Se lava las manos SEP de estancias infantiles – LJA Aguascalientes
13/08/2020


  • La responsable del Programa de Expansión de Educación Inicial de la SEP afirma que la raíz del problema es la falta de formalidad laboral
  • Mujeres en trabajos formales tienen sistemas de seguridad social con servicio de guardería

 

 

Irma Lilia Luna Fuentes, responsable del Programa de Expansión de Educación Inicial de la Secretaría de Educación Pública (SEP), indicó que la dependencia que representa no es responsable por los menores que ya no tienen espacio en las estancias infantiles, siendo este un programa enfocado en el beneficio de las madres.

Este jueves 7 de marzo estuvo de visita en Aguascalientes la responsable del Programa de Expansión de Educación Inicial de la SEP para el Primer Congreso Internacional de Educación Inicial que se realizó en el Hotel Medrano.



Antes de comenzar el evento de inauguración, Luna Fuentes ofreció una entrevista a los medios de comunicación en la que se le cuestionó de la responsabilidad adquirida por la SEP tras el cese de recursos directos a las estancias infantiles del país, a lo que la funcionaria federal básicamente respondió que ese no es un asunto que le competa a su dependencia.

Como lo señaló Irma Luna, el programa beneficiaba a los madres trabajadoras que no están incorporadas a un trabajo formal, pues quienes sí lo están tienen beneficios como las guarderías del Instituto Mexicano del Seguro Social, al Instituto de Seguridad y Servicios Sociales de los Trabajadores del Estado, de Petróleos Mexicanos, de la Secretaría de Marina o la Secretaría de la Defensa Nacional.

De esta manera, la responsable del Programa de Expansión de Educación Inicial puntualizó que el asunto inicial está relacionado con la Ley del Trabajo, más incluso que con la Ley General de los Derechos de los Niños; aunque en este momento, al menos para el ojo público, más que los derechos laborales de las madres, se está volteando a ver a los niños: “Pero de origen era beneficiar a las madres trabajadoras que no estaban afiliadas a algún sistema de seguridad social”.

El problema, insistió Luna Fuentes, es la falta de formalidad en el sistema laboral de México: “Hay muchos servicios que ahora por ley tendrían que dar esa prestación, si todo se regulara como debiera ser”.

Sin embargo, en el entendido de que las necesidades que deben priorizarse son las de los infantes, se están generando algunas propuestas incluso en la SEP pese a que no es un tema que deba abordar de manera directa: “Es un asunto que la Secretaría de Educación Pública no lo mira directamente porque las estancias no tenían un origen de relación con nosotros, sino más bien era un programa de apoyo a las madres”.

Al tomar en cuenta el cese de este programa, al menos como se conocía, la responsable informó que en el caso de la educación inicial habrá cambios en la legislación: “Se está trabajando ahora en eso porque hubo modificaciones al artículo Tercero constitucional y se regresa a este la educación inicial que había sido hecho a un lado”.

De cualquier manera, indicó Irma Luna, todos los gobiernos, incluidos los estatales, deben ser corresponsables de poder brindar opciones a los padres trabajadores con hijos pequeños: “No solamente se deben de ver en el marco del Gobierno de México, sino en los 32 marcos estatales porque cada entidad tiene diferentes legislaciones”.

Mientras que en algunos estados como Guanajuato se impulsó la apertura de primeros grados de preescolar en años pasados para atender la educación de los niños de 3 a 4 años, en Aguascalientes prácticamente no existen estos grupos.

A pesar de esto y con el cese de presupuesto para las estancias infantiles, el director del Instituto de Educación Pública, Raúl Silva Perezchica, ha informado que se buscará que 150 plazas administrativas ociosas sean convertidas en plazas para asistentes en los primeros grados, a sabiendas que para estos grupos no sólo se requiere de una maestra, sino de auxiliares especializados en el cuidado de niños de corta edad, que deben tener como mínimo tres años, quedando fuera la mayoría de los que eran atendidos en las estancias de uno a dos años.

 

Vídeo Recomendado

Show Full Content

About Author View Posts

Carlos Olvera Zurita
Carlos Olvera Zurita

Nada, sólo 28 años de vida. Reportero en La Jornada Aguascalientes.

Previous Transporte público con perspectiva de género ¿realidad o reto para Aguascalientes?
Next 52 escuelas son bilingües en Aguascalientes

Comments

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Close

NEXT STORY

Close

Vital, la labor de los psicólogos en el DIF de Aguascalientes

21/05/2020
Close