La Purísima Grilla

La Purísima… Grilla: Jalón de orejas

Que su Feria es un PRImor. ¿Se cumplirá la profecía de Pelea de Gallos y los de Morena se llevarán las elecciones de las alcaldías en Aguascalientes?, quién sabe, pero de que le están echando ganas, se las están echando, por eso el fin de semana vino Ricardo Monreal Ávila a repartir jalones de orejas y coscorrones, ¿o alguien cree que el encuentro de la unidad fue otra cosa? El sábado comenzó a circular la invitación, con un poster que llamaba la atención porque como anuncio de película de los Avengers se trató de mostrar a todo el elenco y su buena relación, en el centro Arturo Ávila Anaya, rodeado por Ricardo Monreal, Nora Ruvalcaba, Daniel Gutiérrez Castorena, Fernando Alférez, Pedro Haces, Manuel de Jesús Bañuelos, Cuitláhuac Cardona y José Narro Céspedes, el único que no estuvo en la explanada del monumento a Morelos fue el senador Pedro Haces Barba, líder de la Confederación Autónoma de Trabajadores y Empleados de México (Catem), en su lugar subieron al presidium a Jesús Llamas, además de invitar a otros dos senadores, para que se notara que por apoyo no iban a parar: Primo Dothé Mata de San Luis Potosí y Soledad Luévano Cantú, a eso sume que en algún momento permitieron que se acercaran todos los candidatos morenitas a las alcaldías, felices, por ejemplo, Dulce Arellano y Alejandro Mendoza, entre otros, porque les estaba tocando su probadita de lo que es estar bien con la dirigencia nacional; en cambio, quienes no estaban nada contentos eran Cuitláhuac Cardona y José Narro, porque tuvieron que apechugar el llamado de atención del coordinador de los morenitas en el Senado. ¿Cuáles fueron los términos del acuerdo de unidad que establecieron los de Morena con Ricardo Monreal?, nos parece que está muy claro, obedecen u obedecen, no hay de otra, porque si no obedece la dirigencia estatal lo que establece la dirigencia nacional no va a haber ningún apoyo desde el Congreso de la Unión. Desde que Ricardo Monreal llego al monumento a Morelos, era evidente que vino a Aguascalientes a reiterarle su apoyo a Arturo Ávila, sí, el senador dijo que se había reunido con todos los candidatos y con todos los inconformes, el líder de los senadores morenitas no tiene por qué mentir, pero tampoco creemos que tenga que venir a rendirles cuentas o contar fichas con los inconformes de Morena que no acaban de entender la coyuntura política de esta elección, citamos las palabras de Monreal Ávila difundidas en la nota publicada el día de ayer en estas páginas, cuando refirió una encuesta: “Morena como partido 22 puntos, como partido, el PAN 21, y el PRI ya ni les digo, pero la división como candidato nos baja tres puntos, lo que tenemos que hacer es estar unidos y subir para competir y para ganar”, entonces, sólo jalando todos hacia un lado pueden no verse afectados por esa diferencia que tienen con María Teresa Jiménez Esquivel. Y se acabó, ese fue el mensaje.

Ay, nanita. Fue tan evidente la exposición de Ricardo Monreal acerca de la necesidad de unidad y lo que obtendrían a cambio, que desde otros lados se leyó correctamente el mensaje y se estableció una línea argumental de contra campaña para que los de Morena no se junten: acusar a Ricardo Monreal de condicionar el presupuesto para Aguascalientes a cambio del triunfo de Arturo Ávila, por lo menos así se trato de difundir en redes sociales, y fue chicle y pegó, por ejemplo, Raúl González, dirigente de Coparmex en Aguascalientes, cuestionó a través de Twitter a Monreal Ávila si de lo que se trató su declaración fue un chantaje: “@RicardoMonrealA entonces los ciudadanos de Aguascalientes deberíamos de suponer que si su candidato de @PartidoMorenaMx no gana la alcaldía, @Morena_Senado castigarán a nuestro municipio. De esto trata su chantaje”… ¿Será?, ¿o se nos olvidó que están en campaña?, porque lo que dijo el coordinador de los senadores morenitas fue: “Quiero pedirles que no dejen solo a Arturo, yo hago un compromiso con ustedes, sí ustedes le ayudan a Arturo para ser presidente, aquí habemos seis senadores y somos la mayoría en el Congreso de la Unión, si ustedes le ayudan a Arturo, nosotros desde México, en el presupuesto vamos a ayudarle a Aguascalientes, si ustedes ganan Aguascalientes nosotros le vamos a ayudar a Aguascalientes a que pueda cumplir con todos sus compromisos de campaña (…) ya se los digo, somos serios y hacemos un compromiso, tan luego gane, lo citaremos allá para ver los proyectos y ser gestores ante la Cámara de Diputados para el presupuesto y en la Ley de Ingresos que nos toca a nosotros aprobar, respaldaremos a Aguascalientes, pero también haremos gestoría con los secretarios de estado para que traten con dignidad a Aguascalientes y para que Aguascalientes pueda recobrar su grandeza, y pueda recobrar su seguridad”… Nada diferente a lo que otros legisladores federales o dirigentes de partido prometen cuando vienen a apoyar a sus candidatos, la diferencia, claro está, radica en que Morena es mayoría y que si alguien mece la cuna es Ricardo Monreal.

Estamos chidos. Quizá nosotros no entendemos el “compromiso” de Monreal Ávila como un chantaje porque escuchamos completo el discurso del senador, puede ser también a que se nos hizo evidente que llegó con ganas de ordenar la desordenada casa que dirige Cuitláhuac Cardona, y que le damos el mismo peso a su discurso que a la respuesta que dio cuando le preguntaron si se había reunido con Martín Orozco Sandoval “con la finalidad de que no gane Teresa Jiménez” (entrecomillamos porque la jiribilla no fue nuestra, sino de un reportero de otro medio) y el senador reviró de inmediato que no se había reunido con el gobernador, que “él respeta, no lo he visto, y él está haciendo su trabajo, con que gobierne bien y que nos deje a los partidos hacer nuestro trabajo”. Entonces, cada quién en lo suyo, ¿no?

A la espera. En Calvillo siguen a la espera de 18 millones de pesos que se les autorizó como endeudamiento para avanzarle en el famoso y encantado proyecto de la Santa Cruz, aquella que mediría 33 metros y se erigiría como el principal monumento religioso del lugar. El Ayuntamiento jura y perjura que la deuda sólo servirá para terminar la explanada del monumento y por ningún motivo para la cruz pues por su índole no pueden ejercer recursos públicos para ello, por lo que serán los calvillenses los que se encargarán del resto. Por cierto, el secretario del Ayuntamiento de Calvillo, Javier Valdivia dijo desconocer la relevación del DIF estatal en el sentido de que es son niños precisamente de aquel municipio los que ejercieron algún trabajo en la Feria Nacional de San Marcos, el funcionario dijo que si bien en Calvillo muchos niños trabajan lo hacen no por cuestiones de explotación sino como cultura de trabajo y enseñanza familiar en huertas y campo. Señaló que lo que buscan las familias de aquel municipio es enseñar a sus hijos el vivir de forma honrada y con una cultura de trabajo, “pero no son forzados a hacerlo”, puntualizó Javier Valdivia.

A la brevedad. Los que no podrán esperar como los calvillenses y tendrán que echarse la cruz al hombro, serán los magistrados del Tribunal Electoral del Estado de Aguascalientes, quienes tendrá que desahogar al menos 12 asuntos relacionados con la pugna de candidaturas al seno de Morena; en pasillos del órgano jurisdiccional se da a conocer que los morenitas están muy preocupados porque los tribunales respondan rápido a los juicios entablados pues lo que no tienen es tiempo a menos de un mes de la elección del 2 de junio, aunque después de los coscorrones repartidos por Ricardo Monreal, seguro que Salvador Hernández Gallegos, Claudia Díaz de León y Jorge Ramón Díaz de León van a poder llevársela más tranquilos.

Otra vez la burra al… En pasillos del Congresito crece el rumor de que poco antes de las elecciones del 2 de junio, los panistas volverán al ataque con la ley provida y por eso, ya están moviendo su maquinaria para que los mochos de la ciudad se aparezcan en el legislativo, así como no queriendo, para hacer presión sobre el tema.

La del estribo. Ayer alrededor de 250 personas, identificados con la organización Chalecos México marcharon en Aguascalientes para exigir que renuncie Andrés Manuel López Obrador… y, y pues no pasó nada, están en todo su derecho de marchar por lo que se les dé la gana, tengan o no razón, lo hicieron en otras ciudades, 15 mil personas en la capital del país, ¿muchos, pocos?, sinceramente no importa, reiteramos, están en su derecho, pero eso sí, lo que estas marchas ponen en evidencia es la ausencia de líderes en la oposición, que uno de los saldos de la victoria electoral de la Cuarta Transformación es el fin del sistema de partidos como lo conocimos durante los 90 años del PRI y que los no priistas que querían transformar el país todavía no acaban de entender el fenómeno López Obrador.

 

@PurisimaGrilla

 

The Author

La Purísima Grilla

La Purísima Grilla

No Comment

¡Participa!