recorte de casi 200 millones de pesos, al pasar de 800 millones (en 2015) a 600 millones (en 2016).

Para los productores, la paraestatal por el momento no significa un porcentaje importante de compra: “Liconsa es un comprador muy importante a nivel nacional pero no tanto en Aguascalientes, la cuota de compra de Liconsa es muy pequeña, actualmente compra 65 mil litros diarios de leche, eso representa una nada, Aguascalientes produce dos millones de litros diarios de leche”.

Los lecheros exigen la derogación de la Norma Oficial Mexicana 183-SCFI-2012, misma que permite a las empresas lecheras combinar el líquido con productos no lácteos que son más baratos. Para Carlos Lozano de la Torre, los productores deberían de ser más persistentes con dicha solicitud para lograr su objetivo, Gobierno del Estado poco puede hacer en el asunto.

“Esta norma tiene como resultado que las empresas se aprovechen de esa norma para combinar una fórmula láctea con un porcentaje bajo de leche y eso hace que compren menos leche, y ese producto se vende más barato. La gente debe fijarse en el etiquetado porque muchos de esos productos no son leche en realidad”, indicó González Ulloa.

“Siempre están tratando de que cambie la norma, y luego se estabiliza el mercado y dejan de insistir en ello, esto tiene que tener una continuidad”, añadió Lozano de la Torre.

El gobernador coincidió en que una de las soluciones es aumentar el recurso destinado a Liconsa: “hay un problema de sobreproducción y de caída de precios en la leche, en Aguascalientes ha seguido creciendo la producción, normalmente tenemos crisis en los meses de abril y mayo y ahora los estamos teniendo fuera de tiempo. A los productores de leche no los vemos en todo el año pero hay problemas y vienen. Estamos haciendo el esfuerzo desde la semana pasada para que las comercializadoras e industrializadoras de leche sigan adquiriendo la leche de Aguascalientes, estamos mandando leche hasta Chihuahua y alteramos los mercados de allá y los productores de allá se quejan. Buscamos que el Gobierno Federal a través de Liconsa reaccione rápidamente, que hagan lo necesario para poder estabilizar la comercialización de la leche. Es un problema mundial, hay una sobreproducción a nivel del mundo, hay una caída de los precios a nivel internacional, la producción excesiva de leche deshidratada afecta los mercados”.


Por su parte, De Lucas Palacios, delegado de Sagarpa, manifestó que el problema está fuera de las manos de la delegación, aunque es su trabajo buscar soluciones: “Tenemos que ser muy específicos, a Sagarpa le preocupa las circunstancias de sus productores porque le hemos invertido recursos para aumentar la producción y que los productores tengan un mayor ingreso, pero si no hay quien les compre la leche tendremos que buscar otras instancias, porque no es nuestra función primordial, nuestra función es ayudarle al productor a que resuelva su problema de producción, la comercialización se tendrá que ver en otros niveles. Tendremos que ver que los jugadores del mercado en la parte de comercialización jueguen con nosotros, no se vale que compren en otros países, la Cámara de Diputados debería asignarle más recurso a Liconsa. Tendremos que buscar soluciones diferentes”.

 


Show Full Content
Previous La Purísima… Grilla: Vende caro tu amor, aventurera
Next Acusa PRD a Gobierno Federal de evitar alianza con el PAN
Close

NEXT STORY

Close

Esquina por favor / De imágenes y textos

09/11/2017
Close