La Purísima GrillaPortada

La Purísima… Grilla: Sube y baja

Politizados. Será el próximo jueves 20 de febrero, en la asamblea anual de socios de la CMIC, cuando se defina si será Víctor Dávila o Ángel Palacios quien presidirá a la Cámara una vez que Francisco Romero David culmine su segundo periodo. Para muchos de los socios es urgente que se concluya el proceso sin que esto signifique que el alcalde Gabriel Arellano meta las manos, al denunciar que a partir de que Víctor Dávila se postuló a la presidencia del organismo empresarial, el exalcalde pretendió incidir entre los constructores para que votaran por su gallo, lo que consideran desmotivará a la participación el mañana jueves si no se garantiza que el político se haga a un lado. Entre los operadores para Víctor Dávila se menciona también a Juan Bernardo Manríquez Paniagua, un viejo amigo de Arellano Espinosa. Más allá de las especulaciones, lo cierto es que Víctor Dávila ha hecho hasta lo imposible para ser votado a favor, pero no entre los constructores, sino desde afuera, pues desde que se postuló estuvo buscando “ayuda” en los medios de comunicación para poder dar a conocer su plataforma y granjearse algunos cuartitos de plata, gratis por supuesto; también es intensa su actividad en los chat pidiendo migajitas de atención de quienes no tienen vela en el entierro, porque, a fin de cuentas, es el representante de un sector que debe ser votado por los integrantes de esa cámara, las monadas o caravanas que hagan con los externos, él o Ángel Palacios, poco deberían importar.

Sube y baja. Algo sí interesante para todo, aunque refleje la falta de trabajo al interior, es que ayer el Instituto Nacional Electoral (INE) recibió el informe final sobre los padrones de afiliados de los partidos políticos nacionales, y no dejan de sorprender los números, échele un ojo a la siguiente tabla, que muestra los cambios en la membresía durante un año:

PARTIDO POLÍTICO NACIONAL INICIO FIN DIFERENCIA PORCENTUAL
23/01/2019 31/01/2020
Partido Acción Nacional 376,988 234,450 -38%
Partido Revolucionario Institucional 6,546,560 1,587,242 -76%
Partido de la Revolución Democrática 5,030,034 1,250,034 -75%
Partido del Trabajo 508,210 249,384 -51%
Partido Verde Ecologista de México 304,311 460,554 +51%
Movimiento Ciudadano 466,197 229,474 -51%
Morena 317,595 278,332 -12%

El director ejecutivo de Prerrogativas y Partidos Políticos del INE, Patricio Ballados, destacó que del 23 al 31 de enero de 2020 se llevaron a cabo más de 10 millones 600 mil cancelaciones de registros, lo que explica la merma de membresías en casi todos los partidos, pues si bien el PRI y PRD siguen con arriba del millón de militantes, de cuando iniciaron el proceso de actualización a su final, ambos organismos sufrieron una reducción de más de 70%, solamente el Verde Ecologista (y nos parece no sólo sorprendente sino sospechoso) logró aumentar el número de miembros de ese reducto de la dictadura priista de las alianzas y quedar como tercera fuerza nacional, pero ojo, sólo por el número de afiliados, porque bien se sabe que lo que el PVEM sabe hacer es venderse al mejor postor, lo que se ve difícil para los siguientes procesos electorales; y es que desde esta perspectiva los números son engañosos, nadie en sus cabales consideraría al PRI como la primera fuerza, o que el moribundo PT está mejor posicionado que Morena; porque si a esas vamos, algo sobre la manera de hacer política, de ser oposición en la Cuarta Transformación nos tendría que decir, porque Acción Nacional y Movimiento Ciudadano tienen casi el mismo número de militantes, pero mientras el equipo de Marko Cortés tiene un bajón de 38%, los lidereados por Clemente Castañeda tienen una diferencia mayor y, sin embargo, se dan, un quién vive en membresía. Seguro que tiene que ver algo con la decisión de los azules de oponerse frenéticamente a cualquier cosa que diga la Cuarta Transformación, mientras que los de Movimiento Ciudadano aprendieron rápido la lección del triunfo de López Obrador y tras la pifia de apoyar a Ricardo Anaya, han desarrollado estrategias regionales que les permiten mayor arraigo y conexión en las elecciones locales, así como una postura de defender causas y poner al servicio de liderazgos ciudadanos la estructura del partido, ejemplos sobran, pero dos mujeres destacan en el panorama nacional: Verónica Delgadillo y Patricia Mercado, ¿a poco no?

 

Bañados en sangre. La Cámara de Diputados del Congreso de la Unión aprobó el martes, con 415 votos a favor y 1 en contra, el aumento a las penas por feminicidio y abuso sexual contra menores de 15 años, pues consideraron que las sanciones actuales no frenan que ocurran estos delitos. ¿En serio? ¿Pues a qué van los diputados federales? Sí, lo sostenemos, aumentar las penas denota una amplia estulticia. ¿De verdad creen que pasar la pena de 60 a 65 años va a hacer que el feminicida diga “mejor no la mato”? ¿De verdad creen que aumentar las multas por feminicidio de mil días de salario mínimo a mil 500 los va a frenar? Indignante, de verdad. Indignante porque los diputados federales están respondiendo sólo al calor del momento, con la mediatización de los terribles asesinatos de Ingrid y de Fátima (más los 9 que se sumen diariamente), pero no ven ni les importa cómo frenar la violencia de género, indignante porque esta es una respuesta populachera, llena de desprecio e indiferencia del Congreso al trabajo que no han hecho nunca para prevenir, erradicar y plantear políticas públicas contra la violencia hacia las mujeres. Pero ¿y quién fue quien votó en contra? La diputada independiente Lucía Riojas, que lo entendió todo: no es el castigo lo que solucionará la violencia de género “sólo se les ocurre la cárcel como solución. Subir las penas no sirve de nada, ni su constitución moral, ni su decálogo improvisado e ignorante”, dijo al referirse a las propuestas de Morena y del presidente Andrés Manuel López Obrador contra el feminicidio, “ni las paredes limpias cuando el país está bañado en nuestra sangre”. Son 10 mujeres asesinadas al día en México, pero sólo presuntos feminicidas con procesos en donde las más de las veces ni pisan la cárcel, ¿en serio Elba Lorena Torres Díaz, diputada federal por Aguascalientes que se acaba de ir a Australia quesque a un foro? ¿Y los panistas Francisco Javier Luévano Núñez, Martha Elisa González Estrada y Sylvia Violeta Garfias Cedillo; y la priista Norma Guel Saldívar y el perredista Antonio Ortega Martínez, en serio a eso van? ¿A rasgarse las vestiduras en tribuna mientras desprecian la vida de las mujeres? Tantita mamá, por favor.

La del estribo. Nos excedimos, pensamos, hay que recular, analizamos, eso de pedirles que tengan tantita a tan pomposos personajes no está bien, no es de gente educada… pero enseguida leemos que la Yeidckol Polevnsky declaró que coincidía con Andrés Manuel López Obrador (batea de babas y ojitos entornados) en que las manifestaciones feministas no deben ser violentas y deben ser más creativas… En serio, así lo dijo, “yo que creo que deben de ser protestas pacíficas, que ojalá que sean cada día con más creatividad, que metamos el arte en medio de ello, porque con arte vamos a llegar muy a fondo y muy lejos y que no se trate de cambiar el mensaje”… sin duda Yeidckol Polevnsky es una de las alumnas más avezadas en el tetratransformista truco de la demagogia; y ni modo, terminamos bufando, pidiendo que tengan madre, ya no tantita, una completa.

 

@PurisimaGrilla

The Author

La Purísima Grilla

La Purísima Grilla

No Comment

¡Participa!