Sociedad y Justicia

Urge regularización del esquema outsourcing por parte del Congreso de la Unión

  • En Aguascalientes no se sabe cuántas empresas están operando bajo este esquema indebidamente
  • No se debe de acabar con la subcontratación, sino regularizarla, afirman en Coparmex 

 

Hace unas semanas en el Colegio de Economistas de Aguascalientes, su asesor financiero, Gerardo Sánchez, apuntaba que el esquema de outsourcing (terciarización o, por ley, llamado subcontratación) es un sistema del que tanto empresarios como el propio gobierno (federal, estatal y municipal) han abusado para desproteger los derechos laborales de sus empleados. 

El presidente de la Comisión Laboral de la Confederación Patronal de la República Mexicana (Coparmex) en Aguascalientes, Juventino Romero de la Torre, explica que el principal empleador del país es el gobierno y que, aunque si bien no es una empresa como tal, también ha violado derechos con el método de terciarización. Destaca que esta clase de contratación se implementó a través de una reforma laboral que entró en vigor el 1 de diciembre del 2012 y es ahí donde se le denominó subcontratación: “Se ha abusado en dos factores principalmente: empresas que tienen empleados en outsourcings con el fin de reducir o eliminar el pago del PTU, participación de utilidades y, por el otro, empresas que tienen un grado de riesgo alto en el seguro social y con esta figura del outsourcing los empleados entran a otro tipo de empresas que pueden ser como administrativas, en donde el grado de riesgo en el seguro social es más bajo y, obviamente, mis aportaciones de seguridad social, que incluyen Infonavit, Seguro Social y Afores, son un poco más bajas”, dice el presidente de la Comisión Laboral de Coparmex Aguascalientes. 



Informa que en el mes que viene (cuando comience el periodo ordinario de sesiones), el Congreso de la Unión pretende entrar a estudiar la figura de la subcontratación. Sobre los comentarios que se hacen en cuanto a acabar con el outsourcing, en Coparmex no se comparte esa idea, sino que, más bien, abogan por su correcta regularización. 

Juventino de la Torre dice que si es una industria de manufactura automotriz, por supuesto resulta viable subcontratar a una empresa de limpieza, de mantenimiento o de comedor. El problema se genera cuando, en vez de requerir el esquema de terciarización para estos casos, se usa de tal modo que la industria, empresa o institución no tenga registrado ningún empleado, es ahí cuando ya se está abusando de la deficiente regularización que tiene la reforma. Destaca que también existen outsourcing decentes que cumplen con todas sus obligaciones fiscales, tributarias, laborales y que dan las prestaciones de ley (aguinaldo, utilidades, prima vacacional, etc.).

“Esto se tiene que regular, no puede acabarse de tajo”, propone el presidente de la Comisión Laboral de Coparmex. Raúl González Alonso, presidente de Coparmex en la entidad, espera que quienes estén manejando el sistema de subcontratación lo hagan bajo las premisas correctas, no obstante, en el estado aún no se sabe con certeza qué empresa está operando indebidamente bajo el esquema de outsourcing.

 

The Author

Adrian Javier Flores Nieves

Adrian Javier Flores Nieves

No Comment

¡Participa!