Sociedad y Justicia

Avala INAH obras en el Jardín de San Marcos

 

  • Se detectaron errores de procedimiento en el corte de la balaustrada, sin embargo los trabajos son adecuados
  • Ni la presidencia municipal ni el contratista serán sancionados por el Instituto

 

Desde abril, el gobierno municipal cuenta con permisos del Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH) para intervenir el Jardín de San Marcos; las obras, iniciadas el 14 de julio, tienen por finalidad la rehabilitación del tradicional sitio, informó el delegado, Héctor Castanedo Quirarte.



En entrevista, el funcionario federal precisó que es necesario reponer partes de la balaustrada y realizar una limpieza de la cantería en dos lados del jardín. Recordó que el año pasado, un automóvil se impactó contra una de sus laterales, lo que causó la destrucción de algunos balaustres que se suplieron temporalmente con cemento tras el accidente: “Nos quedó un problema estructural del otro lado de la pilastra, es por eso que ahí se está atendiendo para poder resolver ese problema que viene desde abajo”.

Reconoció que se detectó un mal procedimiento en el retiro de la balaustrada pues en lugar de emplear cincel y martillo para el retiro de la pieza afectada, debió utilizarse una cortadora eléctrica; sin embargo, no se reportaron daños en el resto de la estructura, por lo que ni la presidencia municipal ni el contratista serán sancionados por el Instituto, toda vez que el trabajo que se hace es el adecuado.

Agregó que se emitieron observaciones a la autoridad para mejorar la circulación, toda vez que el jardín de San Marcos es uno de los puntos de mayor tránsito durante los fines de semana y un paso obligado del centro al poniente de la ciudad: “Siempre hemos recomendado que en este tipo de obras se haga un tapial para evitar problemas de tráfico peatonal y vehicular y que la gente pueda circular libremente, a pie o en vehículo”,

Debido a que la remoción de una parte de la fachada del inmueble causó molestia en las redes sociales, funcionarios nacionales del INAH se comunicaron con la delegación para corroborar que las labores contaran con los permisos correspondientes: “Me da mucho gusto que la ciudadanía, los medios, las redes sociales y todos hayan (comentado), quiere decir que hay una atención ciudadana muy importante al cuidado del patrimonio; lo más importante es la motivación para que todos seamos guardianes del patrimonio que tiene Aguascalientes (…) de una cuestión aparentemente negativa está resultando algo muy positivo porque vemos que tenemos una contraloría social que resguarda el patrimonio histórico de nuestra ciudad”.

De acuerdo a información de la Secretaría de Servicios Públicos, las obras de remozamiento tendrán una duración de tres meses a partir de su arranque y costarán un millón de pesos.

El Jardín de San Marcos forma parte del catálogo de monumentos protegidos por el INAH; la construcción de la balaustrada comenzó en 1842, estilo neoclásico en cantera rosa con cuatro accesos, a cada lado del jardín. En 1887, se agregaron cuatro fuentes distribuidas en cada esquina, el kiosko se colocó en 1891 y en el 2009 se colocaron estatuas representativas de los antiguos pobladores del barrio: “El jardín de San Marcos es tan importante que hay una réplica en la Ciudad de México en Tlatelolco, esquina con Paseo de la Reforma”.

 

The Author

Hilda Hermosillo

Hilda Hermosillo

Periodista en ciernes. Contestataria y suspicaz por naturaleza, un tanto caprichosa, algo distraída, siempre aprendo de todo, vivo a pleno cada centésima de segundo y no podría vivir sin música. Equidad de género. Medio Ambiente. Derechos humanos. Justicia. Política y elecciones.

No Comment

¡Participa!