Sociedad y Justicia

DIF municipal ha detectado 202 casos de abuso sexual a menores

 

  • 45 casos de violencia física y 160 de negligencia también han sido localizados
  • Todos estos casos son turnados a la Procuraduría de Defensa del Menor

 

El director del Sistema de Desarrollo Integral de la Familia (DIF) municipal, Óscar Monreal Dávila, informó que en 2017 han sido turnados la Procuraduría de Defensa del Menor 202 casos de niños que son víctimas de abuso sexual, 45 de violencia física y 160 de negligencia.

Según Monreal Dávila, entre dos a tres casos de violencia contra menor son detectados por el DIF municipal cada mes y son canalizados a la Procuraduría de Defensa del Menor y la Familia del DIF estatal.

Estos casos son detectados en las visitas que realiza el DIF a las escuelas del municipio así como dentro de las cuatro ludotecas distribuidas por toda la ciudad y posteriormente, tras un análisis, son canalizados a la Procuraduría del Menor donde se les da seguimiento.

La Procuraduría, añadió el director, es la que toma el caso y le da seguimiento a pesar de que la vida de estos niños podría estar en riesgo pues el DIF municipal no tiene la autoridad para poderlos retirar de sus hogares.

El municipio, reiteró Monreal Dávila, cuenta con cuatro ludotecas distribuidas en puntos geográficos especiales de todo el municipio, sin embargo, son las que están ubicadas al sur y oriente de la ciudad aquellas que registran mayores números de casos como estos. Al mes, al DIF municipal acuden cerca de mil cien pacientes, que van cambiando de acuerdo a cómo se van dando de alta.

Los casos más graves, lamentó el director del DIF municipal, corresponden a los de violencia del tipo sexual y maltrato físico, los cuales son turnados de manera inmediata a la Procuraduría.

Al respecto, detalló, en lo que va de 2017 se han turnado 202 niños que han sido detectados como víctimas de abuso sexual, mientras que 45 han procedido de la misma manera por maltratos del tipo físico.

Los casos de violencia sexual, informó, no son cometidos por los padres de familia únicamente, sino que pueden ser los victimarios, personas cercanas a la familia: “Quiere decir que tenemos que poner mucha atención de donde dejamos a nuestros hijos eso es muy importante y eso es un factor que ayudaría mucho”.

Estos casos, añadió el director, se detectan en las escuelas a dónde se lleva un espectáculo de teatro guiñol en donde se les plantea una situación de acoso sexual a los menores; cuando un menor se siente identificado.

A largo plazo, indicó, los daños que puede causar el abuso sexual en un menor son diversos, pero en primer lugar causa un daño a la autoestima tremendo y es una destrucción total para el aspecto emocional, “Necesitamos prevenirlo, los padres de familia podemos prevenirlo, sobre todo dándonos cuenta dónde dejamos a nuestros hijos”.

Los niños obligados a trabajar son englobados dentro de los casos de negligencia que en 2017 han sido 160 que además enlistan: niños que están todo el día en la calle y niños que son abandonados en sus casas por largo tiempo.

Todos los menores que han sido turnados a la procuraduría tienen entre tres y 14 años, mientras que, desde los 15 años en adelante, se les considera pacientes de sicología adulta y se les atiende directamente en el DIF municipal.

The Author

Carlos Olvera Zurita

Carlos Olvera Zurita

Nada, sólo 28 años de vida. Reportero en La Jornada Aguascalientes.

No Comment

¡Participa!