2019: El año de la furia – LJA Aguascalientes
16/09/2020


Tercera Vía

 



El año 2019 quedó marcado por una insurgencia global. Durante meses en Hong Kong, Chile, Líbano, Francia, Argelia, Sudán y otros países, millones de personas han marchado por las calles para expresar su desacuerdo. Las raíces de la ira son múltiples, pero estos levantamientos globales son una respuesta general; en Francia, la chispa que inició el movimiento de los chalecos amarillos fue la del aumento en el impuesto al carbono. En Chile, fue el aumento en el precio del boleto de metro lo que encendió la pólvora. En el Líbano, ha surgido una protesta social luego de la introducción de un impuesto sobre la aplicación WhatsApp.

 

Redes sociales, un amplificador

Estas chispas pueden parecer inútiles, pero son sólo la punta del iceberg. No se trata de aumentar el precio de un producto, sino de cuestionar el modelo económico vigente. Los manifestantes piden igualdad, justicia social, una mejor distribución de la riqueza. En otros países, como Hong Kong, Irak o Sudán, fue un llamamiento a la democracia lo que provocó levantamientos. “Estos manifestantes dicen ‘queremos ser escuchados’, ‘queremos influir en nuestro destino’”, descifra Didier Billion, subdirector del Instituto de Relaciones Internacionales y Estratégicas de Francia (IRIS, por sus siglas en francés). “En muchos casos, las dos causas, económica y democrática, están vinculadas”, agregó.

Ciertamente en la historia, ya se han producido oleadas de protestas populares generalizadas. Estamos pensando en particular en la Primavera Árabe, que vio el surgimiento de varios países del Magreb y Oriente Medio en 2011. Pero en este año 2019, la movilización es particularmente excepcional. Casi ninguna región del mundo se ha salvado. Y las redes sociales han jugado un papel amplificador en este fenómeno. En Barcelona, en Teherán, en Santiago, en Orán, en Bagdad, en La Paz… todos los manifestantes estaban conectados y podían seguir en tiempo real las revueltas que tenían lugar en el otro lado del mundo.

 

Represión sangrienta

Y aunque las situaciones geopolíticas difieren, hay muchos puntos en común. “Observamos que todos estos procesos revolucionarios son espontáneos. Nadie podría haber predicho su surgimiento”, señala Didier Billion. “Del mismo modo, en la mayoría de estos levantamientos, no hay un líder ni un eslogan. En Argelia, presenciamos un levantamiento con extraordinaria vitalidad, pero, aun cuando las elecciones acaban de tener lugar, ningún candidato ha ofrecido alguna propuesta para este movimiento. No hay alternativa real”, dijo el geopolitólogo.

A pesar de que la fuerza de estos movimientos ha decaído, Didier Billion está convencido de que estos levantamientos continuarán hasta que se les dé una respuesta real, aunque probablemente cambiarán de forma. Porque por ahora, la respuesta de los gobiernos ha sido mayoritariamente la represión, en diversos grados según el país; en Irak, la asociación Human Rights Watch ha contado entre 29 y 80 manifestantes muertos; en Irán, la represión es particularmente sangrienta con al menos 208 muertos, el 2 de diciembre.

En Francia, Reporteros sin Fronteras y 13 periodistas presentaron denuncias después de la violencia policial en las manifestaciones de los chalecos amarillos entre noviembre de 2018 y mayo de 2019. Hace unas semanas, un oficial de policía recibió una sentencia de prisión suspendida de dos meses. por haber lanzado un objeto pesado hacia los manifestantes durante un desfile el 1 de mayo en París.

En Ecuador, Brasil, Bolivia, Chile y otros países de Latinoamérica, la violenta respuesta de los cuerpos policiacos desnuda el carácter fascista de los gobiernos de la región contra sus habitantes. Quizá el símbolo más representativo de la brutalidad de los policías y militares del cono sur del continente americano, es la respuesta de los carabineros en Chile; las redes sociales se encargaron de desnudar una serie de crímenes de Estado en la respuesta del Gobierno de Piñera cuya imagen más representativa son los cientos de manifestantes que se vieron afectados por ataques directos a los ojos.*

 

Marina Fabré

Texto original en francés, publicado en Novethic | Traducción, edición y comentarios del Colectivo Alterius

Vídeo Recomendado


Show Full Content
Previous Elementos entregaron juguetes en San Francisco de los Romo, Aguascalientes
Next Con recursos propios, elementos regalaron juguetes a menores en cruceros   

Comments

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Close

NEXT STORY

Close

Movimiento Ciudadano no duda que la presente elección será de Estado

13/03/2013
Close