Sociedad y Justicia

Podrían cerrar más refugios de mujeres en el país como sucedió en Guanajuato

  • Es lamentable que trámite burocrático esté por encima de la seguridad de muchas familias
  • Cierres son delicados ante alertas de violencia de género en casi todo el país

 

 

Tras el lamentable cierre del refugio de Guanajuato por cuestiones burocráticas y sin dar  apertura al diálogo, es posible que más instituciones que resguardan la integridad física de mujeres violentadas y sus familias también se vean en la necesidad de hacer lo mismo si no se libera inmediatamente el presupuesto ya asignado, manifestó Wendy Figueroa, directora general de la Red Nacional de Refugios, para La Jornada Aguascalientes.

Para la activista, la decisión de los directivos del refugio guanajuatense es debido a que se vieron en esa necesidad luego de ser víctimas de un cúmulo de actos de violencia institucional, al no haberles aprobado el proyecto y operar estos primeros meses del año sin presupuesto, además de esperar a una segunda convocatoria, lo cual sucede con varios refugios del país, y ante la dificultad de operar con recursos que logran a través de donadores y del trabajo solidario de los profesionales como abogados, médicos, trabajadoras sociales y sicólogos.

“¿Que si se puede dar en otros estados de la República?, yo te diría que sí, si no hay una liberación inmediata del presupuesto; es decir, los refugios desde hace varios años operan los primeros cuatro meses del año con profesionistas que asumen la causa de manera voluntaria sin restar su nivel de profesionalismo y experiencia en el tema, trabajan de manera altruista estos meses pro bono”, explicó la activista, quien destacó que además de esta labor solidaria, los refugios deben enfrentar otros gastos para continuar brindando el servicio de protección a las familias; sin embargo, ya pasaron los primeros seis meses y siguen sin llegar los recursos.

Fue justo el lunes 10 de junio cuando se firmaron los primeros convenios de colaboración  con la promesa de que en este mes se liberará la primera ministración, lo cual preocupa ante la situación actual que enfrentan las instituciones para mantener sus puertas abiertas, lo que se vuelve ya insostenible.

“Sin el presupuesto que ya está en el Programa de Egresos de la Federación 2019 no se libera por parte de Hacienda de manera inmediata, pues existe el riesgo de que los refugios dejen de operar y cierren sus puertas, tal vez momentáneamente, hasta que llegue el presupuesto, porque se vuelve insostenible. Donantes y personas altruistas apoyan ciertos meses, pero no pueden continuar tanto tiempo”, reiteró la directora.

Ante la realidad de que ese presupuesto para los refugios de mujeres ya existe y está debidamente etiquetado, es lamentable que se ponga  un trámite burocrático por encima de los derechos humanos, señaló la activista, pues esta situación pone en riesgo la falta de operatividad de estos centros, más en un momento en el que varios estados del país se encuentran en alerta de violencia de género, y finalmente esos espacios previenen feminicidios.

Wendy Figueroa compartió que ya algunos refugios han tenido que dejar de limitar el cupo y no dar ingreso a algunos casos, porque no pueden comprometerse a atender a más familias y descuidar a las que ya están, pues el objetivo es dar atención de calidad y calidez, cubriendo todas las necesidades: “Se aprobaron los presupuestos a cada proyecto mediante oficio desde el 30 de abril, y apenas recién se firmó el convenio de colaboración. Es un avance, pero no significa que ya se tenga el recurso para operar, sigue en pausa, pues además se entrega el 50 por ciento y después el resto”.

Otra de las urgencias en este tema es que la federación abra la segunda convocatoria ya que varios refugios del país quedaron fuera de la primera, a fin de que puedan acceder al presupuesto, en lo cual confían que suceda como cada año, además de que se aplique el cien por ciento del presupuestos de la federación canalizado a este rubro, ya que de forma histórica y lamentablemente siempre se regresan recursos asignado y etiquetado a las sociedades civiles que realizan esta labor de protección a mujeres violentadas; lo que sería una cambio trascendente de este gobierno.

 

The Author

Claudia Rodríguez Loera

Claudia Rodríguez Loera

Reportera en La Jornada Aguascalientes.

No Comment

¡Participa!