PortadaSociedad y Justicia

La CDHE Aguascalientes podría acompañar a solicitantes de la NOM 046 para evitar revictimización

  • Actuación del personal de salud debe apegarse a la legalidad y no vulnerar derechos 
  • Ley obliga contar con personal no objetor de conciencia, más en un Estado laico

 

En la Comisión de Derechos Humanos del Estado de Aguascalientes (CDHEA) se dicen dispuestos a dar acompañamiento a las mujeres que soliciten acogerse a la Norma Mexicana 046 a fin de prevenir que sean revictimizadas en el sector salud.

El ombudsman, J. Asunción Gutiérrez Padilla, expresó que luego de que la Suprema Corte de Justicia de la Nacional invalidó la controversia constitucional promovida por el Poder Legislativo local que pedía la nulidad de diversas disposiciones de la NOM 046, ahora no queda más que acatarla al ser ratificada constitucionalmente en todos sus términos: “Queda a la autoridad de salud el cumplimiento y los alcances de dicha norma, que tienen que ver con acceder a la interrupción del embarazo de la mujer con base a los términos de ley y obliga a contar para ello con el personal suficiente no objetor de conciencia, aunque quien presta un servicio público y recibe un salario no tiene posibilidad de ser objetor de conciencia, pues su actuación debe estar apegada a la legalidad y no vulnerar los derechos de los usuarios del sector público de salud. Con mayor razón en un Estado laico”.

Recordó el reciente caso de una adolescente que solicitó acogerse a la Norma y que se argumentó por parte del sector salud estatal no contar con personal no objetor de conciencia, obligó a la CDHEA emitir una recomendación al respecto que fue aceptada finalmente, al presentar un listado de médicos a fin de cumplir con futuras solicitudes.

Si bien todas las personas y entes gubernamentales están obligados a cumplir con las normas, en el caso de las autoridades están doblemente obligadas a respetarlas, y en cuanto a la NOM 046, en caso de alguna dificultad para que sea acatada, la Comisión está en la disposición y obligación de acompañar, gestionar y vigilar que se atienda la petición.

Para el funcionario, el objetivo es que no se revictimice a la persona que solicite la interrupción del embarazo producto de una violación, ya que resulta inadmisible que luego de la situación que pasó, sea precisamente el personal del servicio de salud pública el que contribuya a un entorno de victimización adicional: “La disposición de la Corte es muy clara, los términos son muy claros y que a cada uno más que acatar en su área de competencia”.

 

The Author

Claudia Rodríguez Loera

Claudia Rodríguez Loera

Reportera en La Jornada Aguascalientes.

No Comment

¡Participa!