Salud y economía en México y el mundo/ Visiones a distancia  – LJA Aguascalientes
23/09/2020


Me llaman la atención las cifras que se reportan de la pandemia de Coronavirus y de la economía mexicana, sobre todo que el presidente Andres Manuel López Obrador diga que ya tocamos fondo y que empezaremos la recuperación. Al hacer un comparativo con países similares en tamaño de la economía o población, al analizar a los líderes de esas naciones en circunstancias similares y los resultados que han obtenido en la gestión de las crisis económica y de salud, la primera consecuencia de la otra, no parece que podamos ser tan optimistas como él.

Con 48,012 fallecidos por Covid-19 hasta el 3 de agosto, México ocupa el tercer lugar en el ranking de países con más muertes por coronavirus después de Estados Unidos y Brasil, seguidos los tres por Gran Bretaña en cuarto sitio de acuerdo a cifras de Worldometer, sin considerar que el Dr. López-Gatell aceptó hace unos días que la cifra podría ser tres veces mayor. Estaríamos hablando de 144 mil decesos, con lo que nos ubica un poco por debajo de Estados Unidos que contabiliza casi 159 mil personas fallecidas. 

El problema es que somos el país número 66 en aplicación de pruebas por cada millón de habitantes y eso no nos permite saber con exactitud dónde estamos parados, a diferencia de Perú que es el país que más pruebas ha aplicado por cada millón de personas. Tal vez por eso somos el segundo país después de Rusia con más casos nuevos y el primero con más muertes recientes, las de ayer, lo que indica que estamos muy lejos de aplanar la curva, de tocar fondo como repite López Obrador a quien ya no se le puede creer.

No es casual que los malos resultados en la gestión de la pandemia sean compartidos por presidentes de los cuatro países que han menospreciado las recomendaciones de la Organización Mundial de la Salud, comenzando por el uso del cubrebocas. Tampoco es casual que los cuatro presidentes sufran acusaciones de ser populistas, aunque discutible por definición en los casos del brasileño Bolsonaro y el inglés Johnson, pero sin duda con tintes bastante cercanos.

En materia económica, no es casualidad que los países con peores cifras de coronavirus no son exactamente los que presentan los datos más preocupantes en su economía, mientras que México está en las peores cifras de ambas crisis, la económica y de salud.

La semana pasada nos enteramos de la caída de nuestra economía en -18.9% (comparada con el mismo trimestre de 2019). Solamente Venezuela, Francia y España tienen peores tasas de decrecimiento económico de acuerdo a cifras de Trading Economics. 

En cuanto a la crisis sanitaria, Venezuela reporta alrededor de 20 mil casos de Covid-19 y 180 fallecidos, pero son datos de los que poco nos podemos fiar. Francia ocupa la posición 20 con 191 mil casos y 30 mil fallecimientos y España va descendiendo posiciones luego de haber sido el país más afectado y por lo que ahora está en el lugar número 9 con 344 mil casos y 28 mil muertes. Esto parece indicar que si bien han tenido una fuerte contracción económica, lo han hecho en aras de disminuir los contagios y al menos ahora están mejor que nosotros en ese sentido, recordando que también desestimaron en un principio la alta capacidad de propagación del virus y su gran capacidad letal.

Indonesia por ejemplo, tiene un Producto Interno Bruto similar al de México, un poco menor de hecho, pero presenta un PIB positivo de 2.97%, y ocupa el sitio 23 en el ranking de coronavirus con 113 mil casos y 5 mil trescientos decesos. Turquía presenta un 4.5% de crecimiento económico y se posiciona en el lugar 17 con 233 mil casos y poco más de 5 mil muertes. Son dos ejemplos de economías similares en tamaño a nuestro país, pero se mantienen en crecimiento económico y con menores tasas de Covid-19, algo están haciendo mejor que nosotros.

Por la relación de número de habitantes tampoco salimos bien. México con 129 millones de habitantes y Rusia con 146 millones de habitantes, ocupan el segundo y primer lugar en fallecimientos de Covid-19, pero Rusia reporta un PIB en crecimiento de 1.60% y Japón con 126 millones de habitantes tiene un decrecimiento del PIB de -1.7%, 16 veces inferior al nuestro, a cambio, ocupa el lugar 51 del ranking de Covid, lo que indica que también ha sacrificado la economía por la salud.

Nuestro país ha invertido solamente un 0.7% del PIB para estimular la economía, aunque el presidente quiera contabilizar créditos ordinarios como los del IMSS, Infonavit e Issste como apoyos extraordinarios. Gran Bretaña por ejemplo, ha destinado un 17.7%, Francia 15.2%, Estados Unidos 10.7%, Brasil 3.9% y Argentina 3.7%, España 3.5%, y Perú del 12%, según un informe del Fondo Monetario Internacional (FMI), Centro de Estudios Estratégicos Internacionales (CSIS). Nuestro presidente insiste en que no va a “rescatar empresas como antes se hacía”, y está orgulloso de decir que está brindando recursos de todos de abajo hacia arriba.

Con todas estas comparaciones, pretendo demostrar que los líderes que han menospreciado la pandemia son los que más casos presentan en sus países, México es el tercero. Que no importa el tamaño poblacional o de la economía, seguimos con cifras comparativamente peores que naciones similares y que si bien algunos países tienen afectaciones en su economía, han visto beneficios en lo económico cuando los mandatarios han tomado con responsabilidad las medidas sanitarias y económicas.

La desastrosa gestión de la pandemia y la crisis económica auto infligida o de diseño como le llama el Secretario de Hacienda, ha generado un incremento en el número de personas pobres en nuestro país, las cifras macroeconómicas se reflejan en la gente, comenzando por las más pobres. Pasamos de 45 millones a casi 70 millones de personas que ya ni siquiera tienen para comprar la canasta básica de acuerdo con cifras oficiales del Coneval.

Conclusión, necesitamos políticas públicas serias y pragmáticas en lo económico y sanitario, sin ideologías y tintes políticos, mucho menos electoreras, nuestro presidente se refiere a recetas del pasado cuando la situación es totalmente novedosa e incomparable con cualquier crisis de la historia. Mientras esto no suceda, aumentarán los muertos ya sea por coronavirus o por hambre, cualquiera de las dos, responsabilidad de quien conduce al país.

Vídeo Recomendado

Show Full Content
Previous Corrupción, falta de coordinación, desconocimiento de impacto, limitan Alertas de Violencia de Género
Next En el fondo de la transparencia
Close

NEXT STORY

Close

Inauguran pozo de agua en Ejido de San Francisco de los Romo

16/02/2020
Close