Educación

No se cerrará ninguna licenciatura por baja demanda en la UAA: Avelar González

  • El rector de la UAA advirtió que ninguna carrera será cerrada por baja demanda
  • Once carreras no logran llenar sus aulas, por lo que podrían necesitar una reestructuración
  • Este año no hubo convocatoria para Ciencias Ambientales porque está en reestructuración

 

A pesar de que la Universidad Autónoma de Aguascalientes (UAA) hay once carreras que no logran llenar sus aulas debido a la poca demanda que tienen, el rector Francisco Javier Avelar González advirtió que ninguna licenciatura será cerrada, pero se planea su reestructuración. Para la convocatoria de 2017 no se oferta Ciencias Ambientales debido a que está en reestructuración.

Este jueves se llevó a cabo la primera jornada de la Muestra Profesiográfica 2017 de la UAA, en la que cientos de jóvenes asistieron a las instalaciones de la institución para recibir orientación vocacional y conocer la oferta educativa que se ofrece.

Previo al acto de inauguración el rector aseguró que para este semestre la UAA ofrecerá cuatro mil 445 lugares. En conjunto con el resto de las instituciones de educación superior públicas, la autónoma cubre el 60 por ciento de la demanda en el estado, con lo cual el resto es cubierto por las universidades privadas.

Al cuestionarle si se pensaría abrir más espacios o grupos para aquellas carreras de alta demanda, el rector comentó que se debe actuar con responsabilidad pues es necesario considerar factores como la demanda real de los profesionistas en el campo laboral y las posibilidades de colocación de los egresados.

En algunas carreras por ejemplo, como en la mayoría del Centro de la Salud, es necesario que hayan campos clínicos donde se puedan desempeñar los alumnos como hospitales, clínicas y centro de salud para poder desarrollar las necesidades y conocimientos especiales de la medicina.

Además, comentó, los estudiantes no sólo necesitan aulas en la universidad, sino laboratorios, talleres, centros de cómputo, entre otros espacios especializados que se tienen que brindar, “No sólo es un bodegón y alguien que les eche un rollo, necesitamos toda una serie de espacios dentro de la universidad, necesitamos reforzar el aprendizaje en ambientes laborales reales, necesitamos lugares para las prácticas profesionales y servicio social”.

Mientras que la alta demanda es una realidad en varias de las carreras que ofrece la autónoma también existen aquellas que no logran llenar las aulas debido a una baja demanda; por ello, comentó Avelar González, se plantean diversas estrategias para invitar a los jóvenes a que ingresen carreras que son pertinentes.

Una de estas estrategias será invitar a ingresar las carreras de baja demanda a los jóvenes que hayan mostrado vocación o talentos especiales en relacionados con la disciplina durante sus años de bachillerato. Para ello, la UAA cuenta con una base de datos de información detallada sobre, por ejemplo, alumnos que tengan predisposición a la escritura o la filosofía.

“En estas carreras hay que ir por los estudiantes, la idea es mandar una carta a los jóvenes que tienen talentos especiales y vocaciones para estas carreras para que vengan, conozcan y se inscriban a las carreras porque actualmente hemos apostado a una difusión pareja para todas las carreras, hay algunas carreras que requieren difusión y otras que no”.

Durante su administración, el exrector Mario Andrade Cervantes, indicó que algunas de estas carreras podían cerrar sus puertas, sin embargo, Avelar González, aclaró que fue un mal entendido pues el anterior rector había querido decir que podían someterse a una reestructuración.

Una de las carreras que han mostrado una baja demanda es la licenciatura en Ciencias Ambientales, para la cual este año no hubo convocatoria debido a que está en reestructuración, “No ha desaparecido, sino que se encuentra suspendida debido a que está en proceso de reconstrucción a petición de los alumnos egresados que sugirieron replantear la licenciatura”.  

The Author

Carlos Olvera Zurita

Carlos Olvera Zurita

Nada, sólo 28 años de vida. Reportero en La Jornada Aguascalientes.

No Comment

¡Participa!