Política

Niega Lorena Martínez imposición en la dirigencia del PRI

 

  • Martínez lamentó que no se hayan registrado más competidores en el proceso de renovación
  • Divide a priistas cambio de dirigencia local

 

La excandidata a la gubernatura por el Partido Revolucionario Institucional (PRI), Lorena Martínez Rodríguez, rechazó haber impuesto el relevo de la dirigencia tricolor y lamentó que no hubiera más priistas dispuestos a competir contra la fórmula representada por su corriente y la del exgobernador, Carlos Lozano de la Torre.

Esto en respuesta a los comentarios del exgobernador Otto Granados Roldán, quien en su editorial de radio BI calificó como poco democrático el procedimiento de elección de Enrique Juárez y Dennis Ibarra como presidente y secretaria general del Comité Directivo Estatal (CDE), respectivamente, y anticipó que el PRI perderá votos en la elección de 2018.

“Yo soy muy respetuosa del licenciado Granados, fui su colaboradora, aprendí como he aprendido de todos los que han sido mis jefes y hoy por hoy todo lo que hay en mi partido es una competencia abierta, salió una convocatoria abierta para que cualquier militante del PRI que cubriera los requisitos se pudiera registrar, de hecho pudieron haberse registrado hasta tres fórmulas puesto que los sectores obrero y popular (…) no les dieron la carta de apoyo a Enrique y a Denisse, pero pudieron haber registrado otra fórmula”.

La también dirigente del Movimiento Territorial atribuyó la falta de competidores a la fuerza de su alianza con Lozano de la Torre, pues tanto Gustavo Granados como Alfredo González tenían la posibilidad de competir, pero no lo hicieron: “Lo que sucede es que se presentó una fórmula fuerte, que refleja una alianza política de dos fuerzas hacia el interior del PRI que son el ingeniero Lozano y tu servidora, y evidentemente el ser una fórmula fuerte y competitiva ya no hubo quien más se registrara, pero de ninguna manera hay un proceso amañado ni hay una convocatoria inclinada para beneficiar a nadie, simple y sencillamente hay una alianza, un trabajo político que hicimos dos fuerzas hacia el interior del PRI y concretamos una fórmula, si no se registró ninguna otra que lamentable, pues nos hubiera gustado competir y llevar una fiesta más abierta y democrática”.

Lorena Martínez dijo haber defendido la apertura del proceso de transición en la última asamblea nacional del tricolor, “yo invité incluso en tres ocasiones en la mesa de los políticos a que hiciéramos una consulta abierta a la base, convencida como estoy de que hoy por hoy el priismo tiene todo el derecho de opinar, pero si no se presenta competidor es muy complicado”.

 

Divide a priistas cambio de dirigencia local

El priista y actual delegado del Infonavit, Mario Guevara Palomino, acusó vía whatsapp que no fue respetado el acuerdo entre las expresiones políticas que inicialmente perfilaba a Denisse Ibarra como dirigente: “Los grupos, había entendido, le daban la dirigencia a una mujer joven y de buena fama pública que era parte de un proceso de transición para que se construyera un PRI renovado. ¿Cómo es posible que no aprovecharan esa posibilidad? Denisse representaba el cambio generacional y en el arribo de una política honesta y con capacidad”.

En respuesta, la presidente estatal del PRI, Norma Esparza Herrera, aclaró que la también diputada federal no llevó a cabo el trámite correspondiente: “La convocatoria cumple con los tiempos estatutarios, fueron más de diez días entre la publicación y el registro, varios priista solicitaron sus formatos y estuvieron en la posibilidad de registrarse pero no lo hicieron”.

The Author

Hilda Hermosillo

Hilda Hermosillo

Periodista en ciernes. Contestataria y suspicaz por naturaleza, un tanto caprichosa, algo distraída, siempre aprendo de todo, vivo a pleno cada centésima de segundo y no podría vivir sin música. Equidad de género. Medio Ambiente. Derechos humanos. Justicia. Política y elecciones.

No Comment

¡Participa!