Sociedad y Justicia

Llama la atención la reducción de edad para iniciar en una adicción en Aguascalientes

  • Los jóvenes pierden la percepción de riesgo con el uso de la marihuana
  • El cristal no respeta edad, sexo, ni condición social

 

Los informes son claros en cuanto al incremento en el consumo de drogas, pero llama más la atención la reducción de la edad de inicio a una adicción y la autoimpunidad extrema que hay ante el uso de drogas legales, expuso el director del Centro de Integración Juvenil (CIJ) en Aguascalientes, Mario García Martínez.

Explicó que el hecho de que se sepa que fumar hace daño y quienes fumaban antes lo hacían con cierto pudor, en la actualidad buscan otras maneras de hacerlo como el cigarro electrónico, que a pesar de que es más dañino, no lo dejan: “La autoimpunidad en cuanto alcohol, cada vez hay más bebedores y de formas más dañinas, pues pasó del 27 de hace cinco años al 29 por ciento, pasando la franja de personas abstemias”.

Consideró que entre los jóvenes se perdió la percepción de riesgo con el uso de la marihuana, pues según investigaciones del Instituto Nacional de la Juventud, más del 28 por ciento de los chicos encuestados están convencidos que el tabaco es más dañino, a pesar de que se trata de dos componentes muy distintos.

Punto aparte es la llegada de la metanfetamina, una droga que calificó de extremadamente peligrosa al ser neurotóxica desde las primeras tomas, es decir, que afecta a las neuronas desde la primera vez que se administra, al matar campos neuronales más que neuronas.

“Tenemos que reaccionar ante esta situación que está fuera de control”, expresó García Martínez al reconocer que los centros de tratamiento son cada vez más solicitados por la población, a la vez que se reduce el tiempo de petición de ayuda; lo que se traduce en un pronóstico mucho más favorable.

Destacó que el consumo de metanfetamina, mejor conocida como cristal, no respeta edad, sexo ni condición social, por lo que muchas mujeres la están usando al dar energía, quita el hambre y se tiene un rendimiento físico muy elevado; aunque las consecuencias en la salud sean terribles, ya que se destapan cuadros sicóticos, de ansiedad, seguido de cuadros depresivos. En el caso de los jóvenes da pie a la actividad delictiva; además del incremento en la cantidad de ingresos al hospital siquiátrico relacionados con el uso de esta droga.

Según la Encuesta Nacional de Consumo de Drogas, Alcohol y Tabaco (Encodat 2016-2017), hay un incremento sostenido del 1.3 por ciento, mientras que el estado se mantiene en la media nacional, explicó Mario García.

The Author

Claudia Rodríguez Loera

Claudia Rodríguez Loera

Reportera en La Jornada Aguascalientes.

No Comment

¡Participa!