05/07/2020


La disputa política entre el Gobierno del Estado y el de la capital ha derivado en varios acontecimientos que sin duda involucran a ambas administraciones y su respectiva responsabilidad para con la sociedad.

A inicios de diciembre pasado se hizo de conocimiento público las observaciones a la cuenta pública realizadas por el Órgano Superior de Fiscalización de Aguascalientes (OSFAGS) al municipio de la capital las cuales ascienden a más de 400 millones de pesos; a la par que el Congreso expidió un acuerdo por el cual los órganos internos de control de las dependencias y organismos de la administración pública del estado se hacían cargo de recibir las aclaraciones a dichas observaciones. En su momento en rueda de prensa, desde el colectivo Ciudadanos por Municipios Transparentes fijamos la posición de que el OSFAGS tenía y tiene que dar seguimiento a las observaciones realizadas y que aquellas que no fueran solventadas se iniciaran los procesos de sanción a los que hubiera lugar.

A la par de lo anterior también se demandó que se permita al OSFAGS trabajar con autonomía técnica y que se respete su trabajo como ente fiscalizador, pues esa es su función y responsabilidad de acuerdo al marco legal que priva en el estado. Además señalamos que era necesaria su profesionalización y que deje de ser espacio en el que recomendados de las y los diputados sean puestos sin cumplir con el perfil necesario para la labor fiscalizadora.

La semana pasada el diputado Enrique García López identificado con el grupo político de la presidente municipal Teresa Jiménez, insistió en que sean los órganos internos de control los que den cuenta de las observaciones, mientras que la diputada Karina Eudave Delgado, identificada con el grupo político del gobernador Martín Orozco, llamó a su compañero de bancada a que permitiera que el OSFAGS realice su trabajo.

Esto no suena para nada a un asunto sobre la cuenta pública y la preocupación por los recursos públicos que deben de vigilar desde la comisión de vigilancia que encabeza la legisladora Eudave Delgado, ¿cierto? Huele más a un asunto de politiquería y para muestra un botón, en ente público que tuvo mayor revisión por parte del OSFGAS fue la capital del estado cuando algunos otros organismos no tuvieron ni una sola visita de los auditores. El órgano fiscalizador dedico mucho tiempo y recursos humanos a la administración municipal capitalina.

Es también irresponsable por parte de la legislatura local que el OSFAGS tenga al día de hoy 12 de febrero, 306 días sin titular.

También hoy asistieron los presidentes municipales Aguascalientes, Jesús María, San Francisco de los Romo, Pabellón de Arteaga, Asientos, Cosío y Tepezalá a la Comisión Estatal de Derechos Humanos para presentar una queja por el cateo realizado la madrugada del martes al domicilio de la presidente municipal de San José de Gracia por parte de la Fiscalía General del Estado; lamentablemente la “víctima” del atropello judicial, María Cristina Díaz, no pudo estar presente debido a que se encontraba en las oficinas de la fiscalía a donde fue llamada.

Los presidentes municipales aludieron que no se había respetado el fuero constitucional que protege a su compañero, sin embargo esa protección es para el cargo no para la persona, por lo que en ningún momento se vulneró la salvaguardia constitucional. Dicho sea de paso la orden de cateo autorizada por un juez fue para la búsqueda de drogas y armas que según dijo el fiscal estatal derivada de una investigación iniciada tiempo atrás.

Desde mi percepción el asunto interesante es lo que resulta más allá del cateo y de la queja en derechos humanos, es la unión de las y los presidentes para generar la asociación de alcaldes de Aguascalientes; lo que confirma la falta de gobernabilidad de Martín Orozco misma que se dio desde que perdió la candidatura a la presidencia municipal de la capital del PAN. ¿Es casualidad que se sumen los presidentes? ¿Será que están buscando la alianza con quien hoy por hoy parece ir en caballo de hacienda al palacio mayor?

Lo cierto es que estas disputas internas de Acción Nacional pueden abrir a brecha para un tercero en discordia, que pudiera bien ser un exocupante o un ocupante actual del nuevo palacio de Xicoténcatl.

Aun con todo lo que pueda pasar en estos días no dejemos de darle seguimiento a las observaciones a la cuenta pública y al reordenamiento y profesionalización del OSFAGS, los ciudadanos somos a quien deben representar las y los legisladores, no a sus partidos ni a sus grupos políticos.


El mejor resumen diario en tu correo por LJA.MX

 

@aguileralespron


Show Full Content
Previous Academia plural, para no hablar de ya saben quién/ De imágenes y textos
Next ¿Cajas chinas o salvavidas virales?/ Sobre hombros de gigantes

Comments

¡Participa!

Close

NEXT STORY

Close

Imprescindible, armonización legislativa en materia de protección de datos personales

17/03/2017
Close