Sociedad y Justicia

30 establecimientos de Aguascalientes cerrados por regulación sanitaria en lo que va del año

  • En el 2019 fueron alrededor de 100 los negocios clausurados por la dirección de regulación sanitaria; a lo que va del año ya son 30
  • El año pasado hubo un incremento en la detección de fauna nociva en negocios de Aguascalientes que se debió al calor y que afecta la higiene de los productos

 

 

El 2019 fue un año atípico en lo que al calor respecta para la entidad de Aguascalientes, y dentro del margen de problemáticas que se pueden derivar de esa anomalía, se encuentra el aumento de fauna nociva (cucarachas, tecuejos, etc.) que puede llegar a presentarse en puestos, negocios y comercios de alimentos, poniendo en riesgo la salud de la ciudadanía. Octavio Jiménez Macías, titular de la dirección de Regulación Sanitaria del Instituto de Servicios de Salud del Estado de Aguascalientes (Issea) declaró que el 2019 fue el año en que más establecimientos se cerraron por problemas de fauna nociva y calidad microbiológica de los alimentos.

“El año pasado fue un año muy atípico en la cuestión del calor y sí nos dio mucha lata en el sentido de la presencia de fauna nociva, y fue yo creo que el año que más establecimientos cerramos por problemas de fauna nociva”, detalló el funcionario estatal. En el 2019 se cerraron por parte de las autoridades de salud más de 100 establecimientos de alimentos, pero al día de hoy, por lo menos ya van 30 negocios clausurados por falta de una regulación sanitaria acorde a la ley. 

Octavio Jiménez Macías dijo que en la entidad les preocupa la presencia de las bacterias Coli (que pueden causar enfermedades de diarrea) o de salmonella, así como otro tipo de bacterias que generan enfermedades diarreicas; estimó que en Aguascalientes se tienen entre 400 mil o 500 mil casos de enfermedades tipo diarreicas por año, por lo que la prevención desde la regulación sanitaria, como desde los hábitos personales, es prioridad para cuidar la salud del pueblo. 

Algunas de las recomendaciones que se hacen por parte del Issea es tener cuidado en el lugar donde se decida comer, insistir en la costumbre del lavado de manos y hacerse una autoevaluación para tener cuidado de sí mismo. El titular de la dirección de Regulación Sanitaria del instituto de salud, explicó que algo tan simple como la cultura del lavado de manos puede prevenir no sólo la propagación de bacterias relacionadas con enfermedades diarreicas, sino también con enfermedades respiratorias. 

Otras de las recomendaciones que se hace a la ciudadanía específicamente para los mariscos es evaluar la calidad de los alimentos, es decir, ver que no tenga un olor desagradable y no común, así como verificar su consistencia. Además, en caso de detectar irregularidades en un mismo comercio varias veces, acudir a la denuncia ciudadana para que se pueda hacer la revisión del lugar. Los verificadores de regulación sanitaria deben de priorizar que, al hacer la evaluación, se percaten de que el producto que se le está entregando al consumidor final sea de calidad y que esté bajo las condiciones higiénicas adecuadas. 

De acuerdo a la NOM-251, estas son algunas de las normativas para negocios de comida: el personal y los visitantes deben utilizar protección que cubra totalmente cabello, barba y bigote, así como ropa protectora; usar trapos y jergas exclusivos para cada actividad, deben de ser desinfectados constantemente; debe haber instalaciones para el lavado de utensilios, así como una sección de lavado y desinfección de manos (con jabón o desinfectante), entre otras cosas.

 

The Author

Adrian Javier Flores Nieves

Adrian Javier Flores Nieves

No Comment

¡Participa!