PolíticaPortada

Reforma electoral no garantiza austeridad

  • La propuesta de desaparecer autoridades del sistema electoral implica un grave retroceso a la democracia
  • Autoridades electorales reconocen la necesidad de abaratar el costo del modelo electoral mexicano

 

 

Con el término práctico del proceso electoral local, se han llevado a cabo reformas en el ámbito local en materia electoral, que, a decir del consejero presidente del Instituto Estatal Electoral, Luis Fernando Landeros Ortiz, obedecen principalmente a aspectos operativos; de las propuesta e iniciativas presentadas por el legislativo en el estado, ninguna conlleva una reforma de fondo que modifique alguna circunstancia estructural del sistema local electoral.



No obstante, la atención está puesta en la Reforma Electoral federal, ya que, dijo, no garantiza la austeridad con la que se argumentan propuestas e iniciativas que van desde suprimir el financiamiento público, hasta desaparecer el mismo instituto de participación democrática.

“Ha habido alguna estridencia con ese tema, múltiples opiniones, algunas hablan incluso de desaparecer ciertas autoridades en el país, algunas hablan de desaparecer los propios institutos locales electorales junto con los tribunales electorales; otra iniciativa habla de si conservar las instancias jurisdiccionales, pero sí eliminar a los OPLES que les denominan”; el consejero presidente del IEE puntualizó que la drástica pretensión que se ha puesto sobre la mesa, de desaparecer el Consejo General del Instituto Nacional Electoral y centralizar el sistema electoral en una sola autoridad, es un grave retroceso a la democracia del país.

Si bien dijo que como organismo son respetuosos de las determinaciones que se tomen en lo federal, consideró que, por el contrario, es necesario fortalecer a la estructura electoral que ha tomado años de consolidación y que a la fecha es ejemplo no sólo en el continente, sino en el ámbito mundial por ser punta de lanza en varios aspectos. Dejó en claro que esto no implica que el funcionamiento del sistema deba ser más oneroso: “No es que se genere un dispendio de recursos innecesario, creo que la democracia se ha erigido en los últimos tiempos como el pilar que da estabilidad política y social a nuestro país, nuestra transición del poder y creo que manera muy exitosa”.

Landeros Ortiz consideró que si el objetivo principal de presentar reformas a la estructura electoral es reducir el gasto público con la política de austeridad que promulga el Gobierno Federal, hay otras maneras de lograrlo, pero no que se pretenda atentar contra los esfuerzos que se han hecho para la participación democrática en el país.

En lo nacional, autoridades electorales han coincidido en que se debe abaratar el costo del modelo electoral mexicano, por lo que se han considerado algunas estrategias que incluyen abaratar los gastos que implican los procesos electorales como es el caso de materiales que pueden ser reutilizados; la operación de los Programas de Resultados Electorales Preliminares (PREP), que podría estar a cargo de los propios institutos electorales y no hacer contrataciones externas; o la disminución del periodo de operación de los consejos municipales y distritales

Algunos señalan que una reforma podría ser viable, siempre que fuera bien analizada y con iniciativas y propuestas pertinentes, que permitan mejorar los procesos electorales próximos, por lo que podría considerarse la modificación a la ley en materia, para el año 2022.

 

The Author

Adriana García Campos

Adriana García Campos

Reportera en La Jornada Aguascalientes.

No Comment

¡Participa!