Sociedad y Justicia

Gremio del transporte materialista en Aguascalientes se declara en crisis

  • Menos de la mitad de las unidades han conseguido trabajo este año
  • La falta de obra pública les ha golpeado fuertemente

 

 

El gremio de los choferes de transportes materialistas para la construcción resiente fuertemente la falta de trabajo debido a la disminución de obra pública, por lo que se declara en crisis y hace un llamado al Gobierno del Estado para que sean tomados en cuenta.

Así lo externó Francisco Javier Ochoa Ortega, secretario general del Sindicato de Transportes Materialistas para la Construcción del Estado de Aguascalientes, adherido a la Confederación de Trabajadores de México, mismo que agrupa un total de 55 camiones cuyos choferes la mayoría de las veces son dueños de la unidad, por ello hacen un llamado al Gobierno del Estado a fin de ser tomados en cuenta en las próximos proyectos de obra pública, ya que se trata de personas de esta misma entidad que sobreviven a través de su trabajo.

Una de las esperanzas de los materialistas era que continuara la construcción del Libramiento Carretero Poniente y se detonarán nuevos proyectos de obra pública, pero siguen a la espera de que esto suceda, pues aunque obra privada sí hay, son realmente pocos lo que se animan a emprender este tipo de proyectos: “Nomás nos ilusionan, pretendemos que llegue el trabajo y de ahí sobrevivir otro tiempo, pero luego ellos -los niveles de Gobierno- no se ponen de acuerdo y nos perjudican, más que el Libramiento Poniente era la única obra segura que veíamos para ponernos a trabajar, no solo nosotros como sindicato, sino todos los camioneros”.

Mientras que en el 2018 llegaron a trabajar hasta en 17 obras, en este año se activaron sólo 25 camiones de manera pausada, poco más de la mitad están parados

Recordó que en otro tipo de obras públicas como son los puentes no les han permitido el acceso a trabajar, al haber relación con otros grupos o definitivamente los constructores optan por adquirir sus propias unidades, por eso la petición es que se les dé la oportunidad de laborar y ofrecer “un trabajo y un servicio honesto”.

Ochoa Ortega reconoció que para muchos constructores escuchar la palabra “sindicato” les hace ponerse en alerta, lo cual no debe suceder, ya que, recalcó, se trata de una organización de diálogo y que pugna por la paz laboral de sus trabajadores y de las empresas.

 

The Author

Claudia Rodríguez Loera

Claudia Rodríguez Loera

Reportera en La Jornada Aguascalientes.

No Comment

¡Participa!