Opinión

Sin precedentes / De imágenes y textos

Estoy tratando de acordarme, estimado lector, ayúdeme, haga memoria con un servidor ¿Tiene usted identificado en sus recuerdos algún evento como el que se está convocando para el próximo martes 9 de marzo? Ante los desastres naturales que sufre nuestra nación, que, dicho sea de paso, no son pocos, como sociedad nos solidarizamos con la desgracia de los compatriotas y apoyamos, de alguna manera ya tenemos nuestro manual de procedimiento en caso de contingencia ocasionada por desastre natural, me refiero a que sabemos cómo actuar para apoyarnos. Dos veces nos hemos ido con la finta de un cambio de gobierno y con todo el coraje contra el partido en el poder salimos a ejercer nuestro derecho al voto apostando a la democracia y confiando el en árbitro electoral; logramos los cambios, pero de rato las cosas se tornan turbias y todo vuelve a la normalidad, los nuevos gobernantes no tardan en mostrar el cobre; sin embargo, el ejercicio democrático se lleva a cabo. Recorramos más hacia el pasado, como sociedad los gobiernos nos han orillado a entender la manera tan particular de gobernarnos que en ocasiones sentimos que es normal, que es la mejor forma de conducir las riendas del país, dos mundiales de futbol, ambos opacados por la toma de malas decisiones de los gobiernos en turno, una olimpiada, mismo caso ¿Coincidencia? No lo se, pero los hechos quedan en los anales de la historia; que me dice de las guerrillas, la real, la de Lucio Cabañas, por cierto quien fuera docente de la Normal Rural Isidro Burgos, le suena; la otra guerrilla, la mediática la de los zapatistas y su auténtico reclamo social justo cuando uno de tantos presidentes de esta bella nación empeñaba su palabra por el avance económico de México, ya éramos primer mundo hasta que a los encapuchados se les ocurrió entrar en nuestras vidas y todo cambió. 

Esa dualidad de imágenes contrastadas por el lente de quien observa y vive el panorama nacional, esos dos Méxicos, tal vez más, que el tiempo no puede unir o borrar la brecha, pasan generaciones y la fractura sigue ahí, sin embargo a través de los años hemos aprendido la lección. Quiero compartirle las líneas de un amigo querido que vive en Buenos Aires, Argentina, que me escribió apenas un par de días atrás. “Leemos las noticias de México y vemos al presidente que no está a la altura, acá hace poco también pasó lo mismo. En Argentina somos expertos en crisis, nunca terminamos de avanzar, es muy triste, pero es un país que tiene mucho y no sale nunca”. Será un fenómeno latinoamericano, acá también somos expertos en crisis, nunca salimos de una cuando ya entramos a otra, dicen que el cambio está en nuestras manos y cuando lo determinamos lo logramos, si bueno, estuvo en nuestras manos sacar al PRI y al PAN de la escena política de nuestro país, lo hicimos y qué resultó de eso, nada, o hasta ahora nada; es por eso que me llama mucho la atención el momento que pasaremos el próximo 9 de marzo de 2020, un hecho sin precedentes por lo menos en México y que precisamente veinticuatro horas después de celebrar el Día Internacional de la Mujer, las “Brujas del mar”, con sede en Veracruz convocan a un paro nacional en protesta por el incremento de feminicidios en lo que va de la actual administración, en otras palabras una huelga feminista, la manera de manifestarse en contra de los hechos ocurridos, de la realidad que el gobierno federal no ve con claridad y que sigue culpando a quien se deje. En el ámbito mundial las voces femeninas se comenzaron a escuchar “de manera oficial” a partir de 1975 cuando la Organización de las Naciones Unidas ONU declaró la conmemoración del Día Internacional de la Mujer el 8 de marzo. 

Ahora, 9 de marzo, a 69 días de haber iniciado el 2020, la estrategia, las acciones a seguir son detener el diario acontecer, trabajar sin mujeres, estar sin ellas en los diferentes escenarios que hacen que nuestra vida política y socioeconómica fluya, una mejor alternativa que aquellos hechos vandálicos a los inmuebles de las ciudades donde se manifiestan los grupos feministas exigiendo el alto a la discriminación y violencia de género, este problema que insisto ya se salió de las manos y que no tiene nada que ver con apoyar a Andrés Manual o no, me parece completamente fuera de lugar que el gobierno federal convoque a no participar en la propuesta del movimiento que encabezan las Brujas del Mar, y que además afirmen que esto ya se politizó, que atrás de todo esto están los conservadores y liberales, adversarios del actual gobierno, que vista tan miope, sobre todo la de Beatriz Gutiérrez quien al principio apoyó la iniciativa “un día sin mujeres” pero ahora hace un llamado a “No al paro nacional”; cuál fue la razón, por qué pareciera que el matrimonio presidencial padece de esquizofrenia y piensan que todos queremos hacerles daño, “Apoyamos a AMLO y también queremos erradicar la violencia”, ese fue su pronunciamiento; está como su marido cuando le agradeció a las fuerzas armadas a no sucumbir ante la tentación golpista. ¿Usted escuchó por ahí que alguien estuviera confabulando un golpe de estado? Usted escuchó por ahí que la culpa de los feminicidios sea directamente responsabilidad del primer burócrata del país, claro que no, su compromiso es hacer algo por mantener el orden y la concordia en México, entre otras cosas. 

Sin precedentes lo que vamos a observar este próximo martes nueve de marzo cuando México trabaje sin mujeres, la única consigna creo yo es no politizar el suceso, tomarlo como es, apoyar sin restricciones y dejar huella como nación, donde la sociedad en general se compromete a sacar adelante las desgracias, este es un desastre derivado de la descomposición del tejido social que no es exclusivo de esta administración pero si es su responsabilidad enmendar el camino lo antes posible, porque de lo contrario el precio por este descuido será muy alto. 

ericazocar@hotmail.com | @ericazocar

The Author

Eric Azócar

Eric Azócar

No Comment

¡Participa!