Futbol nacional: Tras la muerte del Ascenso, la inanición de las ligas inferiores – LJA Aguascalientes
23/09/2020


Raúl Ochoa

CIUDAD DE MÉXICO (Proceso).- La Liga MX blindó a los clubes de su principal categoría con la anulación del descenso, pero no logró impedir la desbandada de los dueños de franquicias en la Liga Premier (Segunda División) y la Tercera División Profesional (TDP), desengañados de invertir millones de pesos a cambio de acceder a la disputa de un simbólico trofeo y medallas.

La osadía de la Liga MX dejó en situación vulnerable a estos inversionistas de la segunda y tercera divisiones, donde al menos una docena de equipos han decidido no participar el próximo torneo.

De momento, en la Liga Premier ya se bajaron el Club Deportivo Tepatitlán de Morelos y Tlaxcala FC, que ahora participarán en la Liga de Expansión, que reemplaza al extinto Ascenso MX. No obstante sigue latente el riesgo de que la lista se desintegre.

En el caso de la TDP, es factible que de las 186 franquicias que tomaron parte en la inconclusa temporada anterior, una veintena no compita en el siguiente torneo, aun cuando el secretario general de esa división, Rafael Pérez, considere que cualquier ausencia será compensada con nuevos afiliados.

Tres meses después de la anulación del descenso, Miguel Ángel Rogel, dueño del Atlético Estado de México en la Liga Premier y Linces de Tlaxcala en la TDP, está inconforme con la medida y confirma a Proceso que no participará en la Segunda División; incluso, dice, analiza la posibilidad de retirarse también de la tercera.

“Sólo un tonto se atrevería a invertir 9 o 10 millones de pesos por temporada en la Liga Premier únicamente por un trofeo y unas medallas; no hay expectativa de nada. Nadie de la Liga MX voltea a decirte: ‘Me interesa este jugador, véndemelo; te pago los derechos de formación’. ¡Nadie voltea a ver a esa liga!

“Para los inversionistas ya no es viable gastar millones en un proyecto en el que no te permiten ascender. De hecho, ya tengo a la venta los equipos”, enfatiza Rogel.

De momento, más de una docena de franquicias confirmaron su salida de la Liga Premier, como Correcaminos, Club Calor de San Pedro, Yalmakan FC, Tuzos de la Universidad Autónoma de Zacatecas, Atlético Bahía, Cuervos de Ensenada y Coras de Nayarit, sostiene Rogel.

Y agrega: “Varios equipos de la Segunda División manifestaron que no van a participar en la siguiente temporada, que tentativamente iniciará en agosto o septiembre”.

Sólo Atlético Reynosa no obtuvo la certificación de la Liga MX para incursionar en la naciente Liga de Expansión, que se disputará con 16 equipos, por lo que estaría de vuelta en la Liga Premier. Sí fueron aprobados Tlaxcala FC y Club Deportivo Tepatitlán.

Para el empresario, la intención es clara: La Liga MX está destinada a convertirse en un modelo idéntico a la Major League Soccer (MLS), de Estados Unidos, sin ascenso y sin descenso.

“Eso quiere decir que la MLS ha tenido mucho más éxito comercial y futbolístico que la nuestra en tantos años. Sin duda alguna, la MLS le ha puesto la muestra.”

Los problemas se acumulan en las divisiones inferiores desde que la Liga MX suspendió el descenso. El director deportivo de Atlético Estado de México y Linces de Tlaxcala, Édgar Villanueva, sostiene que la medida fue desatinada. De por sí, dice, resultaba difícil que los equipos de la Liga Premier cumplieran con el requisito de estadios con aforo para 15 mil personas.

En opinión de Villanueva, la modificación de la Liga MX acabó “por matar el espíritu de competencia: el ascenso. Les complicó más la existencia a los equipos, porque gastan más. Lo peor es que ese dispendio no te retribuye ningún beneficio. En el caso de las franquicias de la Tercera División, quizá la situación es un poco distinta, pues es más de carácter formativo”.

Para sobrevivir, la mayoría de los equipos cobran los registros al futbolista. “No calificaría este cobro como malo o bueno, porque los equipos pueden justificar que están formando a un jugador como si se tratara de una escuela particular. Al final, puede ser un esquema de negocios”, comenta Villanueva.

El monto del cobro de registro depende de cada equipo. En ese sentido, las tarifas oscilan entre 15 mil y 30 mil pesos por temporada. El monto, dice, depende del esquema de cada franquicia. Por ejemplo, hay planteles que viajan mucho, por lo que requieren más ingresos. Y hay aquellos que están en cierta localidad y no necesitan de largos traslados.

De acuerdo con el director deportivo, a través de este sistema los equipos pueden permanecer en la TDP, a diferencia de la Liga Premier, “donde los gastos se multiplican hasta cinco o seis veces”.


Al igual que Rogel, Villanueva considera poco viable un proyecto en la Liga Premier para que los inversionistas gasten en un equipo en el que no te permiten el ascenso, e ironiza: “La decisión está bien planeada, hecha a conciencia y bien pensada, pero para favorecer a los de la Liga MX”.

–¿Qué futuro les espera a estas ligas?

–De entrada, disminuirá el número de equipos que participará en la siguiente temporada si es que deciden iniciar en agosto o septiembre. Si no te dejan ascender porque no cumples los requisitos, tal vez pueden compensarlo con un premio económico. Por decir una cifra: 8 millones de pesos para el campeón de la Liga Premier y 1 millón de pesos para la Tercera División.

–¿Quiénes están dispuestos a seguir bajo estas condiciones?

–Por lo que he hablado con compañeros y jugadores de otros equipos, se calcula que en estos momentos hay una disminución aproximada de 30% de los equipos. Estamos hablando de que al menos 60 franquicias están en espera de confirmar si participan o parar un año al equipo, porque se vuelve una cadena: como la mayoría de ellos cobran por el registro, los padres de familia no están en condiciones de pagar en estos momentos.

Hasta hace un año se pagaba a la Liga Premier por una franquicia de la Serie A 4 millones de pesos, más IVA, y 2 millones más IVA el derecho a participar en la Serie B. La situación es distinta en la TDP, donde se cubre una cuota de 1 millón de pesos, más IVA.

Vídeo Recomendado

Show Full Content
Previous INE: los elegidos, los descartados, los enojados
Next ¿Por qué Claudio X. González tuvo que dejar la presidencia de Mexicanos Contra la Corrupción? Aquí te decimos:
Close

NEXT STORY

Close

Discuten políticos y académicos sobre los efectos del TLC

28/01/2014
Close