Sociedad y Justicia

Se cubrirá hasta un 80 por ciento de las pérdidas de ganado en Calvillo

  • Los seguros ganaderos no cubren muertes por consumo de pollinaza, pero ésta será la excepción
  • La mortandad masiva de reses costará más de 125 millones de pesos
  • Se fincarán responsabilidades a los distribuidores02

Los ganaderos que enfrentan la muerte de sus reses no están solos; el Estado, la federación y las organizaciones ganaderas ayudarán a la recuperación de hasta un 80 por ciento del hato, prometieron los titulares de la Secretaría de Desarrollo Rural y Agroempresarial (Sedrae) y la Secretaría de Agricultura, Ganadería, Desarrollo Rural, Pesca y Alimentación (Sagarpa), Pilar Moreno Montoya y Ernesto de Lucas Palacios, en conferencia de prensa.

La Sedrae se dará a la tarea de identificar a los productores afectados, el ganado caído, el distribuidor y el origen del alimento en mal estado; la Sagarpa se ocupará de la situación patrimonial de los productores, los cercos sanitarios y las acciones en el ámbito jurídico.

Se estima que la mortandad de ganado, atribuida a la ingesta de alimento en mal estado, costará alrededor de 125 millones de pesos, monto que tramitará ante gobierno federal y la Banca de Desarrollo. Generalmente las aseguradoras no cubren la muerte de semovientes atribuida al consumo de pollinaza, pero ésta será la excepción, no obstante el recurso se entregará hasta que se registre la defunción del último ejemplar enfermo.

Cada animal tiene distinto valor en la póliza de seguro: “Las becerras menores de un año, valen seis mil pesos; las vaquillas o becerros de sobreaño, 15 mil; las vacas y sementales tienen una recuperación de 20 mil”, explicó Ernesto de Lucas Palacios.

Aunque las buenas prácticas pecuarias prohíben el consumo de pollinaza, se estima que hasta un 99 por ciento del sector ganadero local empleó este producto en los meses previos al temporal de lluvias.

El delegado de Sagarpa adelantó que se investigará cómo llegó el alimento a Calvillo y si contaba con certificados y guías normativas durante el traslado, o bien, se omitió alguna responsabilidad: Las movilizaciones de pollinaza, si bien se hacen por oficio en el que se determina si son para predios agrícolas o ganaderos, no se habla de suplementación de ganado; tampoco nos vamos a quedar ahí porque existe relación de unidades de producción avícola, deben avisar cuando inician tratamiento y hacia donde van a movilizar y en qué fechas y a qué lugares. Si existió alguna desviación en la movilización tomaremos cartas en el asunto”.

Sin embargo “tampoco podemos satanizar toda la pollinaza del estado, 103 granjas avícolas y se producen 120 mil toneladas por año, y durante años se ha empleado como una suplementación alimenticia económica aún en contra de las buenas prácticas, porque los rumiantes pueden aprovechar el amoniaco que contiene y hacer una buena síntesis metabólica”.

Pilar Moreno Montoya precisó que del 3 al 11 de junio se registró la principal caída de ganado, en los últimos días la tendencia ha sido menor, la autoridad ha contabilizado hasta el momento mil 203 muertes.

Asimismo se tienen identificados 62 productores afectados hasta el momento: “Algunos cuentan con Siniiga –Sistema Nacional de Identificación Individual de Ganado– ellos no tendrán ningún problema, aunque no van a recuperar el costo total de los animales, sí van a tener un apoyo del seguro ganadero; otros no tenían Siniiga pero cuentan con el fierro, con el registro de la Federación Ganadera de Calvillo y algunos otros orejanos que no cuentan con una cosa o la otra”.

Señaló que tras estudiar la trazabilidad, se fincarán responsabilidades a quienes distribuyeron el producto.

The Author

Hilda Hermosillo

Hilda Hermosillo

Periodista en ciernes. Contestataria y suspicaz por naturaleza, un tanto caprichosa, algo distraída, siempre aprendo de todo, vivo a pleno cada centésima de segundo y no podría vivir sin música. Equidad de género. Medio Ambiente. Derechos humanos. Justicia. Política y elecciones.

No Comment

¡Participa!